La reforma pensional, un viejo problema

La reforma pensional, un viejo problema

Enero 07, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
La  reforma pensional, un viejo problema

La Reforma Pensional está en estudio en Colombia.

El Gobierno Nacional, investigadores económicos y empresarios coinciden en que Colombia necesita una reforma pensional y que entre más rápido se logre será mucho mejor para el país.

El Gobierno Nacional, investigadores económicos y empresarios coinciden en que Colombia necesita una reforma pensional y que entre más rápido se logre será mucho mejor para el país.Actualmente, los problemas son varios: baja cobertura, inequidad, pocos cotizantes y reducidos recursos para cubrir el monto de las mesadas en el corto plazo. Por eso, hay consenso en muchos sectores que la reforma debe hacerse. La cuestión está en los términos en que dicho proyecto se estructure, es decir, ¿cuáles serán las modificaciones que se realizarán? Marcelo Duque, especialista en el tema, explica que no es tan sencillo decir que se incrementarán los años para la jubilación. “Primero hay que pensar dónde están los empleos para las personas mayores de 60 años. Ninguna empresa en Colombia contrata a alguien de 55 años o más, como sí sucede en otros países como Estados Unidos”, afirma.Ante este panorama, la reforma que plantea el experto es una que vaya acompañada de una política de empleo para dar oportunidades de trabajo a los mayores de 50 años, para ello considera necesario dar incentivos tributarios a las empresas, de manera que las personas adultas tengan empleo y puedan cotizar para su pensión. La realidad es que en el país, según cifras del Dane, había 20 millones de ocupados en octubre del 2011 (en las trece principales ciudades), de ellos 9.920.00 eran informales y apenas 4,1 millones cotizaban en salud y pensión. De acuerdo con Asofondos, eso hace que unos 13 millones de colombianos nunca vayan a pensionarse.Visión de la academia La reforma que debe hacer el país para los académicos es la que garantice la sostenibilidad financiera del sistema. En Colombia opera el régimen de prima media (sistema público que maneja el Instituto de Seguro Social, ISS, y que financia el Estado). Hoy existen 1.247.145 colombianos que gozan de una pensión por parte del ISS. También están los administradores de fondos privados que funcionan con el ahorro individual de cada colombiano y la pensión de ellos depende de su propio aporte. Hoy existen 43.516 personas jubiladas con este régimen.Pero el problema está en la financiación del régimen público. Según Fedesarrollo, el gasto público en pensiones pasó de ser el 0,8% del PIB en 1990 a 4,1% del PIB en el 2010. Lo que se espera es que el número de personas que en el mediano plazo se jubile crezca y la plata para cubrir esas mesadas disminuya. Se estima que los pensionados le costaron al país $24 billones en el 2011 y en el 2016 ese valor puede ascender a $26 billones.Julio Cesar Alonso, director del Centro de Investigaciones Económicas y de Finanzas, Cienfi, de la Universidad Icesi, considera que la reforma que haga el país debe garantizar que la cantidad de dinero que entre a la “olla” de las pensiones sea mayor a la actual y “eso se hace ahorrando más tiempo y aumentando la edad para obtener la jubilación”. Cálculos de Fedesarrollo muestran, por ejemplo, que una persona que cotiza durante 25 años (1.300 semanas) con el Instituto de Seguro Social sobre una base de dos salarios mínimos se pensiona a los 62 años y si vive hasta los 83 años requerirá que se le subsidie el 78% de su pensión, lo que afirman no es sostenible. La reforma de los trabajadores Según Asofondos, que agremia a los administradores de fondos privados, el 85% de los subsidios que el Estado otorga al sistema de jubilación está dirigido a financiar las pensiones más altas, problema que no solucionaron las reformas hechas en el pasado y que se ha incrementado por vía de sentencias judiciales, por medio de las cuales se han otorgado compensaciones muy onerosas.Para los trabajadores, la reforma que estudie el Gobierno Nacional debe estar enfocada en acabar esas pensiones altas, porque el grueso de la población está subsidiando a los más ricos. “El ISS tiene un millón de jubilados y de esa cifra el 80% está con mesadas entre 1 y 3 salarios mínimos y el 20% son pensiones que superan los $20 millones”, afirma Tarsicio Mora, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores, CUT.Si hay reforma, explica, debe garantizar la estabilidad laboral, acabar con la tercerización laboral, las cooperativas y apretar las altas pensiones.Marcelo Duque coincide en que en adelante los subsidios se deben dirigir hacia las poblaciones más vulnerables. Los cálculos de los gremios indican que sólo 0,3% de los subsidios se destina al 40% más pobre de la población.Sergio Clavijo, presidente de Anif, asegura que la administración de Juan Manuel Santos está en mora de abordar esta reforma, pues Colombia no puede ser ajena a los “campanazos” provenientes del mundo desarrollado y que indican la necesidad de corregir el déficit.La reforma, para este gremio, debe estar orientada a marchitar el régimen de prima media, eliminar los subsidios y elevar las edades de pensión en un horizonte no superior a tres años, hasta llevarlas a 62/65 años y anclarla (por fórmula) a los progresos en la esperanza de vida. A esta propuesta Fedesarrollo le anexa la posibilidad de igualar la edad de pensión de hombres y mujeres.Asofondos asegura que el año pasado 18 países incrementaron la edad de jubilación y 57 crecieron el monto y tiempo de las cotizaciones por los problemas de financiación del sistema.Analistas de la OIT afirman que intervenir el sistema de pensiones no tendrá gran repercusión a menos de que haya empleos disponibles que permitan a los hombres y mujeres de edad avanzada permanecer activos laboralmente. La polémica sobre qué incluirá la futura reforma apenas empieza. El ministro de Trabajo, Rafael Pardo, habla de principios de universalidad y sostenibilidad, pero lo que temen muchos jóvenes que apenas empiezan a cotizar es que lograr una pensión será un privilegio de un número de colombianos cada vez menor. Régimen actual En la actualidad, en Colombia, las mujeres se pensionan a los 57 años y los hombres a los 62, de acuerdo a un número determinado de semanas cotizadas.Existe un régimen de transición que permite que las mujeres logren la jubilación a los 55 años y los hombres a los 60 años.Ese régimen especial cobija a las mujeres que al 1 de abril del año 1994 tenían 35 años de edad y a los hombres que en esa misma fecha tenían 40 años. O a las personas que en ese momento llevaban 15 años cotizados. Esta transición que cobija a un grupo pequeño terminará en diciembre del 2014.¿Por qué la reforma? El actual sistema pensional está desbalanceado. Eso significa que hay un grupo pequeño de la población haciendo aportes, mientras que el número de jubilados aumenta y no habrá recursos para cubrir en el futuro las nuevas mesadas. Las pensiones le significan al Gobierno el 20% del gasto público anual y según investigaciones, en los últimos diez años el giro para el rubro de jubilaciones aumentó en $9 billones. La cobertura del sistema es baja. Menos del 20% de las personas en edad de pensión reciben una. El régimen es inequitativo. El Gobierno subsidia las pensiones, es decir el sistema no se financia solo. La expectativa de vida aumenta. Según Planeación Nacional los colombianos viven en promedio 80 años. Reformas incompletas. En los años 90 surgió la Ley 100 por la que se crearon los fondos privados que hoy cuentan con ahorros por más de $100 billones. Analistas dicen que más personas deben entrar a este sistema.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad