La puja por el aumento en el salario mínimo aún está ‘cruda’

Diciembre 03, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
La puja por el aumento en el salario mínimo aún está ‘cruda’

Hoy inician las negociaciones. Fenalco dice que hay que esperar las cifras de productividad y de inflación.

Si bien hoy inician las concertaciones para el incremento del salario mínimo que regirá en Colombia a partir del 1 de enero de 2013, según los expertos aun no se puede hablar de una cifra estimada y el tema aún está ‘crudo’.Así lo manifestó el presidente de la Federación Nacional de Comerciantes, Fenalco, Guillermo Botero, quien dijo que a la fecha no hay una propuesta oficial por parte de los empresarios frente a dicho aumento, puesto que primero se deben evaluar tres aspectos clave: inflación causada (que será del 3%), inflación proyectada (del 3%) y productividad, que será revelada en las próximas semanas por el Departamento Nacional de Planeación.En los últimos días, el director de Fedesarrollo, Leonardo Villar, señaló que “lo más recomendable es un incremento al mínimo también del 3%”. La cifra equivaldría a un aumento salarial de $17.000; es decir que pasaría de $566.700 a $583.700. “Establecer un salario mínimo demasiado alto frente al ingreso per cápita puede generar más informalidad y desempleo”, agregó Villar y explicó que en Colombia el salario mínimo representa el 50% del ingreso per cápita, mientras que en países como Brasil el salario representa un 33% del ingreso per cápita. “Nosotros tenemos un mínimo que es mucho más alto de lo que corresponde al nivel de desarrollo. Ojalá todos pudieran ganar más que el salario mínimo en el país, pero desafortunadamente más del 60% de la población trabajadora gana menos del mínimo”, dijo.Por su parte, el presidente de la Asociación Nacional de Instituciones Financieras, Anif, Sergio Clavijo, propuso un aumento del 4,2%, con el fin de no afectar la generación de empleo en el país”.De ser así, el incremento sería de $23.800, lo cual equivaldría a un salario mínimo de $590.500 para el próximo año.Al respecto, el Presidente de Fenalco dijo que si bien el sector privado “trata de llevar una posición conjunta, no es fácil hablar de cifras ahora; no ha habido tiempo de concertar una, pues todas las partes han estado concentradas en la reforma tributaria”.“Es fácil opinar cuando no se está sentado en la mesa, pero las cifras deben ser racionales. Hay que esperar proyecciones y resultados del Dane”, añadió Botero.Las centrales obreras, por su parte, aún no tienen una propuesta unificada sobre el salario. Algunos piensan que el incremento debe ser del 10% y otros 7%.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad