“La industria es más competitiva y busca mayor tecnología”

“La industria es más competitiva y busca mayor tecnología”

Mayo 15, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Alfredo García Sierra
“La industria es más competitiva y busca mayor tecnología”

Luis Carlos Villegas.

El presidente de la Andi, Luis Carlos Villegas, insiste en que las reformas tributaria y pensional son inaplazables. Las perspectivas son positivas.

El tema de las reformas tributaria y pensional ha vuelto a sonar en Colombia. Así como la polémica sobre si el Banco de la República se equivocó al descartar el control de capitales para evitar un mayor desplome del dólar. El presidente de la Asociación Nacional de Empresarios, Andi, Luis Carlos Villegas, dice que esas son decisiones que no se deben seguir aplazando por el bien de la economía.Algunos analistas afirman que la industria no será este año una locomotora para empujar la economía. ¿Cuál es la realidad del sector?Las cifras de crecimiento industrial están entre 5,5% y 6%. Son históricamente positivas. Se trata de crecimientos sin contar con el mercado de Venezuela, un embargo que fue el gran enemigo del sector en los años 2008 y 2009. En eso no nos podemos equivocar, y fue un reto que la industria pudo remontar haciendo exportaciones a otros mercados, que sólo en marzo pasado crecieron por encima del 12%. Esto habla bien de la competitividad de la industria colombiana. ¿Entonces por qué la industria no entró a formar parte del Plan de Desarrollo del presidente Santos?Más que políticas sectoriales lo que el país necesita son políticas de competitividad que sean transversales e integrales. Me da la sensación de que las políticas sectoriales son algo que ya pasó. Lo que buscan hoy los países más modernos del mundo es una competitividad general donde por supuesto también se benefician el comercio, la industria y los servicios, al igual que la agricultura sin ningún distingo. Lo que se juega allí es la capacidad de las empresas para crecer en medio de un entorno favorable y competitivo.¿Por qué existe entonces la percepción de que Colombia se está desindustrializando, ya que la participación del sector en el PIB cayó del 22% en los años 70 al 12% hoy, y no genera los empleos necesarios?En el mundo el gran generador de empleo no es la industria, sino el sector servicios. Eso es así en los países desarrollados y en los que están emergiendo. De manera, que me parece que ese no es el argumento. La industria ha mantenido una participación de alrededor del 14% en el PIB, nivel que uno por supuesto quisiera ver incrementado, pero no ha tenido mayores descensos en estos años.Las exportaciones industriales se han aumentado en 2,5 veces al pasar de US$7.000 millones en el año 2000 a US$18.500 millones en el 2010. Eso significa que hay una industria competitiva y que se está renovando tecnológicamente. Por ello las importaciones de bienes de capital están creciendo a una velocidad muy grande. Pasamos de comprar US$2.000 millones en maquinarias y equipos hace once años a US$8.500 millones en el 2010 para modernizar las factorías. Eso significa que allí hay un gran impulso. ¿Siendo así, cuál es la apuesta de crecimiento de la industria para el 2011 pese a la ola invernal?Estimo que la industria estará creciendo alrededor del promedio del Producto Interno Bruto, PIB. Es decir, que si estamos hablando de crecimientos del 5% y el 5,5%, ese puede ser el crecimiento de la industria para el 2011.¿Por qué la Andi dice que debe acelerarse una reforma tributaria?Lo que hemos dicho es que se deben bajar los impuestos en sus tarifas corporativas para poder colocarnos en un plano de mayor competitividad tributaria frente al resto del mundo.Esperamos anuncios del Gobierno sobre una reforma tributaria para bajar esas tarifas a las empresas. Hay que aplanar el IVA, hacer menos tortuoso el pago de los impuestos, más claridad en las decisiones de la Dian y que haga descontables, por ejemplo, el IVA que se paga por los bienes de capital para la industria. Espero que este año se tomen decisiones porque hay la disponibilidad fiscal y la necesidad de darle competitividad tributaria a los sectores productivos.¿Cuánto debe bajar la tarifa de renta?Ojalá sea menos del 30%. Espero que la rebaja en la tarifa sea siquiera de 10 puntos porcentuales. Es decir, que quede en un nivel de entre 23% y 24%. ¿Aplanar el IVA significaría reducir las nueve tarifas que tiene ese tributo?Esa cantidad de tarifas en el IVA no las maneja ni un brujo. Además, debe ampliarse su base gravable (cobijar a más productos y servicios) ya que está bastante restringida, lo cual no se compadece con el crecimiento de los ingresos per cápita que ha tenido el país en los últimos años. ¿Es oportuno volver a hablar de una reforma pensional?Esa reforma pensional no es un embeleco, ni es por perseguir a nadie. Es una necesidad derivada del envejecimiento de la población colombiana y de la prolongación de sus expectativas de vida. Hay que explorar otras falencias que tiene el sistema como es la cobertura de unos colombianos que si bien han trabajado durante muchos años en la informalidad, no han cotizado y no van a poder retirarse a una vejez tranquila con unos ingresos. Todas esas cosas hay que mirarlas en una reforma pensional que tendrá que darse más temprano que tarde.¿Fue acertado por parte del Banco de la República descartar el control a la avalancha de dólares que sigue llegando al país?Anunciar que renuncia a un mecanismo de control de capitales de mediano plazo (capitales ‘golondrina’) y al mismo tiempo decir que va a seguir subiendo las tasas de interés, significa un suicidio cambiario. De nuevo le he pedido al Banco de la República que reconsidere esa posición. Tenemos que suspender las alzas en las tasas de referencia porque los últimos datos de inflación así lo permiten.¿Qué hacer entonces?El Emisor debe estudiar con seriedad incentivos negativos para esos dólares de corto plazo que llegan al país, y que simplemente están allí jugando en el casino para que se vayan a otros mercados. Eso ya no es pecado, ni una cosa mal vista por los mercados, y es hasta recomendado por el Fondo Monetario Internacional, FMI. No se puede renunciar a ningún instrumento que signifique mantener baja la volatilidad de nuestra tasa de cambio revaluada.¿Le tiene confianza a que el TLC entre por fin al Congreso de EE.UU.?Creo que el TLC con los Estados Unidos tiene ahora una mejor perspectiva que meses atrás. Básicamente porque Colombia tomó la decisión de integrarse con otras economías también desarrolladas como Canadá y Europa, y está mirando el Asia. En Estados Unidos también sopesan ese tema y saben que este un mercado importante que van a perder por no darle trámite a la ratificación del tratado.¿Y el futuro del Atpdea?Parecería que las aprobaciones tanto del TLC como del Acuerdo de Preferencias Arancelarias Andinas, irán juntas antes de la salida a vacaciones en el Hemisferio Norte. ¿Entonces habría TLC para el 2011?Espero que sí. Pero me he equivocado muchas veces frente a esa pregunta. Espero que sí, pero no soy capaz de contestar con todo el entusiasmo.¿Qué tan riesgoso es el TLC con Corea, que a propósito sigue enredado?Los coreanos tienen que entender que están negociando con Colombia un tratado en el que todos tenemos que ganar. Ellos no están comprando un billete de lotería para su industria automotriz y de autopartes o de motocicletas. Es un tratado que los coreanos deben entender que tiene muchas particularidades, y que Colombia tiene todo el derecho a exigirlas. Estamos pidiendo apertura de su mercado agrícola, pero no ha habido ofertas en serio. Va a ser una negociación dura, pero que se olviden que ese acuerdo es un ‘balotto’ para algunos sectores. Si quieren comprar el ‘balotto’ tienen que ir a Etesa.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad