En mayo la planta de la Compañía Colombiana Automotriz cerrará temporalmente

En mayo la planta de la Compañía Colombiana Automotriz cerrará temporalmente

Febrero 14, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
En mayo la planta de la Compañía Colombiana Automotriz cerrará  temporalmente

Fabio Sánchez, presidente de la Compañía Colombiana Automotriz, CCA.

Fabio Sánchez, presidente de la Compañía Colombiana Automotriz, CCA, que ensambla Mazda, dijo que busca un socio asiático para seguir. El futuro de la empresa no es claro.

Luego de más de 30 años de operaciones en el territorio nacional, la Compañía Colombiana Automotriz, CCA- que ensambla carros de la marca Mazda- está muy cerca del cierre. Para el próximo mes de mayo se tiene previsto que pare su producción y no está muy claro que luego pueda reasumir sus operaciones. Sin embargo, Fabio Sánchez, presidente de la CCA, le dijo a El País que “oficialmente hoy no hay una decisión al respecto”. Según el directivo, la CCA no produce actualmente los volúmenes que se requieren para que la compañía sea viable, como lo hacía en el pasado cuando exportaba el 54 % de su producción. Esto unido a una competencia cada vez más fuerte, ha puesto a la ensambladora en difícil situación.¿Es definitivo que en mayo la CCA parará temporalmente su planta? Si, eso ya está definido y todos están debidamente informados de lo que está sucediendo y la unión sindical nos ha acompañado en el proceso.Se habla de que sería una parada técnica de dos meses mientras se toma una decisión definitiva...Estamos precisando. No es tan fácil y depende de la evolución de muchos factores en estos meses. Pero es normal que muchas plantas tengan que parar por diversas razones y eso no tiene mayor relevancia. Lo importante es lograr la continuidad de la operación, aunque la vemos difícil y, por la transparencia que siempre no has acompañado, le informamos a los trabajadores claramente lo que está pasando.¿Cuándo se sabrá definitivamente si la Compañía Colombiana Automotriz seguirá o dejará de producir carros en el país?Seguramente a mediados de año, creo que el accionista principal de la compañía (la japonesa Mazda Corporation) tomará la decisión para esa fecha. Soy el representante de la marca en Colombia pero esas determinaciones trascienden mi campo de acción y dependen de la casa matriz.¿Cuántas personas trabajan con la CCA y qué pasará con ellos?Son unas 500 personas. Lo importante es que esas 500 representan 2000 en la cadena productiva. Ese es el impacto que se tendría en el evento tal de que se dé el cierre definitivo de la planta. Algunos tienen contratos fijos y otros indefinidos, la CCA respetará eso hasta el último momento y responderá por todo, si ese evento se llega a dar. Hoy no está 100 % confirmado. ¿Por qué la CCA se encuentra en esta situación?La compañía tuvo un impacto muy fuerte con la pérdida del mercado de exportación. Una era la operación industrial con un mercado venezolano funcionando y otra sin eso. La fábrica destinaba el 54 % de su producción al mercado externo y eso se perdió. Además los productos se enfrentan hoy a un entorno mucho más competitivo. Los volúmenes de producción no se han podido sostener y cuando una industria de esta naturaleza (en la cual el volumen es fundamental), no logra una gran producción, se encarece.El nivel actual de producción no es viable, no es económicamente factible.¿Cuánto produce la planta?El año pasado fueron 34 unidades diarias y este año han sido 57, eso es aproximadamente el 20 % de la capacidad. Entonces tenemos que hacer algo y por eso simplemente decimos parar un momento y mirar qué hacemos. No hay ninguna decisión oficial de cerrar la planta, es una determinación que tomará la casa matriz. Estamos mirando opciones, quemando los últimos cartuchos para evitar eso. ¿Qué cartuchos son estos?Buscar la posibilidad de aliarse con otra marca, se está tratando de hacer con una de origen asiático, pero no puedo dar más detalles. Eso es algo que gestiona la casa matriz. Pero antes de esto se han evaluado muchas opciones para encontrar sostenibilidad. Hoy el panorama no es el más optimista y eso lo conoce nuestra gente en la operación. ¿En la planta de la CCA solo se producen vehículos Mazda?Hoy sí. En el pasado se produjeron camperos Mitsubishi y pick up Ford y por la evolución lógica y natural de los negocios, pues se dejó de producir. Hoy el mercado colombiano está conformado por un 70 % de importados y 30 % ensamblados en el país.¿Los TLC que entraron en vigencia han sido los causantes de los problemas?No. Los TLC no están arrancado hoy, vienen de una política de hace 20 años, de los gobierno anteriores. Es una política hacia una economía abierta. Eso es una apuesta de Estado que este Gobierno la continúa. El consumidor tiene muchas más opciones y hay unos sectores que no se ven favorecidos y otros que sí.Pero sí los afectó...Es uno de los temas que convirtió el mercado en una competencia más severa. Hay apertura para las marcas de otros países. Una actividad que es tan dependiente de la economía de escala, pues lógicamente se ve afectada. ¿Por qué no producir un carro en gama media o baja en Colombia? No podemos porque Mazda no lo tiene, la marca no está en ese negocio, ni en el de los camiones, ni en taxis o vanes. El negocio de Mazda es el de automóviles de gama más alta.¿Cuál es el futuro de las ensambladoras en el país ? En la medida en que se avance en la internacionalización de nuestra economía y haya más apertura de los mercados, será un entorno más difícil, más competitivo y más duro. No se ve un panorama fácil, es una situación que requiere un análisis y la disposición de muchos actores para que salga adelante.La distribución de Mazda no se afectaráLa situación que afronta la Compañía Colombiana Automotriz no afectará la distribución de la marca en el país. Según Fabio Sánchez, presidente de la CCA, aunque el futuro de la ensambladora no es claro, sí es optimista por el crecimiento de la marca Mazda en Colombia.”La gran evolución tecnológica de los productos llevará a que Mazda tenga el mejor año de la historia en ventas con el lanzamiento de los nuevos productos y eso se verá reflejado en Colombia. Explicó que Mazda giró su foco de negocio hacia vehículos de nicho, “no es una marca masiva como lo fue en Colombia en el pasado, es una marca que tiene un cliente en particular”.De cerrarse la planta de la CCA, el mercado colombiano se abastecería de plantas de Mazda en Japón México e Indonesia.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad