El agro crecería 3,5% a pesar del invierno

Abril 15, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co I Redacción
El agro crecería 3,5% a pesar del invierno

El fenómeno de ‘La Niña’ podría seguir ocasionando daños a la agricultura durante el 2011 y mayores alzas en los alimentos.

A pesar del fuerte impacto de la ola invernal y el alto costo de los insumos, el sector agrícola crecería este año entre 3,4% y 4%, pronosticó ayer la Sociedad de Agricultores de Colombia, SAC.

A pesar del fuerte impacto de la ola invernal y el alto costo de los insumos, el sector agrícola crecería este año entre 3,4% y 4%, pronosticó ayer la Sociedad de Agricultores de Colombia, SAC.Según el presidente del gremio, Rafael Mejía López, es fundamental que exista una política sostenida del gobierno nacional para estimular la producción y que se concreten unas mejores relaciones comerciales con Ecuador y Venezuela, y que se pongan en marcha todos los tratados comerciales.“Es importante entonces que desde la demanda se organice la oferta de productos para evitarles traumatismos a los agricultores”, afirmó el dirigente.Explicó que las expectativas de crecimiento del área cosechada estarán estimuladas básicamente por los buenos precios y por la decisión del gobierno de impulsar en el 2011 las siembras y la producción de maíz tecnificado, mediante acciones que garanticen el aumento en la productividad, lo cual le pueden dar al sector un crecimiento de entre 3,5% y 4%, que no se veía desde hace muchos años en el país.Para la SAC, a pesar de un panorama de relativo buen comportamiento del sector agropecuario en el 2011, le resulta preocupante la posibilidad de una persistente revaluación del peso, en la medida en que el flujo de divisas al país continuará siendo significativo, debido en parte al aumento de los bienes energéticos y al auge minero energético de Colombia.“Hay que buscar la manera que dos indicadores fundamentales en la economía no se vuelvan extremos: por un lado un mejor PIB agropecuario, pero por otro una mayor inflación de alimentos que puede afectar la intención de compra de los consumidores”, anotó Mejía López.Otro frente que mantiene preocupados a los empresarios del campo colombiano está referido a las cifras de desempleo rural, que en el último informe del Dane, dan cuenta que para el trimestre noviembre 2010-enero 2011, este pasó del 8,4% al 9%. “Se están trabajos no asalariados, lo cual permite deducir que la actividad económica nacional no ha impulsado de manera significativa la demanda de empleo de alta calidad”, se quejó el dirigente agrícola.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad