Economía del Valle avanza mejor que la colombiana

Economía del Valle avanza mejor que la colombiana

Junio 16, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Economía del Valle avanza mejor que la colombiana

Según el Indicador de Actividad Económica, el PIB regional habría crecido 3,8%, en el primer trimestre.

El Valle del Cauca sigue presentando un mejor desempeño económico que el promedio del país. Así lo ratifica el Indicador Mensual de Actividad Económica para el Valle del Cauca (IMAE), calculado por el Banco de la República y la Pontificia Universidad Javeriana Cali.

Según este indicador, para el primer trimestre del 2015, la economía del Valle  habría crecido a valores muy cercanos a su media histórica, es decir, 3,8 %, mientras que Colombia lo hizo a un ritmo de 2,8 %, de acuerdo con cifras del Dane.

Asimismo, el IMAE prevé que  el Producto Interno Bruto (PIB) del Valle del Cauca  en 2014 fue ligeramente inferior al de 2013 (4,6 %) y pronosticó para 2015 un aumento anual cercano al 4,0 %.

“Durante el primer trimestre de 2015 la economía de Suroccidente (Valle, Cauca, Nariño) creció a un ritmo moderado frente al mismo periodo del año pasado, pero revirtió la tendencia a la desaceleración observada en trimestres anteriores.

El consumo de los hogares, la construcción, la producción industrial y pecuaria jalonaron el crecimiento económico regional, al avanzar por encima del promedio nacional, aspecto que compensó el regular desempeño del comercio externo”, expresó en su informe  Julio Escobar Potes, jefe de estudios económicos del Banco de la República en Cali.

Destacó otros elementos como la demanda interna que continúa en terreno positivo, pero registró una menor dinámica en los primeros meses del año.

Asimismo, las ventas del comercio minorista y en grandes cadenas de almacenes mostraron aumento con niveles inferiores al cierre del año anterior, incentivadas por un mayor ingreso de los hogares por efecto de la tasa de cambio sobre las remesas.

Carlos Andrés Pérez, director Económico de la Cámara de Comercio de Cali considera que hay dos factores claves por los que la economía regional tiene en este momento mejor comportamiento que la nacional: el repunte de la tasa de cambio que favorece la estructura exportadora del Valle que es  las más persificada del país, y segundo el incremento de los giros que le llegan a las familias de la región, que también se han visto favorecidos por el alza en la tasa de cambio.

A marzo de 2015, los giros que llegaron al departamento sumaron US$297,9 millones, el 28,8 % del total de remesas que se enviaron al país.

Estos  dineros, explica Carlos Andrés Pérez, impacta directamente el consumo porque se gastan en la región en las necesidades de los hogares. “Eso dinamiza la economía del Valle como en ningún otro departamento y las  mejores expectativas de España y Estados Unidos hacen prever que se mantendrá el  crecimiento de las  remesas”, dijo. 

Para este analista, es importante destacar que  la región es una de las más estables del país en materia de crecimiento por su estructura persificada, por lo que no la afecta tanto la volatilidad del mercado y se espera que salga bien librada de la crisis del petróleo, pues el Valle no depende de este producto.   

Según las cifras de Fedesarrollo, las expectativas de los hogares caleños se atenuaron en el inicio de año, aunque se mantienen por encima del promedio nacional, acorde con el crecimiento del entorno internacional.

La región muestra buenos indicadores tanto en la parte agrícola -con mayores producciones de azúcar,  carne, huevos- como en materia industrial con un incremento de la producción de 2,9 %, mientras que la manufactura nacional está en  cifras negativas  (ver gráfico).

Otro punto que se destaca de la región es que la capital del Valle  continuó con la tendencia en la reducción de la tasa de desempleo y en este momento cuenta con el indicador  más bajo de los últimos siete años (11,6%).

Expectativas  Durante el primer trimestre de 2015, los resultados de la Encuesta de Opinión del Consumidor de Fedesarrollo  reflejaron un menor dinamismo en la disposición de compra para muebles y electrodomésticos por parte de los hogares caleños. Sin embargo, esta disposición de compra continuó por encima del promedio histórico y por encima de muchas otras ciudades.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad