Coomeva EPS, tras un socio de los Estados Unidos que inyectará capital

Diciembre 14, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Se trata de la firma Christus Health que entraría a capitalizarla esta semana.

Esta semana se concretaría la llegada de la  firma estadounidense Christus Health  al mercado de salud de Colombia, con la compra de acciones de Coomeva EPS. Lea también: Recuperación de Coomeva EPS depende de la Supersalud

Esta negociación se convertiría en una especie de salvavidas a esta entidad que viene arrastrando grandes pérdidas. 

 Aunque la EPS  maneja cerca de 3 millones de afiliados y alcanza ingresos por $2,4 billones, tiene costos por $2,3 billones, pérdidas por $35.000 millones y una deuda con sus prestadores que ronda los $500.000 millones, según cifras al cierre del 2014. 

Durante varios años estos resultados financieros han sido soportados por el Grupo Coomeva, el cual cuenta con 16 empresas, activos por $7,15 billones e ingresos anuales por $4 billones. 

La holding, como mayor accionista, ha capitalizado a la EPS en  $85.000 millones. 

 De acuerdo con fuentes cercanas al negocio, la semana anterior Coomeva EPS y Christus Health habrían firmado un acuerdo de entendimiento para adquirir las acciones. Aunque aún no se sabe qué porcentaje de acciones ni cuánto dinero entrará a la EPS, esta semana se harían públicas las cifras.

  Christus Health, organización católica estadounidense con activos por US$4.600 millones ($15,2 billones), también hace presencia en México y Chile.

Su llegada al país austral se dio en 2013 cuando le compró a la Pontificia Universidad Católica de Chile (PUC) 40 % de la Red Salud UC a Christus Health por US$205 millones ($680.600 millones).

 La firma, catalogada como uno de los 10 operadores de salud más importantes de Estados Unidos, es dueña de 350 instalaciones, que incluyen 175 clínicas. 

Adicional a esta eventual transacción, Jaime Arias, presidente de la Asociación Colombiana de Empresas de Medicina Integral (Acemi), señaló que Coomeva EPS está en proceso de adquirir un crédito por $230.000 millones para pagar deudas. 

Conrado Gómez, exsuperintendente de Salud, expresó que este tipo de movidas demuestran la voluntad de la empresa de seguir en el sector y debería traducirse no solo en saneamiento financiero sino en una mejor atención al usuario. 

Esto, porque según el experto, poco a poco se van a ir reduciendo las EPS y solo van a quedar las que realmente tengan la capacidad de brindar el mejor servicio. 

“Esto tiene que ver con el decreto de habilitación que le dio a las EPS un plazo de siete años para que fueran acomodándose en la parte financiera y operativa”, agregó Gómez. 

Coomeva venía buscando alternativas para superar sus problemas financieros y desde hace tiempo  contemplaba la venta de acciones o la búsqueda de un socio capitalista que le inyecte recursos nuevos. 

 Esta EPS, como todas las del país, deben capitalizarse para seguir operando.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad