Con el arranque del TLC también comienza la incertidumbre

Con el arranque del TLC también comienza la incertidumbre

Mayo 15, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Con el arranque del TLC también comienza la incertidumbre

En el 2011, desde Buenaventura se movilizaron 14 toneladas de carga de comercio exterior.

La Dian afirma que están listas las aduanas. Los empresarios tienen dudas y plantean nuevos retos.

La Dian informó el pasado lunes a los diferentes agentes del comercio exterior que todas las aduanas del país están listas para recibir y enviar los primeros productos cobijados por el TLC con Estados Unidos, pero muchos empresarios tienen aún dudas sobre este proceso.En una videoconferencia, el Director de Aduanas dijo que anoche mismo los sistemas fueron cargados con la información del TLC; es decir, con los productos que entrarán del país norteamericano sin arancel y con los cupos disponibles para importación de arroz, carne, pollo y lácteos, entre otros alimentos.“Tenemos temores de que vayamos hoy a tramitar alguna importación o exportación y salgan con información de aranceles que ya no están vigentes. Esa inquietud la dimos a conocer al Gobierno, pero hoy dicen que las aduanas ya están preparadas”, dijo María Teresa Peñaranda, presidente de Adicomex.La modernización aduanera es precisamente uno de los retos que de forma inmediata debe asumir el Gobierno, a juicio de empresarios y gremios, pues sin esto los procesos serán más lentos y costosos.Sin embargo, la misma Dian ha reconocido que los grandes cambios de la Aduana en los puertos no se verán todavía y habrá que esperar hasta octubre para que estén listos.Prioridad para el paísLos empresarios y analistas coinciden en que son dos las prioridades inmediatas del país: la modernización aduanera y la creación de las comisiones fitosanitarias que son clave para que el sector agrícola inicie sus exportaciones.El analista Daniel Niño asegura que dos terceras partes del beneficio del TLC se lograrán al tener mecanismos ágiles y rápidos, y sólo un tercio se dará por la reducción de los aranceles. “Eso quiere decir, que de nada sirve la baja del impuesto, sin una aduana moderna y sin que el Gobierno y el sector privado trabajen para superar las limitaciones fitosanitarias que permitan abrir las puertas de los productos agrícolas”, dijo.María Teresa Peñaranda, presidente de Adicomex, explica que lo ideal sería que un producto cuando llegue al puerto no tarde más de dos días en exportarse. “Hoy, por ejemplo, una agencia aduanera coloca en línea un permiso para traer un medicamento y primero hay que lograr el visto bueno del Invima, que puede responder en uno o tres días, según la carga laboral. Luego se pasa al Ministerio de Comercio para su aprobación. Pero en otros casos, por dar un ejemplo, para traer llantas hay que acudir también al Ministerio del Ambiente, a la Superintendencia de Industria y de todos se requiere un visto bueno”. Afirma Peñaranda y dice que todas las entidades que participan del comercio deben estar en línea para que las solicitudes y permisos se agilicen. Hoy, por ejemplo, Buenaventura cuenta con un escáner, pero según la presidente de Adicomex, se requieren por lo menos dos equipos adicionales que cumplan con las exigencias de EE.UU. para que la labor de antinarcóticos sea eficiente. Según estimaciones de la Dian, se requieren inversiones por $80.000 millones para actualizar los sistemas.Desafíos en el Valle del CaucaEl Valle del Cauca puede ser un departamento ganador con el TLC, dado que su oferta exportable está conformada en su mayoría por productos de manufactura y no depende del petróleo o minerales.Pero para que esto sea una realidad, explica el empresario José Pablo Castillo, especializado en logística, se debe mejorar la infraestructura y la logística del Departamento. “Si el dragado del Canal de Buenaventura se profundiza a 15 metros y terminamos la doble calzada en el corto plazo, las empresas lograrían reducir 30% de su costo logístico. Eso nos daría mayor competitividad y posibilidades de exportar”, dijo.Explicó también que una industria competitiva debe estar cerca de los puertos, por eso considera que si los empresarios quieren ser más eficientes deben trasladar sus operaciones a Buenaventura o construir allá sus plataformas logísticas. “Hoy, las empresas llevan la carga a Cali para luego hacer una distribución, que puede iniciarse en el mismo Puerto”.Para Rodrigo Velasco, gerente de la Andi Valle, el tema no pasa sólo porque se culminen los grandes corredores viales como la doble calzada a Buenaventura, sino intervenir las vías secundarias y primarias. “El TLC compromete a toda la Nación y hay que sacar las mercancías de los sitios en donde se producen”.Para el directivo, la prioridad es que la Agencia Nacional de Infraestructura no permita más atrasos injustificados en la doble calzada. “No es posible aceptar más demoras, por ejemplo, de la concesión entre Mediacanoa y Loboguerrero, Es tan irregular como las que ocurrieron en la malla vial”, dijo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad