Celulares 'amarrados' están a punto de volver, ¿bajarán los precios?

Marzo 20, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Miguel André Garrido Ávila | Colprensa
Celulares 'amarrados' están a punto de volver, ¿bajarán los precios?

Operadores claman que revivan las cláusulas de permanencia y el Gobierno lo apoya.

“Llegó la hora cero”… Hace menos de dos años así titulaba la prensa nacional la decisión impulsada por el entonces ministro de las TIC, Diego Molano, de ponerle punto final a las cláusulas de permanencia que ataban o ‘amarraban’  a los usuarios de telefonía móvil a un operador. Lea también: ¿Volverán las cláusulas de permanencia de los operadores de telefonía celular?

 “La eliminación de cláusulas de permanencia, cuyo objetivo de fondo era ampliar las opciones para el consumidor, en realidad las disminuyó”, considera Eduardo Escovar, gerente de North-Latam Alcatel. Esa salida solo significó adquirir los dispositivos al precio real del mercado, sin importar los compromisos que adquiriera con su operador, anotó. 

En ese marco David Luna, actual jefe de la cartera TIC, junto con la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) analizan la posibilidad de reversar tal medida, contemplada en la Resolución 4444 de 2014 de la CRC, basados en el incremento del precio del dólar y en la necesidad de ampliar la cobertura de internet. 

Según el Ministerio TIC, a partir del 2017 todas las cabeceras municipales del país contarán con acceso a tecnología 4G, pero la gente no tiene posibilidad de acceder a ésta en muchos casos por falta de recursos. 

“Los colombianos no están pudiendo acceder a teléfonos inteligentes o con tecnología 4G, básicamente porque subió el dólar”, dijo Luna. Agregó que se busca desarrollar una estrategia para llevar a muchos más ciudadanos las nuevas tecnologías. En esa vía –añadió— se propuso ante el Ministerio de Hacienda la eliminación del IVA para esos dispositivos. 

Esta postura fue compartida por Juan Carlos Archila, presidente saliente de Claro. “Creemos que sería fundamental”, dijo el ejecutivo y recordó que la exención de IVA hoy la tienen computadores y tabletas, por lo que debería extenderse a los teléfonos inteligentes “que son un medio prioritario para acceder a internet”.

 Por su parte, Marcelo Cataldo, vicepresidente comercial de Tigo, se sumó a estas voces al señalar que desde su compañía se quiere que los consumidores en Colombia tengan acceso a mejor tecnología, a un precio más accesible, y calificó como una “buena herramienta” para los cambios tecnológicos la posibilidad de retornar a las cláusulas de permanencia y, sobre la eventual eliminación del IVA para los celulares, dijo que generaría que su costo disminuyera, por lo menos, en 16 %.

 Sin embargo, para  Camilo Aguirre, Marketing Specialist de ASUS es claro que suspender el IVA sería un gran beneficio para los colombianos, pero recalcó que se deben contemplar otras propuestas relacionadas con la posibilidad de brindar libre acceso a Internet como han venido implementando en ciertos medios de transportes y parques. “También está la iniciativa de Facebook a través de Tigo de ofrecerle a los colombianos internet gratis a través de Internet.org (FreeBasics)”. 

Estas afirmaciones son precisamente en las que se enfocará la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) en los próximos días, pues antes de proceder a revertir la orden de 2014 se analizará si es cierto o no que al revivir las cláusulas de permanencia, y contar con descuentos o financiación para compra de terminales, se aumentará la cobertura, el número de usuarios y mejorará la calidad de las redes.

 Cataldo recuerda que “todos los operadores hemos hecho un esfuerzo grande en aumentar la cobertura. Hemos  construido una red 4G, para, con el mismo nivel de inversión, cubrir más zonas del país. Le apostamos al país, y seguiremos invirtiendo”.

¿Pero son ciertas las razones a las que hace referencia el ministro Luna? “Aparentemente se disminuyó la venta de teléfonos de alta gama por variables económicas externas”, dijo Germán Darío Arias, director ejecutivo de la CRC. Ese será el estudio en el que se embarcó ese organismo, por solicitud de Luna, hace una semana.

“La eliminación de la cláusula restó una de las alternativas que tenían los consumidores, quitando un beneficio que les era otorgado con base en su consumo”, señaló Eduardo Escovar, de Alcatel. Añadió que la afectación en las ventas fue agravada por que casi al mismo tiempo comenzó a crecer la devaluación, lo que hizo que los dispositivos, todos importados, subieran de precio.

 Pero esa no fue la única variable, pues “el contrabando encontró un territorio fértil para ingresar, distorsionando aún más el mercado y generándole dificultades al consumidor en servicio, respaldo, soporte, calidad y tecnología. Dificultades que antes no tenían”.

 Una de las voces que da la razón a los argumentos de Luna es la de Cataldo, quien con cifras en mano señala que “en 2015 en Colombia se compró un millón de celulares menos que en 2014”. Según este directivo, ese mismo panorama es el de 2016, si se compara con el primer trimestre con el del año pasado. “La industria realmente ha decrecido”, afirmó el ejecutivo. 

En opinión del director de la CRC, de adoptarse la medida, los resultados se verán, por lo menos, seis meses más adelante. 

“El primer paso será modificar la agenda regulatoria de la entidad, lo cual se dará en abril”, dijo Arias. Cumplido ese trámite se deberá incluir un documento de análisis y una propuesta regulatoria, que podría ser positiva, negativa o modificatoria.

Pablo Márquez, experto en promoción de la competencia y exdirector de la CRC, recordó que las cláusulas de permanencia se propusieron como una alternativa para adquirir teléfonos, que para ese entonces eran de muy alto costo: “Las cláusulas terminaron asociándose al equipo y con ello a la restricción de la movilidad del usuario, que quedaba atado a un operador”.

“En su momento, y por la manera como estaban planteadas las cláusulas, la CRC detectó que el subsidio lo estaban recibiendo quienes tenían capacidad de comprar smartphones de gama alta; inclusive, quienes compraban aparatos de gama baja, de manera indirecta terminaban beneficiando a compradores con mayores recursos”, consideró Márquez, abogado integrante de la firma ‘Márquez, Barrera y Castañeda’.

 Sobre el costo de las terminales, el vicepresidente comercial de Tigo fue claro al advertir que en casos de financiación es necesario comprender que se está hablando de un negocio en el que existen intereses y que el costo final varía de acuerdo a la cantidad de tiempo en el que se prolongue el crédito. 

“En las cláusulas de permanencia lo que el operador hace es otorgar un descuento de determinado porcentaje, a cambio de que el cliente se quede con él por cierto tiempo”, señala Marcelo Cataldo.

 Razonamientos como estos son los que le permiten a la CRC analizar cuáles serían las condiciones que deberían cumplirse en caso de revivir las cláusulas de permanencia. Varios de esos posibles cambios fueron esbozados por el ministro. 

Según Luna, una de esas alternativas es que las cláusulas sean opcionales, para así permitir que cada persona defina cómo quiere adquirir un equipo celular, de contado o financiado (no subsidiado); incluso se sugiere que el periodo máximo para cumplir el pago del equipo se fije en 30 meses. 

?El cliente debe tener la capacidad de elegir si compra de contado o financiado, todo depende de su capacidad económica”, dijo el Vicepresidente Comercial de Tigo, al sumarse a las voces que reclaman que vuelvan las cláusulas de permanencia.  Mientras se llega a eso, los colombianos tendrán que seguir con teléfonos caros sin aprovechar el 4G.

Impacto en tarifas y planes Este es un aspecto que merece un análisis cuidadoso.  “En el cuarto trimestre de 2013, antes de las cláusulas, la tarifa promedio por minuto de voz valía $72, luego de las cláusulas bajo hasta $68”, recuerda Pablo Márquez, exdirector de la CNC.  Y  recalca que donde más se vio el impacto fue en el precio de los gigabytes de internet móvil, pues “a finales de 2013 costaban cerca de $37.000, y luego de las cláusulas se pasó a $24.000. Hoy, están mucho más bajas”. A ello, el Vicepresidente Comercial de Tigo, responde que si bien es cierto que esos cambios se han presentado en el mercado de los celulares, considera que éstos obedecen a la competencia en el mercado y no a la presencia o ausencia de las cláusulas de permanencia. Es precisamente en este punto en el que se debe velar por la transparencia a la hora de hacer los cobros de servicio, los mismos que deben diferenciarse respecto del pago que se hace por el celular. Sobre este tema hizo claridad el MinTIC, al señalar que lo que se buscaría es que la factura por el cobro del equipo sea distinta a la que incluyen los cobros de voz y datos.  Precisamente una de las razones que se destacan de la eliminación de las cláusulas de permanencia es que “se hizo transparente el costo de la tecnología y permitió ampliar los canales de venta”, dice el directivo de Alcatel, Eduardo Escovar, aunque pone de presente que “trajo consecuencias fuertes sobre el robo de celulares y el crecimiento del contrabando”.  Aún así,  el saliente presidente de Claro, Juan Carlos Archila, señala que “siempre apoyaremos que la gente acceda a tecnología de forma fácil y sencilla”.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad