"Cambios tributarios afectarán panorama económico del país": Presidente de Fenalco

"Cambios tributarios afectarán panorama económico del país": Presidente de Fenalco

Mayo 29, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Miguel André Garrido Á. | Colprensa.

El presidente de Fenalco, Guillermo Botero Nieto, dice que la sola expectativa de una reforma tributaria hace que todo el mundo empiece a aguantar sus proyectos y frenar el endeudamiento.

El año 2015 fue bueno para el comercio colombiano, sin embargo, para Guillero Botero Nieto, presidente de la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco), no se puede decir lo mismo del 2016, pues, afirma, se observan algunos nubarrones. 

Los riesgos, dice, provienen  de los anunciados cambios en materia fiscal, específicamente de  la  reforma tributaria estructural propuesta para el segundo semestre.

El  directivo, que lleva 16 años al frente del gremio de los comerciantes, se mostró preocupado por lo que pueda suceder en el corto plazo con varios sectores que presentaron números en rojo durante el año pasado y parecieran no levantar cabeza, por lo menos en el primer trimestre de este año.

Además asegura Botero  que es muy difícil opinar sobre un proceso de paz  que no se conoce a cabalidad. 

En muchos escenarios se habla de crisis en la economía nacional. Según Fenalco ¿cómo describir el 2015?

El 2015 relativamente fue un buen año, aunque fue de transición hacia la baja. Nosotros, en 2014 tuvimos un crecimiento por encima del 8 %, y en 2015 el crecimiento fue ligeramente superior a 4 %.  Lo importante es ver acá que no fueron las ventas las que se fueron a la mitad, sino el crecimiento de estas, por lo que no podemos decir que nos fue mal.

¿Cómo observa el panorama para esta año?

Ahí hay cierta preocupación. En lo corrido de 2016 apenas estamos creciendo a 1,6 %, y marzo es un periodo que nos genera mucha inquietud, pues el crecimiento fue negativo  con 3,61 %.

¿Qué sectores se destacan y cuáles no tanto?

El Dane (Departamento Administrativo Nacional de Estadística) está pendiente de catorce sectores en el comercio. De esos, ocho están en negativo y tres ni siquiera llegan a 1 %, y mucho más grave aún, no llegan a 0,1 %.

Entonces, ¿qué sectores crecieron?

Sin duda alguna, las bebidas alcohólicas. Esto   obedece a la presencia extendida en el país del Fenómeno de El Niño, pero no le irá igual con el esperado Fenómeno de La Niña. La sensación de calor, en general, hizo que este sector de la economía creciera por encima de 10 %.

¿Cuál sector le preocupa?

Preocupa el decrecimiento de hasta 2,30 % en artículos de ferretería, pintura y materiales eléctricos, pues estos artículos hacían parte de la construcción, y este es un sector tradicionalmente jalonador de la economía. En 2015 fue un sector muy importante, hubo meses en los que se superó hasta en  15 %, y en lo que va corrido de 2015 va es negativo.

El sector de los alimentos también se ha visto afectado. La razón: la inflación, haciendo que el crecimiento ni siquiera llegue a 1 %, pues se quedó en 0,03 % para el mes de  marzo pasado. 

¿Cuál sería en este momento el ritmo ideal para el comercio?

Que el comercio crezca por encima de la economía, y así hace que este sector sea un verdadero jalonador de los otros sectores.

¿Está disminuyendo la construcción en el país?

Sí, y eso se ve en las licencias de construcción, creo que estamos llegando en este año a un descenso casi de 25 %.

¿Cuáles fueron los sectores comerciales de peor desempeño?

Podría decirse que los vehículos y motocicletas. La caída  fue estrepitosa, pues las cifras que se manejan  son de 7 %.

Con estos resultados, ¿cómo cree que puede cerrar 2016?

Es muy difícil hacer una predicción por la volatilidad del dólar. Seguramente el Emisor va a seguir subiendo las tasas de interés, y eso hará que se contraiga más la economía. Todo va a depender de la política monetaria.

¿Cómo ven la reforma tributaria que el Gobierno ha dicho va a presentar en el segundo semestre?

En materia de política fiscal sólo se aprecian sombras. Esa prometida reforma tributaria va a afectar mucho el panorama económico nacional pues está enfocada a aumentarles la carga a las personas naturales y a aumentar el IVA.

¿Es decir que no están de acuerdo con un aumento en la tarifa del IVA?

No. La sola expectativa hace que todo el mundo empiece a ahorrar. Hay una inflación galopante, y un IVA que aumenta… La gente prefiere aguantar lo que tiene, no endeudarse, y hasta se generan preocupaciones frente a la estabilidad de los empleados.

Hablemos del mercado chino, de sus mercancías, y las protestas que efectuaron recientemente los comerciantes nacionales.

La China hay que mirarla en el contexto histórico. En tiempos de Jesús, durante el descubrimiento de América, en la época de la Colonia nuestra el país más poderoso del mundo era China. Y así será en el 2050. 

Así las cosas, la economía de China siempre será poderosa. Lo que está sucediendo es que en China todo se produce con costos muy bajos, por eso muchos países, entre ellos Estados Unidos, se fueron a  producir allá. Y con el tiempo se vinieron a construir a América. 

Hay que tener presente dos cosas: De allí hay productos de buena calidad que valen, y el mundo puede competir; pero también hay productos de mala calidad con los que no se compite porque la idea en Colombia es no hacer productos de estos, y además los costos son mínimos para ellos. Cada quien escoge los que quiere, y se arriesga a las consecuencias en cuanto a calidad.

¿Entonces no les preocupa que el mercado siga lleno de productos chinos? 

No digo eso. El problema en Colombia es el contrabando técnico, que ocupa el 90 % del contrabando que llega al país. Ahí es donde las autoridades deben actuar. Todo esto genera una competencia desleal que afecta el comercio.

¿Ha habido problemas por las limitaciones que se han establecido en fronteras como Ecuador, Venezuela y ahora con Panamá?

Con Ecuador, Nariño se ha visto muy favorecido, es privilegiado porque las ventas se han disparado. Con Venezuela nos hemos venido acoplando a esa nueva realidad, Cúcuta ha reaccionado y se ha acoplado a esa nueva realidad. Y en cuanto a Panamá, es claro que a este país no lo podemos hostilizar, allí la banca nacional tiene grandes inversiones, como lo hacen muchas más empresas cementeras y constructoras. 

Panamá es un país importante, hay que cuidarlo mucho, es un puente hacia Centroamérica y es clave en los problemas que tenemos con Nicaragua.

¿Cómo están  las relaciones comerciales con  Brasil?

Lo que pasa en este caso es que, si bien es un país fronterizo, es también aislado. En este caso, la selva amazónica impide que lleguemos fácilmente por tierra.

¿Las medidas adoptadas por el Banco de la República  satisfacen sus expectativas?

El Banco de la República no ha pretendido controlar el dólar. Mire, las fuerzas de mercado son más poderosas que los bancos centrales. Lo que pretende el Emisor es quitarle volatilidad al dólar. El Banco de la República ha cumplido sus funciones constitucionales que es controlar la inflación, y así lo ha hecho.

¿Qué opina de las actuaciones del Ministerio de Hacienda?

Para nada nos satisfacen, esa misma rigurosidad no se ha dado. Todos sabemos qué es lo que está pasando con los cupos indicativos. Cuando el Presidente llegó en 2010 los recaudos nacionales eran de $70 billones, en 2015 fueron de $124 billones, los impuestos los ha aumentado en 79 %, y la plata no les alcanza.

¿Cómo ve usted el tema de la paz?

Es muy difícil opinar sobre un proceso que no se conoce o se conoce  muy poco; y es claro que el diablo está en los detalles. A mi no me hace feliz el tema del Tribunal de Justicia Especial, la Justicia Transicional, pues no hay claridad. Además las altas Cortes tienen mucho que opinar… Sobre el tema general, es claro que esta es mi posición, no la de Fenalco como tal.

El país se comporta de diferentes maneras, ¿cómo ve la dinámica de las regiones? 

Hay que reconocer que los departamentos más importantes siguen liderando (Antioquia, Valle del Cauca  y Atlántico), aunque Bolívar está cobrando protagonismo con la industria petroquímica, Santander es clave por los excelentes índices que allí se manejan.

 Los sectoresSegún Fenalco, los  sectores del comercio con menor dinámica al cierre del mes de marzo  fueron: calzado y cuero (-3,25%);  artículos de aseo personal, cosméticos y personería (-3.43 %);  artículos de uso doméstico (-6,3 %);  equipos para oficina, electrodomésticos, computadores (-8,61 %); papelería, periódicos y revistas (-1,87 %) y artículos de ferretería y pintura (-2,55 %).Los sectores que repuntaron fueron:  bebidas alcohólicas y los cigarrillos (10,61 %); prendas de vestir (2,07 %); los productos farmacéuticos (0,8 %) y productos de aseo (0,5 %). 
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad