Auge comercial en la frontera con Ecuador no tiene a todos felices

Auge comercial en la frontera con Ecuador no tiene a todos felices

Septiembre 14, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa
Auge comercial en la frontera con Ecuador no tiene a todos felices

Los negocios en La Hormiga, Putumayo, por pequeños que sean, tienen letreros que indican que reciben dólares y otras formas de pago.

Los ecuatorianos compran barato en Colombia, pero los nacionales denuncian que todo subió de precio.

Desde que el dólar ha venido en aumento y el peso colombiano sigue su devaluación, son centenares de ciudadanos ecuatorianos que están pasando la frontera, tanto por Ipiales como  por el puente internacional de San Miguel, en el bajo Putumayo, para adquirir todo tipo de mercancía a muy buenos precios, producto del cambio de la divisa. Lea también: Preocupación en frontera con Ecuador por devaluación del peso colombiano

En la mayoría de los almacenes de población de  La Hormiga, se pueden leer avisos de “se reciben dólares”, así sea el local más pequeño.

 Según la presidenta de la Cámara de Comercio del Putumayo, Deccy Ibarra, los compradores ecuatorianos, sobre todo de la región norte, llegan en forma masiva a   La Hormiga para comprar ropa, electrodomésticos y algunos productos de aseo y en una mínima proporción algunos víveres y repuestos para carros.

 Según cálculos de la Cámara de Comercio de Lago Agrio Ecuador, los ecuatorianos están dejando un promedio de US$100.000 en La Hormiga a donde llegan cada fin de semana  al menos  300 carros del vecino país.

Luz Dary Pozo, secretaria de Gobierno municipal, asegura que gracias a los ecuatorianos el comercio de la región sobrevive obteniendo ganancias que le permiten mantener la actividad recordando que las captadoras ilegales de dinero y la actividad ilícita de la coca ya no existe, lo que conllevo a que el comercio mermara casi 70  %, pero con la trepada del precio del dólar el comerciante volvió a tomar un segundo aire. 

La mayoría de los habitantes de los municipios fronterizos de San Miguel y La Hormiga  manifiestan  que el aumento del dólar en nada los beneficia, por el contrario los está afectando notoriamente, ya que los comerciantes están exagerando con los precios sin ningún control por parte de las autoridades, cobrando casi el doble del valor real. 

Alejandro Arévalo, habitante de La Hormiga, afirma que un par de zapatos que normalmente costaba entre $40.000 y $45.000 hoy, el mismo calzado, cuesta $70.000 y así sucesivamente hay aumentos inclusive entre productos básicos como el arroz, el aceite entre otros.

 María Estela García, una abuela de 68 años de edad y una de las primeras habitantes del municipio, pide que se cierre la frontera a los ecuatorianos para que estos no vengan a comprar, ya que su presencia en el pueblo todo lo está encareciendo.

 Pero ante el aumento de los precios de los productos el comprador ecuatoriano está viajando hasta Puerto Asís, donde encuentra los mismos productos a mejores precios. 

En el paso de frontera entre Colombia y Ecuador, por el puente internacional de San Miguel, que comunica al departamento del Putumayo con la provincia de Sucumbíos, Ecuador, la policía aduanera de ese país está ejerciendo controles para evitar el contrabando o ingreso ilegal de mercancías nacionales.

El Gobierno del vecino país incrementó los aranceles a la importación de productos colombianos, precisamente para evitar que se sigan haciendo compras masivas en el territorio nacional. 

La semana anterior algunos policías amenazaron a varios viajeros  y les advirtieron que se abstuvieran de comprar en nuestro país porque todo les seria decomisado.

Hoy muchas personas del municipio de San Miguel decidieron dejar sus actividades cotidianas  para dedicarse al envió de dólares a través de las empresa de giros desde la ciudad de Lago Agrio, Ecuador, hacia la población de La Hormiga, donde por enviar US$500 se ganan  un promedio de $72.000.

El comercio de Ipiales también está en auge por el aumento de compradores del Ecuador.   En un fin de semana pasan la frontera  15.000 vehículos, dice Fenalco. Según cálculos del comercio ecuatoriano, los compradores de ese país gastan  en promedio US$100.000  cada semana en la población de La Hormiga,  en el Putumayo.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad