Así es el nuevo 'disfraz' de las pirámides en Colombia

Febrero 26, 2017 - 07:30 a.m. Por:
Redacción de El País
pirámides tema domingo

En el 2016 la Supersociedades ordenó la intervención por captación ilegal de 109 personas entre naturales y jurídicas.

El País

Miguel González*, un pequeño comerciante de Cartago, alguna vez oyó hablar del Bitcoin, la moneda virtual que nació en 2008 luego de la crisis financiera mundial.

A mediados del 2016 se enteró, por boca de un amigo residente en Armenia, que esa criptomoneda operaba supuestamente en Colombia. Su amigo le habló “maravillas” si invertía en Bitcoin. Miguel le llevó dos millones y medio de pesos en efectivo para la transacción vía internet.

Pero, hoy, él ignora la suerte de su plata y lo qué pasó con la “gran rentabilidad” prometida donde se utilizó el Bitcoin como gancho.

Lo de Miguel es similar a lo sucedido con otras decenas de colombianos a quienes les ofrecieron rentabilidades astronómicas no solo con monedas virtuales como el Bitcoin, sino a través de falsas empresas de mercadeo para la captación ilegal de dineros bajo esquemas piramidales, que ahora se autodenominan “clubes de inversión”.

Al respecto, Alejandro Useche, profesor y experto de la Escuela de Administración de la Universidad del Rosario, explica que “el Bitcoin no es que sea ilegal, pero como no está reglamentado en Colombia existen muchos vacíos y por ello muchas personas lo utilizan para ofrecer cosas (rentabilidades) no ciertas, y por supuesto algunas las convierten en pirámides”.

Recalca que “esto del Bitcoin y las criptomonedas (que no son físicas) es algo muy difícil de detener porque es propio del avance de la tecnología, e incluso si hay una legislación que comience a prohibirlas la gente buscará alternativas para usarlas como medios de pago”. De hecho, se habla de establecimientos en el país que estarían recibiendo esa moneda, pero pocos los conocen.

Por ello, Useche recomienda a las personas “enterarse muy bien sobre cómo funciona el mercado de criptodivisas porque no tienen ningún respaldo real de un banco central”.

A su vez, el superintendente de Sociedades, Francisco Reyes, recalca que “el uso de monedas virtuales como el Bitcoin no está permitido en el país. Aquí el peso es el único medio de pago legal vigente”.

Lo anterior lo refuerza Munir Jalil, jefe de estudios económicos de Citibank, al señalar que “el Bitcoin es una moneda más, pero tiene mucho que ver con negocios de Forex (compraventa de divisas), y la cantidad de gente que se vio ‘tumbada’ por ese medio”.

Al no tener ningún respaldo internacional, cualquier inversión se convierte en un gran riesgo de pérdida en determinado momento.

Lea también: Las 'pirámides' cambian de camuflaje para atraer a más incautos en Colombia

Diamantes de mentira

Pese a las alertas diarias de las superintendencias Financiera y de Sociedades, la creatividad de los timadores no tiene límite para cambiarle el camuflaje a las pirámides. Convencen a la gente, tras haber 'quemado' los viejos esquemas de captación ilegal de dinero.

Por ejemplo, se descubrió que últimamente las personas estaban siendo convocadas por internet, Spkype y WhatsApp en varias ciudades para ofrecerles un “club de inversiones” en diamantes en China y Hong Kong.

En Colombia, recuerda el superintendente Reyes, no existe ninguna sucursal extranjera o empresa registrada para la compraventa de piedras preciosas.

Los investigadores hallaron material promocional en el que estas falsas empresas multinivel prometían “brillantes” retornos mínimos del 5% semanal (250% al año) “sin mover un músculo”.

Prueba de lo anterior son los reportes de la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero, ASFI, de Bolivia los cuales advierten sobre la falsedad de estas captadoras pues no registran transacciones con diamantes.

De allí, que esa entidad de control durante 2016 hubiera ordenado la intervención por captación ilegal de 109 personas entre naturales y jurídicas. Esto implica un aumento de 445% frente a las 20 intervenciones ordenadas en 2015.

El riesgo de los multinivel

Otra “invención” detectada últimamente es de las falsas firmas de mercadeo lideradas por personas que se hacen pasar por representantes de negocios multinivel para captar dineros del público, y que hoy proliferan en el país.

Esa modalidad se usa para la venta de bienes y servicios, la cual se ha convertido para muchos en una opción de negocios.

Sin embargo, el pecado está en que la Ley 1700 de 2013, señala que las personas naturales no pueden actuar como compañías multinivel, ni como representantes comerciales de esta clase de sociedades extranjeras.

“El objetivo de esta reglamentación es generar mayor transparencia en las ventas directas, promover la defensa de los derechos de las personas que participen en distribución de los bienes o servicios que se comercializan bajo este método, consolidar la defensa de los consumidores y proteger el ahorro del público”, señala el Supersociedades.

La gran dificultad para frenar estas nuevas pirámides es que las personas no se atreven a denunciar, y por ello los promotores de ese tipo de engaños siguen proliferando.

Hasta los negocios extrabancarios con libranzas han resultado caer en esquemas piramidales como sucedió con Estraval.
Por eso es importante que la gente no invierta su dinero en entidades desconocidas que ofrecen ‘brillantes dividendos’ pues podrían perderlo todo.

*Nombre cambiado a petición de la fuente

Los otros engaños

  • ​Las redes sociales, en especial WhatsApp, están siendo usadas para promocionar esquemas pirámidales en el país.
  • El caso más reciente es el de una cadena que se autodenominada como “Emprendedores” y se promovía con chats cerrados entre las personas.
  • La alerta fue lanzada en enero pasado por la Superfinanciera, tras descubrir que debían consignar $100.000 y reportar los datos de dos invitados.
  • A todos los “inversionistas” les prometían rendimientos que iban desde $800.000 hasta de $12,8 millones en 20 días. Las promotoras fueron denunciadas, luego de haber captado dineros de 131 personas.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad