Wilmar Roldán cumplió con la responsabilidad de la final de la Copa América

Julio 05, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa / El País.com.co

El juez antioqueño tuvo un par de situaciones difíciles que sacó adelante con cabeza fría en medio lo caliente que se presentó por pasajes el duelo entre argentinos y chilenos.

“Me parece que pusieron al mejor árbitro, el colombiano era la mejor opción”, dijo antes del partido el director técnico y exfutbolista argentino Oscar Ruggeri y el antioqueño Wílmar Roldán cumplió con el pronóstico porque pitó con responsabilidad en la final de la Copa América. 

El colombiano tuvo personalidad para no dejarse llevar por la presión del público local y manejó el partido con seriedad, sancionando las faltas correctas, dando ley de la ventaja cuando se debía y, aunque los argentinos le pidieron un penal sobre Rojo, no fue tan claro como para ser sancionado. 

Los primeros retos fueron faltas sobre los argentinos, porque los chilenos entraron en juego fuerte y por eso tuvo que amonestar en el primer tiempo a los anfitriones Silva, Medel y Díaz, mientras que en el segundo tiempo amonestó a los argentinos Mascherano y Rojo. 

En el final de los 90 minutos, Roldán mostró la tercera tarjeta amarilla de la Albiceleste, a Ever Banega y más allá de algunas protestas naturales por la intensidad de una final, el colombiano dio el cierre del tiempo reglamentario sin inconvenientes, con sólo dos minutos de adición, sabiendo que se venía el desgaste de los 30 minutos de alargue. 

Ya en la adición, con el cansancio de los jugadores, el juego fue relativamente más fácil de llevar para el colombiano, que cumplió con las expectativas y dirigió un buen partido, con alta puntuación en su rendimiento, que lo perfilan como uno de los mejores jueces del mundo. 

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad