Un buen Valencia neutralizó el fútbol del Barsa

Un buen Valencia neutralizó el fútbol del Barsa

Febrero 03, 2013 - 12:00 a.m. Por:
EFE - El País
Un buen Valencia neutralizó el fútbol del Barsa

El defensa argentino del Barcelona, Javier Mascherano (derecha), pelea un balón con el centrocampista argentino del Valencia, Ever Banega, en el partido de la vigésima segunda jornada de liga en Primera División que se disputó en el estadio de Mestalla.

Este fue el tercer encuentro, tras el empate ante el Real Madrid y la derrota contra la Real Sociedad, en el que el Barcelona se queda sin ganar en esta Liga.

Valencia y Barcelona igualaron a uno en Mestalla en un partido intenso, en el que los dos equipos buscaron la victoria y que acabó en empate, tras noventa minutos en los que el equipo valenciano fue capaz de neutralizar el juego del Barcelona.A pesar de que la posesión del balón correspondió al equipo visitante, el Barcelona dispuso de pocas opciones de gol, mientras que el Valencia, al contragolpe, fue capaz de crear peligro ante la meta rival, hasta el punto de que una gran parada de Valdés impidió el tanto local en la última jugada de peligro del encuentro.Si algo demostró el Valencia en el tramo inicial del partido fue que tenía aprendida la lección del 0-5 ante el Real Madrid. Por ello, adoptó las precauciones necesarias para que el Barcelona no se sintiera lo cómodo que se había sentido el conjunto madrileño dos semanas atrás.Lo logró. El Barcelona tuvo el balón pero no tuvo fluidez, hasta el punto de que sólo realizó un disparo a puerta en toda la primera parte, el que Messi envió al fondo de la portería de Guaita en el penalti que supuso el 1-1.Pasada la media hora de juego, un rechace de la defensa tras un centro de Soldado fue aprovechado por Éver Banega, el protagonista negativo de los últimos días en el Valencia, marcara el 1-0.El centrocampista argentino, que llegó tarde a un entrenamiento y pudo haberse quedado fuera de la convocatoria, batió de disparo raso a Valdés.La alegría le duró cinco minutos a los valencianistas, ya que un derribo de Joao Pereira a Pedro en el área local, permitió que Messi, en un magnífico lanzamiento, lograra de penalti el tanto del empate, con el que se llegó al descanso, tras 45 minutos en los que el equipo local siempre estuvo más cerca del gol que el Barcelona.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad