Santiago de Cali recibió por todo lo alto a Jackeline Rentería

Santiago de Cali recibió por todo lo alto a Jackeline Rentería

Agosto 16, 2012 - 12:00 a.m. Por:
DIANA CAROLINA HERNÁNDEZ- El País.com.co

La doble medallista olímpica llevaba más de dos meses fuera de su casa, desde que la luchadora vallecaucana emprendió la gira por Europa realizando su preparación para Londres 2012.

Vestidos de amarillo , azul y rojo, así llegaron al aeropuerto de Cali, Alfonso Bonilla Aragon los vecinos, amigos y familiares de la medallista olímpica Jackeline Rentería. A las 9:35 a.m. del jueves, los pitos, los tambores y las banderas de la tricolor estuvieron presentes para darle la bienvenida a la luchadora vallecaucana.“Vea ahí viene” y “ ¿ ve, esa no es ella?”, eran los murmullos que se escuchaban en los pasillos de la puerta del muelle nacional, de quienes esperaban con ansiedad e impaciencia la llegada de la doble campeona olímpica.Casi dos horas después, a las 11: 31 a.m., a la distancia apareció una pequeña jovencita, de la cual colgaba un símbolo de triunfo cubierto de bronce, su medalla olímpica. “Jacke, Jacke, Jacke, Jacke”, coreaban los seguidores de la campeona, mientras Rentería se perdía entre los abrazos y los besos de quienes con ansiedad la esperaban.La campeona fue trasladada hasta una camioneta con vidrios polarizados, la cual la llevaría hasta la Gobernación del Valle del Cauca, en el centro de la ciudad, para entregar una rueda de prensa junto a los también medallistas olímpicos Yuri Alvear y Óscar Figueroa. Pero a la entrada de Cali, unos pequeños niños de un colegio cercano se aglomeraron con pancartas y tambores para recibir a Jackeline, la cual no dudó en bajarse y compartir con ellos un poco de la gloria olímpica. Fotos, abrazos y besos repartió Jackeline, quien decidió seguir su recorrido encima del platon de una camioneta para poder compartir con los caleños el triunfo conseguido en Londres 2012.Una lluvia de papeles blancos decoró el camino de la deportista en su paso por el edificio de las Empresas Municipales de Cali, Emcali. Todos querían verla.Con 45 minutos de retraso llegó Rentería al centro de Cali, ahí la aguardaban Yuri, Óscar y un centenar de periodistas que desde medio día la esperaban con inquietud.En la rueda de prensa estuvieron presentes el alcalde de Cali, Rodrigo Guerrero; el gobernador del Valle, Ubeimar Delgado; la secretaria de Deporte, Clara Luz Roldán y el gerente de Indervalle Luis Fernando Martínez, quienes hicieron un reconocimiento público a labor hecha por los deportistas en Londres 2012. También, el gobierno local prometió a los tres medallista olímpicos un empleo que contribuya al crecimiento del deporte en Santiago de Cali. A la 2:15 p.m., una foto de Jackeline junto a Figueroa y Alvear cerró el acto oficial de la llegada de la medallista de bronce.Pero ahí no terminaba todo, faltaba la bienvenida más importante para ‘Jacke’, el recibimiento de su amado Siloé. Y éste no dudó en hacerle la mejor bienvenida a la 'campeona'. Un concierto de la orquesta sinfónica de los niños de la casa cultural de la comuna 20 fue el abrebocas para la gran celebración que le tenía preparado todo el barrio a la doble medallista olímpica. “Estoy muy feliz, sabía que ustedes me iban a tener algo pero no pensaba que fuera tanto”, agradecía Jackeline a los niños que tocaron tres canciones, una de ellas Mi Buenaventura del Grupo Niche. De ahí, Rentería se trasladó a pie hasta el monumento que hace varios años adorna la glorieta del barrio Siloé, el símbolo de los triunfos de la luchadora vallecaucana. Las fotos, los abrazos y los besos de sus vecinos se hicieron prensentes, todos quería saludar a la heroína de uno de los barrios más señalados de la ciudad. Y el broche de oro estuvo acompañado de reggaetón, ya que en el sector donde vive actualmente Jackeline, uno de sus vecinos compuso varias canciones en su honor. Fue una gran travesía que terminó casi a las 6:00 p.m., en la cual la sonrisas, los abrazos, los besos y las felicitaciones no se hicieron esperar, porque una campeona retornaba a casa, una luchadora que cristaliza cada uno de sus sueños retornó a su amado Cali luego hacer historia, pero la cual no le importa la fama, ella sólo quiere ser ejemplo para la juventud de su amado Siloé, para que todos sepán que “aquí sólo hay talento, más no violencia”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad