Real Madrid se abrazó a la inspiración de Ozil para remontar en Valladolid

Diciembre 08, 2012 - 12:00 a.m. Por:
EFE - El País
Real Madrid se abrazó a la inspiración de Ozil para remontar en Valladolid

El centrocampista alemán del Real Madrid, Mesut Özil (i) y el centrocampista del Valladolid, Julián Omar (d), durante el partido correspondiente a la decimoquinta jornada de la Liga de Primera División disputado en el Estadio Zorrilla de Valladolid.

Barsa, que juega el domingo con Real Betis, marcha al frente de la Liga BBVA con 40 puntos. Real Madrid es tercero con 32.

El Real Madrid se agarró el sábado a la Liga y a la inspiración del alemán Mesut Ozil para remontar un incómodo partido ante el Real Valladolid, que se adelantó por dos veces gracias a la efectividad del angoleño Manucho (2-3) .Y es que el Madrid no tenía margen de error en la competición liguera, cada encuentro es una final para los hombres de Mourinho que buscaron las pugnas individuales ante un equipo organizado que persigue siempre el trabajo colectivo.El delantero Manucho aprovechó un córner sacado por Patrick Ebert y cazó un balón suelto dentro del área ante la indecisión de la zaga madridista. Su remate sirvió para adelantar a los locales en el minuto 6.El Valladolid había golpeado primero y el Real Madrid se encomendó a Cristiano Ronaldo para irse arriba pero no hizo falta. Error por error. A los once minutos, un inoportuno resbalón de Marc Valiente permitió a José Callejón conectar con Benzema. El francés acudió a su cita con el gol y volvió a equilibrar la balanza (1-1).Sin embargo, el equipo blanquivioleta "plagió" el guión del primer gol para volver a hacer daño en el marcador. De nuevo el alemán Ebert sacó de esquina y el angoleño remató, esta vez de cabeza, al fondo de la red (min. 21).El primer tiempo ya agonizaba cuando Ozil se vistió de héroe solitario. El germano protagonizó una espléndida jugada individual que rescató a su equipo de una derrota segura al descanso. El combate nulo (2-2) , tras un corajudo intercambio de golpes, dejaba mejor sabor a un Real Madrid irregular y siempre obligado a remar contra la corriente durante toda la primera mitad.En la reanudación, Mourinho retiró a Nacho para colocar a Jose Callejón de lateral zurdo. El Madrid creció, gobernó el medio campo y opositó seriamente al triunfo ante un Real Valladolid poco profundo que acusó la baja de su "puñal" en la banda derecha, Patrick Ebert.Mesut Ozil sacó brillo a una noche plena de inspiración para él y remontó el partido después de un magistral lanzamiento a balón parado. Una falta innecesaria del portugués Henrique Sereno permitió al alemán establecer el 2-3 definitivo. Tal vez porque el Madrid sufrió más de lo esperado su triunfo le supo mejor. El Valladolid se desgastó e incordió lo suyo. El sábado no estaba obligado a más.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad