Patriotas de Boyacá cayó ante Envigado y entró en crisis deportiva

Patriotas de Boyacá cayó ante Envigado y entró en crisis deportiva

Septiembre 09, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa / El País

Con la derrota 1-2, la escuadra boyacense está demasiado comprometida en la tabla de posiciones, en especial con el tema del descenso y mucho más en lo relacionado con la zona de promoción.

En la primera derrota que sufre en su propio feudo, Patriotas, en una pésima presentación, se mostró inferior a Envigado que fue práctico y aprovechó los errores para llevarse una victoria merecida. Al cabo de los 90 minutos, el panorama es oscuro, como fue la tarde que acompañó a los dos oncenos al final del cotejo, en que la afición salió pidiendo la cabeza del entrenador Miguel Augusto Prince.En los primeros 45 minutos, Patriotas se vio muy permisivo, sin sorpresa en la salida. Solo se contentaron con ver jugar al contrario, que logró convertir dos goles. Con eso le bastó para llevarse los tres puntos de una cancha difícil del estadio de La Independencia. El local tuvo un comienzo auspicioso, que escasamente duró 10 minutos, en el que se generaron las dos opciones de gol más claras que tuvo en la primera parte.Únicamente iban tres minutos y fue Orlando Berrío, que solo ante el portero Víctor Hugo Soto, perdió la posibilidad de abrir muy temprano el marcador cuando tocó un esférico que se fue suave buscando el bajante izquierdo.A los seis, el que inquietó fue Marco Antonio Lazaga, que, en una rápida salida, recibió un balón y en su afán de buscar la puerta visitante no logró superar a los dos zagueros que tuvo en frente. El remate lo estrelló en la humanidad de uno de los centrales.Y después del minuto 10 fue el onceno antioqueño el que se adueñó por completo del campo y del útil. El trabajo fue liderado por el toque vistoso y de primera intención del cuadro naranja.Sobresalieron por ese trabajo en conjunto Néider Morantes y Yulián Mejía, que se encargaron de tener el balón, realizaron desplazamientos a un toque y salida rápida por los costados con Milton Rodríguez y Jamillacson Palacios.A los 11 minutos llegó la apertura del marcador con Palacios, que aprovechó una pelota que le filtró Morantes a espaldas de los centrales, y la acomodó sobre el bajante izquierdo ante la salida tardía del portero Álvaro Solís.No hubo reacción de Patriotas. Se les vio descompuestos y faltos de actitud. La mayoría de jugadores no se encontraron en el campo de juego.Sobre los 18 minutos, Envigado, luego de tocar a placer, encontró la vía expedita para acomodar el segundo tanto que llegó a través de Milton Rodríguez, que acomodó un balón en globito sobre la humanidad de Solís y terminó alojándose sobre el ángulo superior izquierdo.A los 42, Mejía estuvo cerca de poner la puntilla al recibir un balón en el área en un servicio de Palacios y el remate lo estrelló en el cuerpo de Solís.En el reinicio del lance, a los 48, Patriotas se arrimó al arco de Soto con un centro de Juan Casado y cabezazo de Andrés Arboleda, que salió ligeramente desviado y se perdió la opción de conseguir el descuento.Se bien se notó una mejor disposición del elenco orientado por Prince, se percibió falta de coherencia en la mitad en que Casado fue el único que asumió su rol en la creatividad.Envigado retrasó sus líneas, mantuvo el orden y le entregó el balón al rival ante la presión que hizo Patriotas, y con mejor disposición ofensiva con el ingreso de Manuel Palacios.Después de tanto insistir, de abrir los costados y de buscar romper el cerco defensivo por vía aérea, encontró el premio a su persistencia.El minuto 74 puso a celebrar al conjunto rojo, con un gol del paraguayo Lazaga. Cobro de pelota quieta de Casado, por el costado derecho, y el balón que llegó pleno a la cabeza del atacante guaraní que la acomodó a media altura sobre el palo izquierdo.Los 15 minutos finales fueron de angustia, de desespero y, por momentos, de impotencia de los mismos jugadores del altiplano, que veían cómo se esfumaba la posibilidad de conseguir la paridad.Algunos acercamientos que no prosperaron, llegadas que no concluyeron de la forma que esperaban y que, incluso, causaron desesperación entre los aficionados que, en un buen número, abandonaron el escenario antes de que el central pitara la finalización del partido.En el balance, Prince se escudó en los jugadores por la mala presentación de su onceno. Prácticamente, el agua sucia se la echó a los jugadores, a quienes señaló como “los responsables de la pérdida del partido, ya que se regaló el primer tiempo en donde permitimos dos goles y un segundo en donde estuvimos cerca de conseguir el empate”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad