Opinión: saudade de Mundial

Julio 12, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Paola Andrea Gómez- Jefe de Información del Diario El País
Opinión: saudade de Mundial

La selección Colombia fue recibida por miles de aficionados que se apostaron a cada lado de la vía durante el recorrido entre el aeropuerto y el Parque Simón Bolívar, dando las gracias por el buen desempeño en Brasil 2014.

Nuestra Selección, Shakira, la salsa choke, los memes, los papacitos y esas imágenes de Brasil 2014 que quedarán por siempre en nuestra memoria.

Saudade. Esa palabra venida del portugués, cercana a la melancolía, al querer estar en un lugar o en un momento y no irse de él. Esa nostalgia de un mes que hoy termina y que nos cambió la rutina. Hace días vengo padeciéndola, después de haberme embebido de una manera obsesiva de todo lo que hubo en el Mundial; de sus partidos, de nuestra Selección, de los programas de televisión, de los diarios, de las imágenes, de esa pasión que te hace llorar de alegría, difícil de equiparar con alguna otra cosa en la vida. Tengo en la mente diez recuerdos que me quedan de Brasil 2014 y que ya guardé en el álbum de vivencias:-Euforia Colombia. Nos volvimos locos de felicidad. Vestimos nuestras vidas de amarillo, azul y rojo. Gritamos los goles ante Grecia, Costa de Marfil, Japón y Uruguay. Sufrimos el partido con Brasil. Recibimos como héroes a esos hombres que nos hicieron soñar. ¿Serán conscientes de cuánto bien nos han hecho? Gracias a todos y un abrazo triple a los nuestros, a los del Pacífico: Yepes, Mondragón, Zapata, Armero, Valdés, Ramos, Niño, el entrenador de arqueros, y ‘Amaral’, el utilero que dijo a su regreso: “Pékerman nos enseñó a ganar”. -James Rodríguez. ¿Alguna vez usted pensó que un colombiano podría pelear el título de goleador del Mundial? ¿Que un colombiano haría el mejor gol del Mundial (espero no lo destronen)? ¿Que un chico de 23 años nacido en Cúcuta, criado en Ibagué y fogueado en Envigado podría estar a la altura de los jugadores de más alto turmequé e incluso sonar para el súper poderoso Real Madrid? Yo jamás lo pensé y cuán feliz me ha hecho.- La salsa choke. Cómo sonreímos cuando Armero hizo el primer gol para Colombia y nos mostró la que sería la celebración de nuestros goles: el Ras Tas Tas. Luego vimos hacer el paso a James, a Cuadrado y entramos en júbilo. Así, el país conoció esa salsa nacida en el Pacífico y que hoy se cocina en las entrañas de los barrios populares de Cali.-Su majestad, Shakira. Tres mundiales y ella sigue siendo la reina. Aunque We are One (de Pitbull, JLO y Claudia Leitte) fue la canción oficial del Mundial, su ‘La la la’ fue universal. Y con la desazón que dejó el show de la inauguración, llamaron a Shakira a que salve la clausura. ¡Lego! - Pantallazos. La mordida de Suárez a Chiellini, el amuleto en los dedos de Pékerman en el partido contra Uruguay, el llanto de nuestro James y el abrazo de David Luiz. Sabella yéndose de espaldas, un brasilero estrellando contra la calle un televisor grande, tras la pérdida frente Alemania. El cántico argentino “Brasil, decime que se ‘siete’ tener en casa a tu papá...”. El Empire State iluminado con los colores de la bandera alemana y al día siguiente, con los colores de Argentina. La bella Natalia Betancourt y el trino de Rihanna ‘Colombian Cuti钅 -Los papacitos. Deliramos con Olivier Giroud, el 9 de Fancia (mi favorito); Wesley Sneijder, de Holanda; Ezequiel Lavezzi, de Argentina. Los del consenso: Piqué, Casillas, Van Persie, Neymar, James, Márquez, Candreva, Cavani… (suspiros).-Las pollas. Distensionados en primera fase, emocionados en octavos, concentrados en cuartos, jugados en semifinales y haciendo cachito en la final. Las pollas estuvieron en el barrio, en el trabajo, en la familia (todos, haciendo fuerza hoy).-Mundial en los medios. Este mes nos volvimos adictos a los programas de fútbol. Taquillerísimos La Polémica de Win Sport y Caracol (Peláez, Mejía, Londoño, Illera, Gallego, Sanín); Balón Dividido, de Espn (Bermúdez, Marocco y Puccetti) y Mundial Total, de Directv, que parecía un programa malo de humor, pero que fue la ‘vedette’ de la televisión por cable. Las portadas y los títulos de diarios como O’ Globo, Olé, Marca, As y El País de Cali (con sus dos enviados especiales) fueron noticia. -Los ‘memes’. Esas instantáneas y sonidos caricaturescos, surgidos del mundo virtual, que se reproducen en redes sociales o por chat y que en su primer Mundial fueron más virales que cualquier texto. Con riesgo de quitarles su gracia, explicándolos en palabras, para destacar los de Shakira y Piqué, cuando eliminaron a España. Los de una familia de rasgos indígenas, celebrando el triunfo de su ‘equipo’: Alemania. El de los papas Francisco y Ratzinger rezando por la final. Y uno que tiene decenas de versiones: ‘El gol de Yepes sí era gol’.-La sonrisa de Samuel. Ver a un niño de 6 años –hincha del Deportivo Cali, como su padre y de madre americana– respirando fútbol, coleccionando camisetas de las selecciones, con la cara pintada de amarillo, azul y rojo y recitando equipos de memoria es de esas tradiciones que se heredan en ciudades tan futboleras como la nuestra y que no tienen precio. Ese es mi más grato recuerdo: el primer mundial que disfrutó en pleno mi hijo. Cómo te voy a extrañar, Brasil 2014. ¡Saudade!*Periodista

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad