Mundial: Surgen ya tensiones internas en equipos

Junio 09, 2014 - 12:00 a.m. Por:
AP - El País
Mundial: Surgen ya tensiones internas en equipos

Imagen de un sesión de entreno de la selección Holanda en Brasil.

Las disputas entre jugadores o entre el equipo y su técnico no representan algo nuevo en un torneo de prosapia.

El Mundial no ha comenzado siquiera y ya se presentó el primer roce entre dos compañeros de la selección holandesa durante una práctica. Además, toda la selección camerunesa pospuso su vuelo a Brasil en medio de una disputa sobre sus premios económicos durante el certamen.Un talento prodigioso suele ir de la mano con un ego desproporcionado. Muchos futbolistas presentan ambas características, y al unirse con otros, pueden provocar un ambiente de olla de presión en el marco del máximo certamen del fútbol mundial.Los técnicos tienen que estar al pendiente de estos problemas. A veces, los sentimientos de los jugadores necesitan tanto masaje como sus músculos."El conflicto es inevitable", dijo el lunes el psicólogo del deporte Bradley Busch, de la compañía Inner Drive, especializada en la motivación. "Lo que hace el equipo entonces es lo más importante".Los holandeses estuvieron en el ojo del huracán durante la Eurocopa de naciones de 1996, cuando el técnico Guus Hiddink envió de regreso a casa al conflictivo mediocampista Edgar Davids. Durante el certamen realizado en Inglaterra, Davids lanzó una ofensiva verbal, abundante en insultos, en la que acusaba al entrenador de complacer todos sus caprichos a los jugadores veteranos.La prensa holandesa informó que aquel plantel estaba dividido entre un grupo de jóvenes promisorios, como Davids, Clarence Seedorf, Michael Reiziger y Patrick Kluivert, quienes se rebelaron contra los experimentados Danny Blind, Dennis Bergkamp y Ronald de Boer. Irónicamente, Blind y Kluivert forman ahora parte del cuerpo técnico de Louis van Gaal, el estratega de Holanda en Brasil 2014.Hace cuatro años, en Sudáfrica, Francia se desmoronó en medio de las disputas entre los futbolistas y el técnico Raymond Domenech.El equipo provocó la ira de políticos e hinchas franceses por igual, luego de que se negó a entrenar a raíz de que Nicolas Anelka fue expulsado del plantel por insultar a Domenech durante el intermedio del segundo partido de la fase de grupos, contra México.La negativa de Camerún a viajar a Brasil mientras no se aumenten sus bonificaciones podría tener más fondo que el dinero.Finalmente, la selección llegó a Brasil el lunes, apenas cuatro días antes de disputar su primer encuentro, contra México.Y en el caso de Holanda, Bruno Martins Indi ha ventilado su descontento con Arjen Robben, después de que ambos tuvieron un altercado el domingo, durante un entrenamiento en la cancha del Flamengo, en Río. No obstante, Martins Indi negó que persistan las discordias."Dejaremos esto así", aseguró el zaguero del Feyenoord.Este episodio podría reflejar de hecho algo positivo: que la selección quiere desesperadamente ganar el Mundial, algo que se le ha negado tras resignarse en 1974, 1978 y 2010 al puesto de subcampeón."Si esto se basa en el hecho de que todos quieran entrenar duro y con intensidad porque eso es lo que valora el equipo, entonces el problema es fácil de superar", dijo Busch.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad