Los incentivos económicos son otro impulso para ganar medallas

Agosto 25, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción El País
Los incentivos económicos son  otro impulso para  ganar medallas

La colombiana Caterine Ibarguen compite en la final del triple salto femenino de los Mundiales de Atletismo Moscú 2013 que se celebró en el Estadio Olímpico Luzhnikí de la capital rusa.

Aunque aún hacen falta mayores recursos, el Estado intenta respaldar a los deportistas de alto rendimiento a través de apoyos económicos y eso, también, explica los triunfos recientes. Caterine Ibargüen, por ejemplo, recibirá $39 millones por el oro en el mundial de Rusia. Así funcionan los programas de apoyo al deporte de alto nivel.

La lista de ganadores es extensa: Mariana Pajón ganó oro en los Olímpicos de Londres 2012. Óscar Figueroa, pesista, ganó plata en el mismo certamen. Caterine Ibargüen acaba obtener el oro en el Mundial de Atletismo de Rusia. El nadador paralímpico Moisés Fuentes ganó oro también en el Mundial de Natación que se disputó en Canadá. El mismo Moisés había ganado la medalla de plata en los Paralímpicos de Londres 2012.Y la lista sigue. En los World Games Cali 2013, Colombia hizo su mejor presentación en toda la historia de los Juegos. Ganó 31 medallas, 19 más que las logradas en los World Games de Kaohsiung, Taiwán, 2009. Y aún faltan muchos, decenas, de atletas por nombrar. Es decir: el deporte colombiano está en uno de sus mejores momentos. Gracias a tantas medallas, en el mundo entero se habla del país por un asunto distinto a la violencia y aquel no es un logro menor.Pero, ¿qué hay detrás de tantos triunfos? ¿Qué los explican? No hay una única respuesta, por supuesto, aunque el talento, el bendito talento, lo soporta todo.Sin embargo, hay otras variables. Los incentivos económicos, por ejemplo. Es claro: aún hacen falta recursos para apoyar más al deporte, quizá los atletas merezcan más dinero que el que reciben para compensar su esfuerzo, quizá sus resultados deben ser reconocidos con cifras más altas, pero, en todo caso, el Estado colombiano, a través de Coldeportes, viene incentivando a los deportistas de alto rendimiento a ganar otorgándoles réditos económicos. Eso, también, entonces, explica en parte los triunfos recientes. ¿Cómo funciona el apoyo al deporte de alto nivel en el país? Aquí se lo explicamos.1Coldeportes tiene un programa de apoyo al deportista de alto rendimiento o de excelencia. Entre otros beneficios, con este programa el atleta recibe, al mes, una suma de dinero (depende de la categoría) con lo que se pretende lograr que el deportista se mantenga concentrado en sus procesos deportivos.2Actualmente son 218 los atletas colombianos que hacen parte del programa de apoyo al deportista de alto rendimiento o excelencia. 189 son llamados deportistas convencionales (son aquellos que no tienen ninguna discapacidad física) y 29 más son deportistas paralímpicos.3Acceder al programa no es sencillo: hay que ganar a nivel internacional: campeonatos mundiales en donde participen mínimo 35 países en el caso de los varones, y 20 en el caso de las damas; Juegos Olímpicos, Paralímpicos, World Games, Panamericanos en donde participen mínimo 13 países, Suramericanos. Además, el aspirante debe pertenecer a una Federación afiliada al Comité Olímpico Colombiano o al Comité Paralímpico, tener el certificado que nunca se ha dopado, entre otros requisitos.4El programa de apoyo al deportista de alto rendimiento está dividido en cinco categorías: Juvenil (la integran deportistas con proyección internacional y reciben un apoyo mensual de 1,5 salarios mínimos legales vigentes), Ascenso (la integran atletas que hayan ganado en Panamericanos y reciben dos salarios mínimos legales vigentes), Avanzado (la integran atletas que hayan ganado en Centroamericanos y reciben tres salarios mínimos legales vigentes), Élite (la integran ganadores en mundiales y reciben cuatro salarios mínimos legales vigentes) y Altius (es donde están los medallistas olímpicos y reciben seis salarios mínimos vigentes. En total, son diez atletas en esta categoría, 8 convencionales y dos más paralímpicos).5Mantenerse en el programa no es fácil. Así como se puede ascender de categoría, se puede descender o salir del programa. Hay que dar resultados. Si no se obtienen los triunfos esperados, se analizan las razones. Coldeportes, por ejemplo, está estudiando el caso del marchista Freddy Hernández, que se retiró de una competencia del Mundial de Atletismo por una aparente dolencia. Una lesión que incapacite al deportista por más de 9 meses también es motivo para excluirlo del programa, así como una sanción penal en su contra o salir positivo en las pruebas antidopaje. Si una atleta queda embarazada, por ley, se le mantendrá en el programa, aunque a los seis meses posteriores al parto se evaluará su rendimiento.6El programa también contempla beneficios económicos para los deportistas que ganen medallas y sus entrenadores. Por ejemplo, Caterine Ibargüen recibirá 65 salarios mínimos vigentes por el oro en el mundial de Rusia, casi $39 millones y su entrenador la mitad. Por su oro en Londres, Mariana Pajón recibió 200 salarios mínimos, unos $117 millones y su entrenador, igualmente, la mitad.7 Quien gane oro en los Olímpicos, entonces, recibe 200 salarios mínimos vigentes, plata 140 salarios y bronce 100 salarios. En Campeonatos Mundiales o World Games quien gane oro recibirá 65 salarios mínimos, plata 45 salarios y bronce 30 salarios mínimos.8 En este momento hay una dificultad para darles el incentivo a los caleños que salieron campeones en baile deportivo en los pasados World Games: Jefferson Andrés Benjumea y Adriana Ávila. Como en Colombia no hay Federación de Baile Deportivo, eso ha impedido que les entreguen el dinero. Coldeportes está buscando la manera de pagarles con otras fórmulas legales.9 El programa en general tiene sus dificultades. Hay retrasos en los pagos, sobre todo entre enero y febrero, cuando se deben hacer los desembolsos del nuevo año por parte del Gobierno.10El pesista Óscar Figueroa, medallista olímpico en Londres 2012 (plata) y que pertenece a la categoría Altius, dice que el programa es incompleto. El apoyo económico para los atletas, piensa, debería ser mayor y cubrir otros aspectos como el académico, que el deportista pueda estudiar apoyado por el programa. También hace falta que cubra asuntos vitales como la salud, la pensión del atleta, y un mayor apoyo científico (psicólogos por ejemplo) para ganar las competencias.11 La Judoca Yury Alvear, en cambio, (categoría Élite) piensa que el programa representa un gran respaldo a los deportistas. Desde 2008 —cuando se graduó como profesional en deporte— dice, no ha tenido que buscar trabajo, sino que ha estado concentrada en las competencias gracias al apoyo económico que recibe mensualmente de Coldeportes.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad