"Las rivales siempre están esperando mi error": Yuri Alvear

"Las rivales siempre están esperando mi error": Yuri Alvear

Abril 02, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Filiberto Rojas Ferro / Colprensa

Yuri Alvear, deportista vallecaucana.

La vallecaucana es la número uno mundial de los 70 kilogramos y por eso siempre es la rival a vencer en los eventos internacionales de judo.

Con dos títulos mundiales consecutivos y tres en su carrera deportiva, bronce olímpico en Londres-2012 y con Ciclo Olímpico dorado rumbo a Rio-2016, la vallecaucana Yuri Alvear es la mejor judoca de la categoría hasta 70 kilogramos en el mundo, algo que busca ratificar en cada certamen internacional. 

Regresando de una lesión de rodilla y en su primera salida oficial del año, la atleta de Jamundí logró el fin de semana anterior la medalla de plata del Grand Prix de Turquía, perdiendo en la final contra la israelí Linda Bolder, por un error personal, producto de la ansiedad por terminar rápido el combate ante una rival inferior. 

Con su amplia experiencia y el gran apoyo en la dirección técnica del entrenador japonés Noriyuki Hayakawa, la campeona mundial ya arribó a Japón para cerrar la pretemporada con varias competencias, antes de regresar a Colombia para afrontar los Juegos Panamericanos uno de sus grandes retos del año. 

Desde Japón, desempacando maletas del viaje de Turquía, la vallecaucana habló sobre su presente y en particular sobre la experiencia en el reciente Grand Prix de Sansun, en Turquía, que le demostró que aunque no está al 100 por ciento, sigue en la élite mundial. 

¿Qué significa esta medalla de plata en el Grand Prix de Turquía? 

Estar en la final de este Grand Prix, siendo mi primera competencia del año, pienso que es un buen inicio de temporada, que me da con mucha perspectiva de buenas cosas para lo que viene.

¿Cómo se sintió de la molestia en la rodilla? 

Bueno, en el combate con la brasileña, la rodilla me molestó un poco, sentí dolor, pero nada que me impidiera seguir con el combate. Creo que estoy en el proceso de recuperación y espero que en corto tiempo esté al 100 por ciento.

¿Qué impidió el triunfo en el combate final? 

La final la realicé con una deportista de Israel, antes competidora de Holanda, conocida por su condición física fuerte, pero pienso que me apresuré mucho en el ataque y, como siempre, las rivales están esperando mi error, por eso debo ser más paciente, así me sienta cómoda en el combate.

¿Qué significa llegar a los torneos como la siembra número uno y principal candidata al título? 

Llegar a estos torneos como favorita, para mí sólo significa que Dios es bueno, que me ha llevado a lugares altos y no me preocupa, para nada, porque en cada combate sólo salgo a dar lo mejor de mí, tratar de mantenerme y obtener mi resultado.

¿Qué fue lo más positivo de este Grand Prix? 

Lo más importante de la competencia es que cada vez hay que asumir con más madurez, con mejor actitud cada competencia, aprender de cada combate, seguir mejorando y no bajar del nivel, porque el judo cada vez crece más y el nivel es más alto, por eso hay que estar ahí. -

¿Qué sigue en esta gira y que hay en el camino antes de los Juegos Panamericanos de Toronto? 

Ahora estoy en entrenamientos en Japón, estaré aquí más o menos hasta el 17 de abril, cuando viajaré a Colombia para unirme al equipo que viaja al Panamericano de Judo en Canadá y seguir mejorando mi rodilla, prepararme para los Juegos Panamericanos y con el poder de Dios aportar esa medalla de oro para mi carrera deportiva y para Colombia. 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad