Las piernas colombianas valen US$35 millones

Julio 31, 2011 - 12:00 a.m. Por:
WILSON DÍAZ SÁNCHEZ / Colprensa-El Colombiano
Las piernas colombianas valen US$35 millones

Michael Ortega volante ofensivo del Bayer Leverkusen e hizo parte de la selección Colombia Sub 20.

La selección Colombia sub 20 tiene una alta cotización, gracias a la presencia de varios integrantes en ligas del exterior. James Rodríguez aumenta el tope, luego de sus triunfos en Europa. Una mirada a los muchachos de Eduardo Lara.

Puede ser mucho más dinero, pero no menos. La Selección Colombia cuesta cerca de 35 millones de dólares, a pesar de que sus integrantes no superan los 20 años de edad.En ese valor, según agentes Fifa y de acuerdo con las transferencias de sus principales figuras, están tasadas las piernas de los 21 juveniles.Con solo mirar la cotización de su referente James Rodríguez, por quien el Porto habría pagado 7,3 millones de euros al Banfield argentino, a juzgar por los datos revelados por las agencias internacionales de prensa, es evidente el vertiginoso cambio que ha tenido este torneo en sus 18 ediciones, contando la actual, en las que los buenos futbolistas son verdaderos tesoros.Para proteger su alta inversión, los dirigentes del equipo luso le aseguraron a Rodríguez un contrato hasta el 2016 y aumentaron la rescisión del contrato a 45 millones de euros.Aunque no se conocieron los números de la transacción en uno de los negocios más recientes, obviamente mucho más bajos que los de James, cualquier club que se interese en los servicios de Santiago Arias deberá tener en cuenta que la rescisión de su convenio con el Sporting de Lisboa es de 20 millones de euros.El Udinese italiano pagó 1,9 millones de dólares por el 70 por ciento de los derechos deportivos de Luis Fernando Muriel al Deportivo Cali, en el 2010, y luego lo prestó al Granada de España.Cuentan también que los goles de Michael Ortega le valieron al Atlas de México casi tres millones de dólares, en tanto que el Dallas de la MLS pagó 800 mil dólares por Fabián Castillo.Jeison Murillo se fue el año pasado al Granada de España por una cifra no revelada por el club azucarero, aunque no es su mayor transferencia.Y el América, en días previos al Mundial 2011, acaba de anunciar el préstamo por un año del atacante Duván Zapata a Estudiantes de la Plata, por 170 mil dólares y una opción de compra de 1,2 millones de dólares por el 50 por ciento del pase.El empresario Ricardo Pachón, al ser consultado por el tema, señaló que en este momento es muy difícil establecer la cotización de los demás jugadores del combinado patrio, "porque todavía no han jugado y todo dependerá del rendimiento" ... y jerarquía.Sin embargo, acepta que de entrada se puede decir que cada uno arrancaría con un valor de un millón de dólares.Colombia debutó en las copas del mundo juveniles en 1985 en la otrora URSS y de inmediato entró al mercado del fútbol, aunque no con la fuerza de hoy.De esa camada solo emigraron al exterior por cortos períodos René Higuita, Orlando Maturana y John Jairo Tréllez, a pesar de que la calidad abundaba.Ahora a los seleccionados nacionales llegan muchachos que ya son titulares en el torneo colombiano e inclusive en clubes importantes del exterior. Para la muestra, el conjunto que dirige Eduardo Lara.A medida que pasaron los años el éxodo y las cifras aumentaron. De los que asistieron a Australia en 1983 con Reinado Rueda, con la selección que clasificó Carlos ‘Piscis’ Restrepo, fueron a otros países con su fútbol Arley Dinas, Jersson González, Wìlmer Ortegón, Frankie Oviedo, Arley Betancur, Óscar Restrepo, Henry Zambrano y Leonardo Fabio Moreno.De Emiratos Árabes Unidos 2003 se recuerda, entre otros, a José Julián de la Cuesta, Javier Arizala, Fredy Guarín, Macnelly Torres, Yulián Anchico, Jaime Castrillón, Abel Aguilar, Edixon Perea y Avimelet Rivas.Y ni qué decir de la última camada que estuvo en el Mundial de Holanda 2005, también con Eduardo Lara, con David Ospina, Cristian Zapata, Juan Carlos Toja, Edwin Valencia, Wason Rentería, Hugo Rodallega, Dairo Moreno y Falcao García, entre otros, convertidos en diamantes para los empresarios que seguramente ya llegaron a Colombia en busca de oportunidades de negocios. Porque cuando hay talentos, como en la Selección Colombia de hoy y la generación que viene, mucho mejor.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad