Las cuatro claves que tienen a la selección Colombia volando alto en Brasil 2014

Junio 26, 2014 - 12:00 a.m. Por:
César Polanía | Enviado Especial de El País a Brasil
Las cuatro claves que tienen a la selección Colombia volando alto en Brasil 2014

La selección Colombiase encuentra realizando un papel histórico en el Mundial que se desarrolla en territorio brasileño.

Son muchos los factores que tienen a la ‘tricolor’ con aire en la camiseta.

“Estamos viviendo un sueño”. La frase se repite en cada uno de los jugadores de Colombia que están acá en Brasil. Y tienen razón, porque la Selección ha roto todos los récords de sus cuatro participaciones anteriores en la máxima cita del fútbol. Y no solo eso. Se ha robado la admiración colectiva por el fútbol que está jugando.Los datos son elocuentes: Colombia terminó primera del Grupo C con tres victorias en línea (nunca lo había conseguido). Tiene en James Rodríguez el tercer goleador del campeonato y, para muchos, el mejor jugador del Mundial. Además, las estadísticas de la Fifa la ubican como la Selección con la mejor defensa.Entonces, sí es un sueño. Un sueño soportado en varios factores clave que analiza El País desde Brasil, donde este miércoles la prensa local se sobró en elogios con el fútbol que está exhibiendo la tricolor.Con la inspiración de JamesContra Japón, el martes, James Rodríguez estuvo en el banco los primeros 45 minutos. El técnico José Pékerman le había soltado la conducción de Colombia a Juan Fernando Quintero, pero el juvenil estuvo perdido.James ingresó en los 45 minutos finales, cuando el juego iba 1-1, y la cara del equipo cambió totalmente. El volante cucuteño le impuso otra dinámica, más ritmo en el ataque y, lo más importante, claridad para llegar al gol.De sus pies partieron los dos pases-gol para los tantos de Jackson Martínez (el segundo del chocoano tras un pase magistral) y, como si faltara algo, marcó el cuarto de la victoria con una calidad asombrosa. Digna de un crack.El italiano Alberto Zaccheroni, quien dirigió hasta ayer a Japón, dijo al término del partido que tiene una profunda admiración por Colombia y se atrevió a afirmar que “Rodríguez es hasta el momento el mejor jugador del Mundial”.No le falta la razón al exentrenador de los nipones. James ya es el goleador histórico de Colombia en la Copa Mundo con 3 tantos, los mismos que lo tienen ubicado en la tercera posición de la tabla de artilleros, detrás del brasileño Neymar y el argentino Lionel Messi (4). Además, suma dos pases-gol en su cuenta.Contra Grecia y Costa de Marfil, el talentoso volante fue elegido por la Fifa como la figura. Contra Japón, esa distinción se la dieron a Jackson por sus dos goles, pero cabe el debate con el organismo rector del fútbol, porque fue de la mano de James que Colombia encontró claridad y contundencia. Es rápido, atrevido y con una visión del campo única.Pékerman, un estrategaEl argentino José Pékerman es un estratega en todo el sentido de la palabra. Cuando aterrizó en el banco de la Selección, muchos le criticaron su lejanía con la prensa y ese blindaje que montó en torno a los jugadores. Pero el tiempo le ha dado la razón de una fórmula que ha aplicado toda su vida como técnico de Argentina (en divisiones menores y mayores) y ahora en Colombia.Esa ‘táctica’ ha mantenido más unidos a los jugadores y exentos del manoseo y los escándalos, como sucedió en Estados Unidos 94 y Francia 98.En lo futbolístico, Pékerman apostó por jugadores que otrora no figuraban como protagonistas de la Selección, como el caso del lateral Juan Guillermo Cuadrado, a quien el argentino convirtió en volante ofensivo. O como James Rodríguez, quien antes era una promesa y luego, bajo el mando de ‘Don José’, se volvió una realidad.Su experiencia como estratega mundialista dio una lección más en el partido contra Japón. Mandó al terreno ocho suplentes para darles oxígeno a los titulares.A muchos sorprendió que Pékerman hiciera tantas modificaciones, pero el argentino ganó y por partida doble. Además de conseguir una aplastante victoria sobre los nipones (4-1) y ratificarse como primero del Grupo C, los jugadores principales de la Selección llegarán a octavos de final el sábado con más días de descanso y recuperación que los uruguayos.“En los entrenamientos los jugadores que son suplentes trabajan con mucha entrega, porque saben que su oportunidad les llega, como sucedió el martes frente a Japón”, explica Pékerman.Efectividad en el ataqueMucha preocupación hubo en las huestes de Colombia antes de comenzar el Mundial por la sensible baja de su goleador estrella, Radamel Falcao García. Entonces, todas las miradas se posaron en los goles de Carlos Bacca, pero el artillero del Sevilla español ni siquiera ha jugado por una lesión.En las piernas del mismo James (3 goles), Jackson (2), Teófilo Gutiérrez (1), Juan Fernando Quintero (1), Juan Guillermo Cuadrado (1) y Pablo Armero (1) la Selección ha encontrado los tantos de la victoria.Colombia, con 9 goles, es la segunda selección más goleadora del Mundial detrás de Holanda, que tiene 10. Superó, hace rato, su mejor marca, que había sido en Chile 62, con cinco anotaciones.“Este es un equipo que ataca en bloque, por distintos costados, siempre con vocación ofensiva y con jugadores que saben definir, y la prueba son los goles que ya suma”, sostiene el técnico y analista argentino Gustavo Alfaro.Ello obedece a que Colombia no ha traicionado en este Mundial ese estilo de juego que lo distinguió en las eliminatorias suramericanas. “Pase lo que pase, nosotros somos conscientes de que hay que mantener la identidad”, argumenta el técnico Pékerman.La mejor defensaCon solo dos goles en contra, quince bloqueos y catorce paradas en 61 ataques del rival, la Fifa ubicaba este martes en las estadísticas de su página web a la tricolor como la mejor defensa en Brasil 2014.En los dos juegos iniciales, Pékerman mantuvo la misma zaga (Zúñiga, Zapata, Yepes y Armero), pero contra Japón la modificó casi toda (Arias, Valdés, Álvarez Balanta y Armero), para darles respiro a los titulares. Y los suplentes respondieron.Lo hecho por Colombia en la zona posterior corrobora el trabajo de Pékerman en la defensa desde que llegó al banco del equipo cafetero. No en vano, la Selección fue la que menos goles recibió (13) en las eliminatorias al Mundial.Allí, en la zaga, Pékerman se ha jugado una carta en la que no todos creían: el defensa central izquierdo Mario Alberto Yepes, hoy con 38 años de edad. Pero el vallecaucano ha respondido con creces a la confianza del técnico y lo ha demostrado en cada partido, como lo hizo frente a Costa de Marfil, cuando completó su juego número cien con la camiseta amarilla.“De Mario solo hay cosas por aprender, es todo un capitán dentro y fuera de la cancha, y su experiencia es vital para los más jóvenes por todo lo que ha aprendido”, sostiene su compañero Cristian Zapata. Vea aquí el Especial Mundial Brasil 2014

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad