La Selección empató 2-2 con Uruguay en el Metropolitano

Octubre 11, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Filiberto Rojas Ferro - Enviado Especial de Colprensa a Barranquilla

Abel Aguilar y Yerri Mina anotaron para los colombianos. El 'Cebolla' Rodríguez y Luis Suárez hicieron los dos goles para Uruguay.

La idea de Uruguay era no salir goleado como era costumbre de Barranquilla y lo logró, estuvo cerca de ganar, pero la Selección Colombia de Fútbol  igualó el compromiso a punta de garra, la mejor cualidad de los uruguayos, porque el buen fútbol estuvo ausente en la tricolor.

Los charrúas querían cambiar la historia en Barranquilla y por eso tomaron la iniciativa desde el primer minuto, sorprendiendo a los colombianos, que no encontraron el camino para llegar al arco de Fernando Muslera. En frente estaba el líder de la Eliminatoria y así lo hizo ver en el terreno de juego.

Sin embargo, cuando Colombia no encontraba los caminos, cuando estaba enredado porque Juan Guillermo Cuadrado no podía por derecha, Luis Fernando Muriel no aparecía por izquierda, Macnelly Torres se mostraba impreciso por el medio, Carlos Bacca se veía aparatoso y los uruguayos empezaban a mostrar síntomas de agotamiento tempranero, surgió el Abel Aguilar de la tricolor.

El volante del Deportivo Cali, que juega poco con los azucareros, pero tiene la confianza de José Pékerman, aprovechó un centro perfecto de Muriel para levantarse en el área y de golpe de cabeza vencer a Muslera, para abrir el marcador y encender el ambiente del Metropolitano hasta su máximo posible, con una combinación que la arenosa sólo vive en tiempos de Carnaval.

Pero la alegría duró poco, porque si bien con el gol los cafeteros se tomaron confianza, de repente se abrió el cielo para los uruguayos, porque empezó a llover en el Metro y esa lluvia fue como una bebida energizante para los charrúas, que apelaron a la garra para aprovechar lo pesado de la cancha y así llegar a la igualdad transitoria.

Fue a los 26 minutos, cuando tras varios errores seguidos de Farid Díaz desencadenaron en el cabezazo de Cristian Rodríguez. El ‘Cebolla’ utilizó la misma fórmula de Abel y fue suficiente para vencer a David Ospina, quien a pesar de su esfuerzo, no pudo evitar el empate uruguayo.

Ya con la igualdad, Uruguay le devolvió la responsabilidad del partido a Colombia, pero en el equipo local no hubo movilidad, no apareció un líder que se apropiara del balón para ir en busca del segundo gol y así el equipo de Pékerman equivocó los caminos, con imprecisiones y un Carlos Bacca desconocido.

Como Colombia no encontró el camino en el primer tiempo, desde el arranque del segundo Pékerman envió a la cancha a Edwin Cardona y luego incluyó a Roger Martínez por Bacca, en dos modificaciones que cambiaron la cara de la tricolor, pues inclinó la cancha contra el arco de Muslera y empezó a generar peligro.

Las aproximaciones de los colombianos fueron continuas, pero sin claridad, el ataque nacional estuvo confuso, pero lleno de emociones, incluso el árbitro argentino Néstor Pitana dejó de pitar un penal por una clara mano de Diego Godín dentro del área, en uno de tantos centros y oportunidad de los locales.

Y mientras en el ataque colombiano las ideas no aparecían para llegar al gol, Suárez libraba un duelo mano a mano contra Óscar Murillo, quien respondió a la altura hasta cuando pudo, porque a los 27 minutos el mejor delantero 9 del mundo sacó la casta y venció a David Ospina, luego de dejar en el camino a Murillo.

Con el gol, Colombia se confundió aún más en la cancha y por eso Uruguay tuvo para ampliar la diferencia, sólo que Cavani no estuvo fino para aumentar la diferencia y Suárez no volvió a ganar un duelo, pero aprovechó el único que tuvo, algo no hicieron los atacantes colombianos.

Pero en los minutos finales, la garra charrúa fue cafetera y con la cabeza de Yerry Mina los colombianos igualaron las acciones, porque el defensa se tomó confianza, sacó al equipo desde atrás, se la dio a Cuadrado, quien esperó que el espigado defensa ingresara al área y como con la mano se la puso en la cabeza y el hijo de Guachené hizo lo suyo, impactó el balón y dejó sin opciones a Muslera.

Con la igualdad, las emociones crecieron y aunque el calor no se hizo presente, el ambiente no se dejó enfriar por el agua y hasta el final los colombianos intentaron llegar al triunfo, pero el tiempo no alcanzó y al final el empate fue el premio a dos equipos que exhibieron una cualidad que era única de los visitantes: la garra.

Ahora la Selección Colombia tendrá un mes de receso y volverá a actividad la segunda semana de noviembre, pues el jueves 10 enfrentará en Barranquilla a Chile y cinco días después buscará romper la racha negativa frente a Argentina, la única Selección a la que Pékerman no le ha podido ganar con Colombia de la zona suramericana.

 

[[nid:585024;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2016/10/abel_aguilar_home.jpg;full;{El combinado nacional volvió a bailar en el Metropolitano. Con el gol de Abel Aguilar, la Selección Colombia abrió el marcador frente a los uruguayos. Las mejores imágenes de la celebración del volante del Deportivo Cali.AFP - El País}]]

 

Previa del partido

Para este duelo, la principal novedad del cuadro colombiano es la inclusión de Macnelly Torres, quien será el encargado de manejar los hilos del mediocampo Tricolor. 

Para este duelo, Colombia forma con David Ospina, Santiago Arias, Óscar Murillo, Yerri Mina, Farid Díaz; Abel Aguilar, Carlos Sánchez, Juan Guillermo Cuadrado, Macnelly Torres; Luis Fernando Muriel y Carlos Bacca. 

Por su parte,  Uruguay manda al campo a:  Fernando Muslera; Mathías Corujo, Sebastián Coates, Diego Godín, Gastón Silva; Carlos Sánchez, Egidio Arévalo, Cristian Rodríguez, Matías Vecino; Luis Suárez y Edinson Cavani. 

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad