“La selección Colombia siempre mostró interés en mí": Bernardo Espinosa

Octubre 25, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Francisco Henao Bolívar - Reportero de El País

El caleño Bernardo Espinosa, figura del Sporting de Gijón, dice que es un halago que lo asocien con la selección española, pero tiene claro por quién decantarse.

Estuvo en el sonajero de la Selección Colombia para los dos primeros encuentros de la eliminatoria, pero al final se quedó esperando un llamado de Pékerman que nunca se dio,  y viendo los partidos por televisión.

Aún así, el caleño Bernardo Espinosa no bajó los brazos. Por el contrario, siguió mostrando liderazgo y jerarquía en la zaga del Sporting de Gijón, con la fe de que para los duelos que vienen contra Chile y Argentina, en noviembre, su nombre aparezca en la lista de convocados.

Nombre que a propósito sonó con fuerza la semana pasada. Mientras Bernardo espera que Pékerman lo vuelva a tener en cuenta, desde España se dijo que estaba en una nómina de convocados a futuro por Vicente del Bosque, nada menos que para la selección española.

El zaguero caleño habló de ese tema y también de un presente que le sonríe y que lo tiene hoy como uno de los baluartes del Sporting de Gijón en la liga española.

Ha sido noticia por un posible llamado a selección española, por el nivel que tiene en Sporting y porque esta semana anotó en partido de Liga. ¿Es su mejor momento?

Estoy disfrutando mucho, estamos atravesando un buen momento en este regreso a Primera División con el Sporting, y lógicamente en lo personal manteniendo una regularidad importante y un protagonismo bonito dentro del equipo.

¿Cambió en algo su estilo desde que salió del Sevilla?

Ha sido una maduración importante por la acumulación de minutos, por jugar toda la semana  y conseguir un ascenso; eso ha hecho que haya una mejoría absoluta en lo futbolístico, me han dado toda la confianza, fue una apuesta grande por mí que me ha hecho crecer bastante y eso se ha reflejado en lo que vengo haciendo.

¿Seguirá en el Sporting o la idea es saltar ya a uno de los grandes?

Finalizo contrato este año; de momento no veo más allá porque quiero disfrutar este instante, sumar más minutos, mejorar y crecer; no me obsesiona mucho lo que pueda pasar. Disfruto el estar en la mejor liga del mundo. No sé el año que viene dónde estaré; el club quiere que renueve, pero no tengo prisa en acelerar ningún proceso.

¿Están tocando su puerta equipos grandes?

Sí, por supuesto; ya el año pasado hubo ofertas en firme, equipos que añoran tenerme; pero la apuesta del Sporting ha sido absoluta, se negó a venderme cuando más problemas económicos tenía. Las opciones están ahí, pero no sé qué será de mi futuro. Por ahora estoy tranquilo.

Para los que no lo ven jugar con frecuencia, ¿qué clase de defensa es usted?

No me gusta definirme, pero soy un central alto, corpulento; voy bien en el juego aéreo, intento mejorar una salida de balón limpia. Me caracterizo por mi intensidad y mi liderazgo.

¿Ha cumplido los sueños que se había trazado?

Poco a poco se van dando más oportunidades para ir  cumpliendo sueños; yo personalmente soy ambicioso, siempre quiero más, quiero crecer, busco mejorar y consolidarme como futbolista de primer nivel en la mejor liga del mundo.

¿El de la Selección Colombia es uno de esos sueños por cumplir?

Por supuesto; la Selección es palabras mayores, es el premio absoluto que persigue todo profesional; he tenido la suerte de estar en ese grupo; no he podido debutar con la camiseta, pero es un objetivo que te hace mejorar, trabajar bien para tocar esa puerta con fuerza; y que cuando sea el momento indicado y que la persona que decide vea que es el instante indicado para mí, estar preparado. Hay que trabajar y esperar que se dé lo de la Selección.

¿Volvió a hablar con Pékerman?

No, la verdad es que desde la última vez que me llamó no he vuelto a hablar con él.

¿Qué pasó que no volvió a ser tenido en cuenta por él?

Coincidió con esa temporada en la que estuve en Racing de Santander, luego tuve que volver al Sevilla, allí no se me dio la confianza que venía teniendo y eso se vio reflejado en los minutos jugados que no tuve ninguno; fueron seis meses sin competición y así es complicado ir a la Selección. Fue eso, pasé de jugar todas las semanas a no jugar nada y por eso decidí que mi carrera tenía que cambiar de aire y por eso me decidí por el proyecto del Sporting. Acá he tenido minutos y partidos.

Se especuló mucho con un posible llamado suyo para el inicio de esta eliminatoria y al final no se dio...

Bueno, esa ya es una decisión del cuerpo técnico y hay que respetarla; yo me he preparado bien, estoy en forma para cuando me llegue la oportunidad. El ‘profe’ seguramente se decidió por los que él consideraba están mejor y eso es respetable.

¿Vio los partidos ante Perú y Uruguay?

Sí, fueron dos partidos difíciles, con un Perú que jugó bien y un Uruguay que aprovechó su estilo para hacer la diferencia. Pero la Selección está bien, tiene buenos jugadores y va a conseguir los resultados en una eliminatoria que va a ser durísima.

¿Qué le dice el que Vicente del Bosque lo tendría en lista de futuros convocados a selección española?

He oído y he leído algo, pero a mí nadie de ninguna Federación me ha hablado algo; simplemente estoy concentrado en el trabajo diario con mi equipo y la verdad es que ya el futuro decidirá qué sigue, pero no hago caso a las especulaciones.

Pero el estar como candidato a ser parte de la renovación de la selección española es halagador...

Por supuesto, son palabras mayores que a uno lo asocien con una selección importante como la española; pero nadie me ha hablado de eso de manera oficial, son cosas que se escuchan, que se escriben, pero a mí hasta ahora no se me ha acercado alguien de la Federación.

¿Si tiene qué elegir entre Colombia y España por quién se inclinaría?

No puedo elegir por algo que no me han propuesto aún; lo claro es que ya estuve en la selección colombiana y es Colombia la que ha mostrado algún interés por tenerme, así que de lo otro no puedo hablar porque no se ha dado.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad