La dirigencia del Once Caldas tiene la palabra

Marzo 05, 2012 - 12:00 a.m. Por:
OSVALDO HERNÁNDEZ - Colprensa- La Patria
La dirigencia del Once Caldas tiene la palabra

Deportes Tolima derrotó 1–0 a Once Caldas en partido disputado en el estadio 'Manuel Murillo Toro' por la sexta fecha de la Liga Postobón I.

Después de jugar un excelente primer tiempo, en el que tuvo para vencer a su rival, el equipo se vino abajó en el complemento y perdió. El técnico, en la mira de los aficionados.

El hincha, el domingo, descargó todo su malestar contra el técnico y los directivos. El Once perdió 1-0 en Ibagué con el Tolima, llegó a 10 fechas sin ganar en la temporada y se hunde en la última casilla de la Liga.El único gol del partido lo marcó Julián Hurtado, quien aprovechó una desatención de Emanuel Acosta y, totalmente libre de marca, puso el gol con el que los locales desequilibraron el compromiso.Cualquier espacio en las redes sociales, twitter, facebook, correos electrónicos y columnas de opinión, fue aprovechado para criticar a directivos y técnicos, según ellos, los responsables de lo que le pasa al equipo.El técnico Pompilio Páez fue el más criticado después del juego con el Tolima. Al entrenador lo señalan como responsable de la derrota, ya que "desbarató" el equipo que le jugó brillantemente a los "pijaos".LA EXPLICACIÓN DEL D.T.El equipo dominó al Tolima en el primer tiempo. Le tocó, lo presionó y le creó cinco opciones claras de gol. Solo le faltó definición en 45 minutos en los que Emanuel Acosta, como volante, emergió como la figura.Para el segundo tiempo, el técnico cambió. Bajó a Acosta como central y subió a Diego Amaya, defensor central, como delantero. Y el equipo ya no tuvo la claridad que le sobró el primer periodo.Páez explica por qué lo hizo: "No teníamos un cabeceador. Tolima se metió atrás y nos tocaba abrirle el juego por las bandas y tirar centros, los cuales, a propósito, no fueron solución", dijo el técnico.Seguidamente, se le preguntó por qué no corrigió y volvió al planteamiento del primer periodo. Al respecto, el técnico del Once, dijo: "Ese no era el problema, ya teníamos a Mario González como cabeza de área y ya estábamos jugados con Amaya como nueve, pero además, Tolima respondió bien".Pompilio Páez negó que haya desbaratado el equipo en Ibagué: "El equipo bajó la producción después de tanto esfuerzo la primera parte y Tolima reaccionó. Nos costó mantener la intensidad. Ellos ganan en una jugada que nace en una falta inexistente".CORRIÓ CON JOAO RIVELINOSobre el cambio de Joao Rivelino, a quien mandó al campo y luego lo sacó seis minutos después, indicó: "Joao es un chico desequilibrante, pero cuando perdió los dos primeros balones, vi que no había entrado bien, por eso preferí a Núñez así estuviera agotado". En otras palabras, según Páez, ahí corrigió.Sobre la situación que vive el equipo, indicó que él sabe que se defiende con los resultados, pero que el proceso que llevan terminará dando los resultados: "La situación es complicada, tremendamente complicada. Futbolísticamente, a eso le apuntamos, pero carecemos de gol... llevamos cuatro partidos sin meterla, así es muy difícil".La dirigencia del Once dijo el pasado viernes que en caso de una derrota ante el Tolima, como ocurrió, el técnico también podía continuar en su cargo con trámite del partido. El sábado por la noche, el Once arrolló al Tolima el primer tiempo, pero el segundo tiempo, se vino abajo por sus propios errores.QUIEREN ES A OSORIOLa dirigencia del Once quiere continuar con el proceso y estilo que montó Juan Carlos Osorio. Por eso le apostó a Pompilio Páez, su asistente, como su reemplazo, pero el risaraldense está en la cuerda floja.Hoy, uno de los problemas para los dirigentes es que no encuentran el reemplazo ideal para seguir lo proyectado. La opción más clara, hecha pública, es el retorno de Juan Carlos Osorio, al que ya llamaron.El domingo, por los directivos seguían con expectativa el juego de Puebla y Chivas por la liga mexicana. Si Osorio perdía, uno de los dirigentes del Once viajaría a suelo mexicano para tratar de vincularlo.De lo contrario, hay dos técnicos que por formación se acercan a las pretensiones de los directivos: Wílmer Cabrera, quien dirige en Estados Unidos, y Wilson Piedrahíta, quien labora con el América, ambos formados académicamente en Europa.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad