La actuación del boxeador vallecaucano Yílmar González, un nocaut para la historia

La actuación del boxeador vallecaucano Yílmar González, un nocaut para la historia

Noviembre 14, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Augusto López - Prensa Indervalle - Especial para El País.com.co
La actuación del boxeador vallecaucano Yílmar González, un nocaut para la historia

Yílmar González de Valle del Cauca, rojo, y Óscar Cardozo de Cundinamarca en una eliminatoria de boxeo, 52 kilogramos hombres durante los Juegos Deportivos Nacionales en el Coliseo Mario de León de Cereté, Córdoba.

Yílmar González es oriundo de Puerto Tejada (Cauca), desde donde se trasladó a Cali con sus padres cuando aún no había cumplido sus cinco años de edad.

Transcurrían 29 segundos del primer asalto, cuando Yílmar González sacó su recto de izquierda que fue directo al mentón del boxeador de Casanare. El llanero se fue a la lona, para no levantarse más. El vallecaucano había propiciado uno de los K.O. más rápidos que se hayan dado en la historia de los Juegos Nacionales. “Mi entrenador en estos juegos, profesor René Iznaga, me había dicho antes de subir al ring que no fuera a ganar en el primer asalto, sin embargo el muchacho se me estaba poniendo 'arisco' y decidí acabar con el asunto”. Yílmar es un humilde joven que en marzo de 2013 cumplirá los 20 años, que con su victoria de la primera jornada es ya uno de los preferidos de la afición cordobesa que se ha dado cita en el bonito Coliseo Municipal de Cereté, escenario de las competencias de boxeo en estos XIX Juegos Nacionales 'Carlos Lleras Restrepo'. Todavía no llegaba a los 12 años, cuando Cristian Angulo, un boxeador, con alguna trayectoria, lo invitó a verlo entrenar. En el Coliseo El Pueblo conoció a Arbey Castro, quien lo invitó a que se pusiera los guantes. “Hoy recuerdo que dijo, los voy a probar, (éramos varios) y si mañana no están aquí, es mejor que no vuelvan, pues el boxeo no es para ustedes”. Ese y los siguientes días, Yílmar perdió los combates que disputó con los otros debutantes y sin embargo persistió, hasta que comenzó a ganar lo que le valió ser incluido en la Selección Cali que disputó un campeonato departamental en Buenaventura, (2004) en el que se quedó con la medalla de plata. De ahí pasó a la Selección Valle que en Sincelejo (2005) ganó el título nacional de la categoría infantil, certamen en el que igualmente alcanzó la presea de plata. Después vinieron actuaciones consagratorias, no solamente a nivel nacional, sino internacional. Ahora es de los favoritos para imponerse en la división de los 52 kilogramos, categoría en la que enfrentará al cundinamarqués Oscar Cardozo, rival difícil pero al que supera en favoritismo, según expresan los entendidos. Familia de deportistasAunque Yílmar hace parte de un núcleo familiar pequeño : su madre y dos hermanos, la vocación deportiva de la familia González Landázuri es bien marcada, pues su hermana Eva González, acaba de ganar en Ocaña, Norte de Santander, la medalla de plata en lucha, modalidad libre, en la división de los 55 kilogramos. El menor José Luis, de solamente cuatro añitos, ya muestra sus inclinaciones por la práctica deportiva. Culpable de esa vocación familiar es la mamá, doña Eva, quien siempre los apoyó en su intención de dedicarse, el uno arte de fistiana y Eva (hermana) a la lucha. Claro que esa vocación y orden también se las debe, no solamente a Arbey Castro, sino al 'profe' Jorge Aguirre, al entrenador oficial de la Liga, René Iznaga y a mi actual entrenador Luis Mosquera, sin desconocer el apoyo que me ha brindado la Liga Vallecaucana de Boxeo, con el doctor Jaime Cuéllar. “Voy a dar lo mejor de mí para tratar de llegar lo más lejos posible en estos juegos. Se que tengo porvenir en el boxeo y que con su práctica voy a poder sacar a mi familia adelante. Solamente cursé hasta séptimo grado, abandoné para dedicarme al boxeo, pero el próximo año continuaré mis estudios. La carrera deportiva es corta y por eso sé que tengo que seguir mi preparación académica”, indicó el pugilista. Yílmar González Landázuri, a pesar de la contundencia de sus golpes, no se considera un noqueador nato. En sus 40 peleas aficionadas solamente ha conseguido cuatro nocauts. Sin embargo, sus rivales no podrán descuidarse porque poder en sus puños si tiene. O si no que lo diga su primer rival en estos Juegos Nacionales.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad