James Rodríguez, el capitán que supo conducir la nave de la Selección Colombia

default: James Rodríguez, el capitán que supo conducir la nave de la Selección Colombia

El volante colombiano del Real Madrid fue la figura en el triunfo 3-1 ante Ecuador en el Metropolitano.

James Rodríguez, el capitán que supo conducir la nave de la Selección Colombia

Marzo 29, 2016 - 12:00 a.m. Por:
ElPaís.com.co
James Rodríguez, el capitán que supo conducir la nave de la Selección Colombia

James Rodríguez, volante de la selección Colombia.

El volante colombiano del Real Madrid fue la figura en el triunfo 3-1 ante Ecuador en el Metropolitano.

Si en La Paz estuvo grande, este martes en Barranquilla fue inmenso. James Rodríguez mostró ante Ecuador que lo hecho frente a Bolivia no fue casualidad.

El ‘10’ de Colombia ha recuperado su grandeza. O quizás nunca la perdió y en el triunfo 3-1 en el Metropolitano por la sexta fecha de las eliminatorias al Mundial de Rusia 2018 demostró por qué es el conductor y capitán de una selección que volvió a enamorar con su fútbol y sus goles.

James nunca bajó los brazos ni enfrió las piernas. Desde el primer minuto fue dinámico, incisivo, calidoso, como si no hubiera sentido el desgaste en la altura de La Paz cinco días atrás, cuando marcó un gol y participó en las jugadas de los otros dos tantos con que Colombia venció a Bolivia 3-2.

Este martes, en Barranquilla, James no quiso perderse ninguna de las opciones clave del partido. En el minuto 14 volvió a asistir a Bacca, como lo hizo en La Paz, con un lindo y preciso pase para el primero de Colombia.

En el 23, el cucuteño volvió a poner de gol a Bacca, quien falló. Tres minutos más tarde fue el propio James quien remató a la puerta, pero el arquero ecuatoriano ahogó el grito de gol.

En el 33 probó suerte nuevamente y el arquero le negó el tanto. En el 39 volvió a rematar, pero esta vez se fue por encima la pelota. Solo le faltó el gol al ‘10’.

Siempre fue consciente de que tenía la cinta de capitán y por eso guapeó, luchó, habló, gritó, ‘calentó’ a la tribuna y se mostró como el líder que la Selección necesita.

En el minuto 67 volvió a aparecer su magia. Aguantó la pelota, le corrió suvecito un pase a Cuadrado, quien vio llegar a Bacca y le puso el balón en sus pies para que marcara el tercero y definitivo de Colombia.

De los pies de James y con la participación de otros jugadores que estuvieron tan grandes como él –caso Bacca, Pérez y Cardona—Colombia jugó su mejor partido después del Mundial de Brasil 2014 y volvió a enamorar a los hinchas.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad