Explicación científica de por qué murió el exarquero colombiano Miguel Calero

Diciembre 04, 2012 - 12:00 a.m. Por:
ALDA MERA - Reportera de El País
Explicación científica de por qué murió el exarquero colombiano Miguel Calero

Miguel Calero, en sus tiempos como jugador del Deportivo Cali a mediados de los 90's.

El accidente cerebro vascular comenzó el pasado 25 de noviembre y trascendió en la muerte cerebral de Calero, la noche del lunes 3 de diciembre.

El exfutbolista Miguel Calero murió al medio día del martes. Así lo informó el equipo Pachuca, luego del anunció dado por los médicos donde informaban sobre la muerte cerebral del deportista. El domingo pasado la salud de Calero empezó a ser noticia después de que le diagnosticaron una retrombosis. Dos días después murió a causa de un infarto cardiorrespiratorio, cuando ya los médicos habían declarado la muerte cerebral del futbolista. Édgar Nathal, neurocirujano mexicano y uno de los encargados de atender la salud del deportista explicó que lo que había determinado la muerte cerebral de Calero fue la retrombosis, que empeoró el cuadro, aumentó la presión a un grado tal que su encéfalo no lo pudo resistir. MINUTOS FATALESEn toda enfermedad cerebro vascular, el tiempo es oro. Y en el caso del portero Miguel Ángel Calero, las cuatro horas que demoró su traslado en helicóptero desde Pachuca a Ciudad de México, separadas solo por 96 kms., pudieron jugar en contra de la vida del deportista.Calero sufrió una enfermedad cerebrovascular de tipo isquémico, es decir, cuando hay una oclusión o taponamiento de la arteria carótida por un trombo formado impide que le llegue oxígeno al cerebro. Es lo que comúnmente se conoce como trombosis.DETALLES DE LA ENFERMEDADDe acuerdo con la explicación de la neuróloga Adriana Serrano Russi, del Centro Médico Imbanaco, hay dos tipos de enfermedad cerebro vascular, ECV. 1. ECV hemorrágico: cuando hay derrame de una arteria en el cerebral y causa daños en el cerebro. 2. ECV isquémica: cuando no le llega sangre al cerebro por un coágulo y las neuronas mueren porque se quedan sin oxígeno.La ECV isquémica puede ser embólica, cuando el trombo proviene de otra parte del cuerpo, como el corazón, y migra hasta el cerebro. Y trombótica, si el coágulo se forma en las mismas arterias carótidas que suben por los lados del cuello a irrigar los hemisferios del cerebro.Cuando la irrigación de un hemisferio falla, hay un puente llamado 'El Polígono de Willis', o zona de salvación, que le suple sangre desde el otro hemisferio mientras el otro recupera su fluido natural. EL CUADRO DE CALEROAl portero Miguel Ángel Calero se le formó el trombo en la carótida que irriga el hemisferio derecho y al parecer no hubo buen fluido a través de 'El Polígono de Willis'.“Hay tres horas de oro para actuar, ese es el tiempo máximo que pueden estar las células cerebrales o neuronas sin recibir sangre y por consiguiente el oxígeno”, destaca la neuróloga Serrano. Es el tiempo que duran dos partidos de fútbol y en el caso de Miguel Calero fueron cuatro horas.DIAGNÓSTICOSe hace con un TAC o tomografía de cráneo para saber si es trombosis o es hemorrágico. Si es el primero, hay que buscar la oclusión o taponamiento o si es el segundo, para ver qué tanto derrame hubo en el cerebro y decidir el tratamiento.EL TRATAMIENTOTrombolisis: Medicamentos para disolver el trombo o coágulo, se aplican por vía intravenosa o por cateterismo que va desde la arteria femoral hasta la carótida.Enderterectomía: En casos especiales se hace cirugía sobre la arteria para extraer el coágulo. Coma inducido: Medicamentos de sedación para evitar la actividad cerebral que aumente el edema o acumulación de líquidos que segregan las neuronas muertas. Esto inflama el cerebro, pero como el cráneo es una estructura dura, comprime más las áreas sanas y dificulta la llegada de la sangre hasta que se infarta.“La idea es reducir al máximo el esfuerzo del cerebro, buscar que esté en reposo absoluto y así evitar darle motivos para que se inflame más”, dice la especialista. En el caso de Calero, al parecer cuando intentaron despertarlo del coma inducido, su cerebro estaba totalmente infartado o en muerte encefálica, que comprende el cerebro, cerebelo y tallo cerebral.Esto se comprueba mediante un protocolo que comprende test de apnea para saber si respira solo o no; exámenes de reflejos al calor, al frío, si se abren las pupilas o no, que lo hacen un neurólogo y un intensivista. ¿QUÉ LE PUDO HABER PASADO AL DEPORTISTA?Es muy raro que un hombre joven y dedicado al deporte muera por esta circunstancia. La explicación científica es que cada ser humano tiene un factor de coagulación con factores que lo reducen (hemofílicos, los que se desangran) o lo aumentan, los que hacen la sangre más espesa y tienen a formar coágulos. Este último fue el caso del arquero Miguel Ángel Calero. Ese factor de coagulación lo dan muchas variables, entre ellas la hidratación. Si un deportista no se hidrata lo suficiente, puede tener esa tendencia.Sin embargo, el punto clave en estos casos es buscar un hospital de nivel III en el menor tiempo posible y actuar en esas tres horas de oro. Y a Miguel Calero, al parecer la vida se le fue en cuatro horas.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad