"En esa época, Millonarios era como el Madrid o el Barsa de ahora": Alfredo Di Stéfano

Septiembre 26, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Tomado de Diario AS de España - El País.com.co

El exfutbolista argentino Alfredo Di Stefano, presidente de honor del Real Madrid y en su día jugador del club Millonarios, durante el homenaje que la Embajada de Colombia y el club bogotano le rindieron en Madrid.

El legendario jugador del Real Madrid y Millonarios, Alfredo Di Stéfano, dialogó con el portal www.as.com de España y contó algunas de sus anécdotas de cuando militó en Colombia.

Sus goles adornaron los arcos contrarios cuando militaba en Millonarios. Alfredo Di Stéfano y sus compañeros argentinos hicieron del equipo bogotano el 'ballet azul'. Hoy, después de ese mágico paso por el club 'embajador', el exdelantero y entrenador 'gaucho' es homenajeado por sus dos equipos del alma. “Las características del juego que teníamos nosotros eran muy buenas. Teníamos muy buen equipo. La mayoría de los jugadores eran internacionales argentinos”, cuenta don Alfredo. En la llamada época del 'Dorado', recuerda Di Stéfano, Millonarios tenía un equipo que comandaba el fútbol colombiano. "Era como el Madrid o el Barcelona de ahora. Éramos muy potentes y para no desmoralizar a la afición, ¿sabe qué hacíamos? No pasábamos de cinco goles. Jugábamos mucho, a donde íbamos ganábamos. Siempre”, comentó. Di Stéfano recuerda su llegada a Bogotá. El 11 de agosto de 1949, luego de huir de algunas discusiones y por la huelga que había en su país, el delantero llegó al aeropuerto de la capital colombiana, donde lo esperaban más de cinco mil personas. “No fui el único. Fuimos muchos. Había hasta españoles. Éramos todos amigos, nos reuníamos en Bogotá en un bar que era muy bueno. Los colombianos pusieron la tela y me abrieron el camino”, detalló. Su paso por el club azul fue magnífico; una ventana para su llegada al fútbol español. “De Millonarios me fui a Buenos Aires a pintar la casa que tenía. Me vino la invitación de jugar en España y tuve que consultar con la familia. Mi padre no quería que viniera, otros decían que sí. Había un despelote bárbaro. Mis padres me recomendaron que buscara una posición. En ese momento yo tenía una casa nueva, desde hacía mes y medio. Tenía un campo que había comprado para cultivar papas. Lo tuve que pensar bastante”, recuerda la 'saeta rubia'.El miércoles (septiembre 26) sus dos equipos del alma, del corazón, se enfrentarán para homenajearlo. Ahora Di Stéfano, Don Alfredo o el Alemán -como era llamado-, no deleitará a los espectadores con sus goles, su fútbol. Esta 'leyenda viva' disfrutará desde lo más alto del 'Santiago Bernabéu' y recordará sus épocas doradas.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad