El 'Ronco' pasó por Cali

Octubre 30, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción El País

Germán Ortega Águilar y su esposa Jeannette Florez están haciendo un rally por Colombia en un carro de carreras Ford A 1928 Tipo Baquet. La meta final, Bogotá. El fin de semana estuvo en la ciudad.

De Germán Ortega se asegura que es el restaurador profesional de automóviles antiguos y clásicos más importante Colombia. Y sí. Completa 159 autos recuperados. Entre ellos un Renault 1923, un Maxwell 1903, un FN 1912, un Ford Speedster 1916, un Lincoln 1928. Ahora anda montado en uno de ellos. Es un carro de carreras, Ford A 1928 Tipo Baquet exactamente. Lo encontró en Buenos Aires en 1991. Se enamoró. Lo compró. Lo arregló. Le puso un apodo: 'El Ronco'.Parece que es una especie de cariño verdadero. Con ese carro Germán ha participado en varios de los rally más importantes del mundo. París - Saint-Malo - Jersey – Barcelona en 1995; Bogotá-Medellín-Sincelejo -Cartagena - Colón- Panamá-David-Cerro de la Muerte- San José de Costa Rica-Panamá- Cartagena-Bogotá en 1996; París – Vuelta a Irlanda – París en 1996; París - Deauville – París en el mismo año; París - Ginebra - Parma - Ancona – Vuelta a la Península griega... En 2005 también recorrió la extensa ruta que lleva hasta Ushuaia en la Patagonia, atravesando Chile y la Argentina. Germán, de lejos, es un hombre partícular, algo extraño. ¿A quién se le ocurre montarse en un carro antiguo para irse en él hasta el fin del mundo? A Germán. No hay muchos más. A Germán y a su esposa, Jeannette Florez, que lo acompaña. Esta vez el nuevo rally es en Colombia. Un tour en solitario. Arrancó el pasado 19 de octubre desde Bogotá, pasó por Duitama, llegó a Medellín, exactamente a la sede de la Fundación Museo del Transporte de Antioquia. Después llegó a la Hacienda La Teja, en Andalucía, y el pasado viernes llegó a Cali. Lo atendieron en Caliwood, el Museo de la Cinematografía y después lo homenajearon en la sede social del Obelisco Classic Car Club de Cali. No era para menos. El Ronco había llegado a su kilómetro 50 mil de recorrido. En la noche la aventura continuó. En esa ocasión el destino era Armenia. La meta final, la capital. DATOS El auto conserva las características técnicas originales: motor con culata de alta compresión marca Thomas, transmisión mecánica, diferencial 9-34, frenos mecánicos y llantas referencia 4.50/500x21 cargadas con 32 libras de aire. El vehículo, tal y como salió de la línea de producción de la Ford Motor Company, fue carrozado a mano por el Ingeniero ítalo-argentino Jorge del Carril, un consagrado especialista de la época. El coche conserva el peso y balance exacto para que el carro pueda cruzar con seguridad, a alta velocidad, en carretera y posee dos tanques, que funcionan por gravedad, para almacenar combustible: uno que se encuentra detrás del motor, con capacidad para 10 galones y otro de 25, localizado a espaldas del Piloto y el Copiloto. El rendimiento que la máquina le saca al combustible le concede al auto una autonomía de 945 kilómetros. Se destaca que el ´28 posee dos frenos de "emergencia": uno que está al alcance del Copiloto en el pequeño habitáculo del auto, en extremo sensible y el otro, ubicado por fuera de la carrocería, que puede ser activado por el Piloto, aplicando fuerza extrema.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad