Con goles y un festejo de infarto Léider Preciado y Agustín Julio dijeron ‘adiós’

Mayo 06, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa / El País

Julio y Preciado, exfutbolistas de la Selección Colombia y de equipos como Santa Fe, Caldas, Cali, América y Medellín, se despidieron de las canchas en un partido homenaje que contó con grandes figuras del fútbol nacional.

Un encuentro poco convencional, como esos que solo se viven en los homenajes a los grandes del fútbol, se vio el sábado en el estadio ‘El Campín’ de Bogotá en la despedida de las estrellas santafereñas Léider Preciado y Agustín Julio, dos grandes figuras que el país también recuerda a su paso por la Selección Colombia.Hinchas persiguiendo a sus ídolos por las bandas de la cancha, encuentros de viejos amigos en la banca y la presencia de varias generaciones cardenales animando un pintoresco partido desde la tribuna, fueron algunos de los ingredientes del partido en el que ‘Calimeño’ y Julio se despidieron de su fanaticada albirroja.Los goles no podían faltar y con ellos las sorpresas, pues Agustín Julio además de defender su arco anotó uno de los tantos de un juego donde el marcador fue menos que la emoción y la celebración. Léider no podía faltar y luego de insistir una y otra vez, llegó el gol y con éste una celebración de ‘infarto’.“Afortunadamente pude despedirme con gol y contento porque le pude dar de nuevo una satisfacción a la gente. Busque y busqué el gol y a final se dio y no fue nada arreglado (risas). En la celebración a lo último no sentía, el latido se vino a 200 por hora pero afortunadamente no se paró el corazón”, expresó Preciado, aún agitado por el festejo del gol con sus compañeros de equipo, quienes por poco lo sacan en hombros del estadio.Julio, por su parte, agradeció la compañía de esos viejos amigos de la cancha y de la vida: Adolfo ‘El tren’ Valencia, Hárold lozano, David ‘La cachaza’ Hernández, Adelmo Vallecilla y Wilson Cano, entre otras glorias ‘jubiladas’ del Santa Fe y del fútbol colombiano. Una nómina en la cual también figuraron las directivas cardenales, durante los 70 minutos de juego: el presidente y técnico del equipo, César Pastrana y Wilson Gutiérrez.“Fue bonito que nos acompañaran estos amigos y toda la hinchada de Santa Fe. De este equipo me llevo el respeto y el cariño. De corazón agradezco por todo ese respaldo durante tantos años”, dijo emocionado el exarquero santafereño, Agustín Julio, quien hoy se desempeña como gerente deportivo del equipo capitalino. Léider por su parte, es el entrenador de las divisiones menores.Cerca de 2 mil camisetas rojas, un ramo de flores con el mensaje “Léider y Julio, gracias”, una pancarta con la imagen de los dos exfutbolistas y el mensaje ‘Leones de corazón’, así como una placa conmemorativas para cada uno y, por supuesto, los coros y elogios de los hinchas, fueron algunos de los regalos con los cuales estos dos amigos de infancia se despidieron de una hinchada que los seguirá admirando aún por fuera del campo de juego.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad