DEPORTES
Hoy:

Con goles de Artigas y Duván, América venció al Envigado en Palmira

Febrero 26, 2011 - 12:00 a.m. Por:
JAIRO RAMÍREZ RIVERA - Redacción El País

América sumó el sábado su segunda victoria en la Liga Postobón I. El equipo de Álvaro Aponte derrotó por 2-1 al Envigado, con goles de Jorge Artigas y Duván Zapata. El empate parcial de los ‘naranjas’ fue de Jorge Horacio Serna.

Los 3.000 hinchas rojos que asistieron en la tarde del sábado al estadio 'Francisco Rivera Escobar' terminaron con el corazón en la mano, pero felices de ver como un nuevo América les había hecho gozar ante Envigado con un 2-1 logrado a pulso, con hambre de victoria.Un triunfo que suma en dos tablas: en la del descenso, porque ahora el onceno de Álvaro Aponte le saca cinco puntos al cuadro de Pedro Sarmiento, y en la Liga Postobón, porque los 'diablos rojos' ya contabilizan seis puntos y la misión es llegar a los ocho de la final.Hubo aplausos para el debutante como local, el argentino-uruguayo Jorge Artigas, quien pecó, rezó y empató. En sus pies estuvo el primer gol, cuando un centro suyo le cayó perfecto en la cabeza a otro refuerzo rojo, Éver Zárate, a quien Muniver le cometió falta y el árbitro no dudó en decretar el penal.Ante la ausencia de Avilés Hurtado, la responsabilidad del cobro la asumió el mismo Artigas. Ocasión clara para ganarse la bendición del respetable, que apenas lo estaba conociendo. Pero pecó, al disparar a media distancia y el cuidapalos Víctor Soto estiró arriba su mano derecha para dejar el balón caliente. Remató Morales y Soto nuevamente se lució, hasta que la esférica salió desviada. Era el minuto 22.Un baldado de agua fría para un equipo que necesitaba ganar y que trabajaba con orden ante un Envigado que había instalado dos murallas para impedir las jugadas ofensivas.Sin embargo, en el complemento, a los 57 minutos, Artigas rezó y empató con la afición. Por derecha cobró un tiro libre desde 25 metros y al saber que el arquero visitante salía más de la cuenta no hizo un centro sino que 'chutó' un globito que colgó a Soto y el estadio estalló en júbilo y el argentino - uruguayo comenzaba a vestirse de héroe.Pero Envigado entendió que contragolpeando podía hacer daño y cambió su sistema. Por eso, en un cobro de 'Chumi' Álvarez el atacante Serna cabeceó libre de marca y puso el 1-1 a los 68.Parecía que el empate iba a sellar el resultado, pero Duván Zapata no se quiso quedar al margen y ante un centro de Del Castillo anotó de cabeza a 3 minutos del final. Así quedó claro que cuando se quiere se puede.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad