Brasil 2014: El Arena Corinthians se resiste al estreno

Abril 15, 2014 - 12:00 a.m. Por:
AFP - El País.com.co

El 15 de abril podía verse cómo la tribuna adicional norte presentaba un sensible retraso respecto a la sur, también inacabada a 58 días de que el Itaquerao acoja el primero de los seis partidos que albergará en el Mundial.

El Arena Corinthians debía estar listo hace tiempo, al ser la sede del partido inaugural del Mundial en el que Brasil, pentacampeón del mundo, vuelve a casa 64 años después.Pero los constantes retrasos e inauguraciones frustradas le han convertido en uno de los últimos estadios en obras.Aún intervenido por varias grúas en su imponente exterior, el corazón del Itaquerao mostraba el martes, cuando la constructora Odebrecht le entregó simbólicamente el control al Corinthians, una dura lucha contra el calendario, cada vez más cerca de la fecha del partido inaugural de la Copa, el 12 de junio.Lejos de donde los dirigentes del club, de la constructora y del gobierno local rememoraban ante los periodistas los progresos realizados desde que el 30 de mayo de 2011 comenzaron las obras en Itaquera, barrio popular del este de Sao Paulo, los plásticos extendidos para cubrir las moquetas de los pasillos, las salas de prensa o los palcos para autoridades, dejaban al descubierto la falta de preparación del recinto a menos de dos meses del Mundial."La emoción que sentimos es muy grande. En este acto simbólico, el Corinthians recibe de Odebrecht su casa particular, privada, y el Corinthians va a pagar por esta obra", celebró, por su parte, el presidente del club, Mario Gobbi.Pero aún faltan "algunas semanas de trabajo" para terminar el estadio, advirtió. Si las constructoras finalizan con éxito las partes restantes del Arena Corinthians que exige la FIFA, entre ellas las retrasadas tribunas adicionales para 20.000 espectadores, y pasan las inspecciones de seguridad del cuerpo de bomberos, el primer partido oficial que acogerá el Itaquerao será el 17 de mayo.Tras tres eventos menores anteriores que están previstos para finales del mes de abril y principios de mayo, el club prevé que el Corinthians reciba al Figueirense por el campeonato brasileño, y que el partido sirva a la FIFA de "evento test" del estadio, que ha costado entre 920 y 950 millones de reales (aproximadamente entre 411 y 424 millones de dólares), lo que supone un aumento de entre un 14% y 18% del presupuesto inicial.Bien sabe el máximo ente del fútbol que no es fácil fijar fechas cuando se trata de los estadios brasileños -también están sin entregar los de Porto Alegre, Cuiabá y Curitiba- y, en especial, cuando se habla del Arena Corinthians."Quiero felicitar a todos por la obra. Durante un año y medio convivimos muy cerca con un objetivo común, que ahora toma forma porque se puede hablar de muchas fechas de inauguración: la del primer entrenamiento, hoy, el día que comience la Copa...", dijo durante su intervención la vicealcaldesa de Sao Paulo, Nádia Campeao, aludiendo al baile de fechas que ha acompañado al Itaquerao desde que en octubre de 2011 fuera designado como la sede del partido inaugural.En principio, el estadio de Sao Paulo tenía que haber sido entregado a la FIFA el 31 de diciembre de 2013 junto al resto de recintos construidos para esta Copa del Mundo, pero un mes antes, el 27 de noviembre, una de las grúas que trabajaba en el estadio cayó y mató a dos obreros.Esta desgracia provocó un retraso adicional en la entrega del estadio, ya atrasado.Durante la visita del secretario general del FIFA, Jerome Valcke, al estadio en el mes de enero se acordó que la nueva fecha de finalización sería el 15 de abril.Pero el lluvioso martes no hubo ninguna inauguración, sino un simbólico traspaso de poderes y el anuncio de otro día de estreno para este estadio que se resiste a echar a andar.La nueva fecha es justo un mes después de la que se barajó meses atrás, cuando se habló de que el Corinthians recibiría al Flamengo, otro de los equipos más populares del país, por la segunda fecha del campeonato brasileño en la que sería su puesta de largo el 27 de abril.Entre la visita de Valcke en enero y la fecha acordada entonces sucedió otra desgracia, la muerte el 31 de marzo de un obrero que cayó de una altura de ocho metros mientras trabajaba en una de las tribunas adicionales.Este incidente generó la prohibición por el ministerio de Trabajo de seguir operando en estas estructuras hasta que se implementaran nuevas medidas de seguridad.Recién el pasado viernes 11 de abril el Arena Corinthians se convertía de nuevo en una zona libre para operar en la totalidad del recinto.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad