Boca Juniors le ganó al Nacional y respira en la Copa Libertadores

Marzo 14, 2013 - 12:00 a.m. Por:
EFE - El País
Boca Juniors le ganó al Nacional y respira en la Copa Libertadores

Juan Román Riquelme (i), del Boca Juniors, celebra tras anotar ante Nacional de Montevideo durante un partido por la cuarta fecha del Grupo 1 de la Copa Libertadores, disputado en el Estadio Centenario.

El resultado dejó a Nacional al frente del grupo con 7 puntos y a Boca en segundo lugar con 6, seguidos por el Toluca mexicano (5) y el Barcelona ecuatoriano (4).

Boca Juniors, que jugó con diez hombres casi todo el encuentro, se llevó el jueves una importante victoria por 0-1 en Montevideo ante Nacional, lo que le permite a los xeneizes mantenerse en la lucha por los primeros puestos del Grupo 1 de la Copa Libertadores.Un solitario gol de penalti de Juan Ramón Riquelme en el minuto 43 otorgó los tres puntos a los argentinos en un partido donde los locales no supieron aprovechar la expulsión del defensor de Boca Claudio Pérez, por doble amarilla en el minuto 21, ni un penalti que se produjo en esa misma jugada y que no supieron convertir.Nacional, que jugó muy mal y desganado todo el partido, dejó desde el comienzo que los visitantes tomaran el control absoluto del encuentro, dispuesto a salir al contragolpe cuando fuera necesario.En uno de esos escasos despliegues que realizó el equipo uruguayo, Nacional forzó la expulsión de Pérez, que ya tenía una amarilla de una acción anterior, y provocó un penalti que Iván Alonso desperdició por encima del travesaño (m.21).Pese a tener uno más sobre la cancha, Nacional no supo sacar ventaja, y sin querer imprimirle mayor velocidad a su juego, siguió aplicando el plan de dejar a los argentinos que atacaran.Esa dejadez le costó cara a los tricolores, que vieron como tras un balón parado su defensor Andrés Scotti cometía un claro penalti que el árbitro brasileño Paulo Olivera no dudó en señalar.Riquelme no falló la ejecución y Boca, cuando menos lo esperaban, se adelantaron por 0-1 en el marcador (m.43).Nacional, apático y falto de cualquier intención, siguió dejando de forma indolente que Boca decidiera el ritmo de juego pese a contar con un hombre de más.Sólo cuando el encuentro entraba en su recta final, los tricolores comenzaron a imprimirle algo de velocidad y a generar peligro, con unos rivales ya agotados.Pero su reacción fue poca, llegó tarde y estuvo mal ejecutada, además de encontrarse al arquero de Boca Agustín Orión, que con muy buenas intervenciones garantizó que los tres puntos viajaran a Buenos Aires.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad