América de México, el máximo campeón en el fútbol azteca

Diciembre 14, 2014 - 12:00 a.m. Por:
AFP - El País
América de México, el máximo campeón en el fútbol azteca

América de México celebra un nuevo título en el fútbol azteca.

En el cuadro de las Águilas está el atacante colombiano Luis Gabriel Rey, quien ya había salido campeón con Pachuca y Atlante.

Con goles del ecuatoriano Michael Arroyo, el paraguayo Pablo Aguilar y Oribe Peralta, un inspirado América se convirtió en el máximo ganador de títulos en la historia del fútbol mexicano, al golear el domingo 3-0 a Tigres en el partido de vuelta de la final del Apertura. América conquistó su duodécimo título. Las Águilas, que perdieron 1-0 en la ida, se pusieron al frente con una gran jugada de Arroyo a los 36 para igualar la serie. Aguilar marcó el tanto del triunfo a los 61, antes de que los Tigres se desmoronaran, con tres expulsiones. Peralta selló la cuenta a los 78 para América, que ganó su segundo cetro en las últimas cuatro temporadas para superar el empate que tenía con Chivas, en 11 títulos. Las Águilas, que fueron líderes de punta a punta en el torneo, se unen a Toluca (tres veces), Pachuca (dos) y Santos, como los únicos equipos en ganar la corona tras ser los mejores en temporada regular desde que se instauraron los torneos cortos en México en 1996. Para ganar el duodécimo campeonato de su historia, América se sobrepuso a muchos problemas fuera de la cancha que comenzaron con la separación del zaguero Paul Aguilar por indisciplina durante las semifinales y a los incesantes rumores sobre el fichaje del entrenador uruguayo Gustavo Matosas en lugar del argentino Antonio Mohamed, quien el lunes termina su acuerdo y ha dicho que no hay conversaciones para mantenerse en el puesto. Después de cada uno de los goles, los anotadores corrieron a la banca a fundirse en un abrazo con Mohamed, quien apenas en diciembre del año pasado asumió el cargo. Tigres, que terminó el partido con ocho jugadores, vio rota una cadena de 15 partidos consecutivos sin revés y se quedó con las ganas de alzar su cuarta corona, primera desde el Apertura 2011. Ante unos 100.000 espectadores en el estadio Azteca, las Águilas dominaron los primeros minutos del encuentro y tuvieron su primera oportunidad a los ocho, cuando el ecuatoriano Arroyo sacó un disparo desde fuera del área, que se fue ligeramente desviado. El buen ritmo de América se interrumpió a los 19, cuando el árbitro Paul Delgadillo detuvo el choque porque aficionados usaban luces tipo láser en busca de dificultar la visibilidad del portero argentino Nahuel Guzmán. Cerca de los 30 minutos, Tigres empezó a enderezar el partido y Damián Álvarez desbordó por primera vez al lateral derecho Ventura Alvarado pero su centro fue un poco alto para el ecuatoriano Joffre Guerrón. América respondió a los 35, con un disparo desde fuera del área de Martín Zúñiga y poco después Arroyo robó una pelota en la salida de los visitantes, enfiló al área, se sacudió la marca de un zaguero y convirtió con un tiro que entró pegado al poste derecho de Guzmán. Tigres tuvo su mejor oportunidad en un contragolpe a los 48, cuando Guerrón ya había superado a los zagueros y enfilaba solo al área pero el portero Moisés Muñoz salió a cortar la pelota para evitar daño. América estuvo a punto de marcar el segundo en una jugada de pelota detenida por costado izquierdo. Cobró el argentino Rubens Sambueza, cuyo centro fue rematado por Peralta, pero Guzmán desvió a tiro de esquina. Fue justo en un balón detenido cuando las Águilas encontraron su segunda anotación. Sambueza cobró una falta a 30 metros del arco y mandó un centro hacia el corazón del área, donde Aguilar le ganó en el salto a un par de zagueros y conectó un remate de cabeza que entró colocado al poste derecho de Guzmán. El tanto de Aguilar descontroló por completo a Tigres, que en un lapso de 10 minutos sufrió tres expulsiones. A los 63, Miguel Layún enfilaba solo al área y el colombiano Darío Burbano derribó al zaguero para ganarse la tarjeta roja. Tres minutos después, Álvarez fue expulsado por intentar golpear a Alvarado y a los 72 el portero Guzmán recibió una segunda tarjeta amarilla por golpear a Arroyo. Ya con un Tigres desdibujado, América encontró el tercero con un pase de Juan Carlos Valenzuela por banda derecha para Peralta, quien prendió la pelota de pierna derecha y la metió rasante y pegada al poste derecho del portero suplente Enrique Palos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad