Tres personas quemadas y 75 casas destruidas deja incendio en Popayán

Tres personas quemadas y 75 casas destruidas deja incendio en Popayán

Diciembre 10, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa
Tres personas quemadas y 75 casas destruidas deja incendio en Popayán

Un total de 75 humildes viviendas del asentamiento Triunfemos por la Paz, en Popayán, fueron arrasadas por las llamas.

La conflagración se presentó en el asentamiento subnormal Triunfemos por la Paz. Lesionados se encuentran en el Hospital Universitario San José.

Un voraz incendio en la mañana de este jueves dejó tres personas lesionadas, entre ellas dos niños, y acabó con 75 humildes viviendas del asentamiento Triunfemos por la Paz, ubicadas en el occidente de Popayán, Cauca. 

Los lesionados fueron trasladados primero a la unidad de urgencias del Centro Médico María Occidente y luego, a raíz de las graves quemaduras que registraban, traslados al Hospital Universitario San José. 

“Son tres personas quemadas, la más grave es el adulto porque registra quemaduras de primero y segundo grado en el 80% del cuerpo. Este ciudadano fue recluido en la Unidad de Quemados del Hospital San José. Para atender esta situación se requirió la participación de todo el personal bomberil”, explicó el comandante de bomberos de Popayán, capitán Juan Carlos Gañán. 

La emergencia se registró alrededor de las 6:00 de la mañana cuando al parecer un corto circuito, al interior de una estas viviendas improvisadas, generó las llamas, las cuales se expandieron rápidamente a las residencias vecinas. 

“Como son estructuras edificadas en plástico, madera y guadua, las llamas se extendieron rápidamente porque son elementos altamente inflamables. Las mismas personas se vieron obligadas a usar baldes y mangueras de jardín para sofocar las llamas, y con la ayuda de los policías, destruyeron viviendas cercanas para así cortarle, por así decirlo, el paso al fuego”, explicó Carlos Muñoz, habitante del sector. 

Durante más de dos horas los afectados y los policías lucharon para contrarrestar esta emergencia porque muchas personas buscaban la forma de salvaguardar sus pertenencias y el mobiliario en medio de la candela.

 Personas de barrios vecinos prestaron sus viviendas para que los afectados guardaran armarios, lavadoras, neveras y camas para así evitar ser víctimas de los ladrones, quienes aprovechando el caos, se apoderaban de las pertenencias que lograban ser rescatadas. 

Por momentos, las personas unieron esfuerzos para pasar de mano en mano recipientes cargados con agua para verterla luego a las viviendas afectadas en medio del afán de acabar con la candela.

Luego, y recurriendo a una retroexcavadora para abrir paso entre las improvisadas casas, los bomberos empezaron a combatir el fuego con dos máquinas extintoras y un ‘carrotanque’.

Presas del desespero, otras víctimas destruyeron el tubo madre del acueducto para así intentar controlar la situación.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad