"Todos tenemos que sacrificar algo por la paz": Aurelio Iragorri, ministro del Interior

Septiembre 30, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co | Colprensa

Aurelio Iragorri, nuevo ministro del Interior.

El nuevo hombre fuerte del presidente Juan Manuel Santos en el Gobierno habló de los temas a los que deberá hacerles frente el país y el Congreso.

Aunque no lleva un mes en el cargo de Ministro del Interior, Aurelio Iragorri Valencia ya alcanzó un reconocimiento que muchos podrían envidiar: es el nuevo hombre fuerte del presidente Juan Manuel Santos en el Gobierno. Con su temple caucano sale al paso de ese calificativo, y dice que sólo está trabajando para ayudar a la gente, recuerda que así lo hizo cuando fue uno de los artífices para levantar el paro agrario, del cual sostiene que los resultados se empezarán a ver en concreto antes de diciembre. El Ministro del Interior habló de la justicia transicional que deberá implementar el país si se aprueba el acuerdo de paz con las Farc, y es claro en decir que si bien no habrá impunidad, los colombianos sí deberán ceder ante la rigidez de la misma. ¿Se calmó la situación de protesta social en el país o sigue prendida como un polvorín? Hoy está un poco más calmada, pero lo que es verdad es que la gente del campo y el país en general, ha sentido la libertad para protestar, que no son recibidos a bolillo en la esquina. No puede cantar uno victoria en el sentido que la gente no va protestar más, lo que sí esperamos es que un ambiente como el vivido en esa tormenta no se repita. ¿No fue un precio muy alto el que pagó el Gobierno por las protestas? Se hicieron las mediciones que fueron, precisamente, en esos días, y que las mismas son una foto del momento; además, esta encuesta se encadenó con otras y afectaron gravemente la imagen del Gobierno en general. Pasado este tiempo y con la gente viendo lo que se ha hecho, la situación irá a mejorar. ¿Las Farc fueron las únicas que infiltraron las marchas campesinas? Se presentaron tres actores. Los críticos legítimos, los campesinos que en todo su derecho presentaron sus acciones de protestas; un segundo grupo que estaba detrás de ellos con intereses políticos electorales que no esperaron a lograr los votos en las urnas sino que aprovecharon esta situación para buscar adeptos políticos mostrando que ayudaban o no, y un tercero que eran delincuentes, guerrilla, que hicieron fue generar caos y delitos durante esos días. Eran tres grupos distintos que se llegaron a combinar de tal manera que era peligroso, porque uno no sabía con quien estaba dialogando o qué acción estaban cometiendo en algún sitio de bloqueo y a cuál pertenecían. ¿Hoy sí están sentados con el grupo que es, los campesinos? Se está dialogando con los campesinos, y la orden que emitió el Presidente de la República es que todos los acuerdos a los que se llegó durante ese período para el levantamiento del paro deben cumplirse. Por el otro lado, se generó lo que se llamó el ‘Gran Acuerdo Nacional para el Campo’, que busca consolidar una política agraria para el futuro de nuestro país. ¿Los campesinos y el país cuándo empezarán a ver los resultados de los compromisos a los que se llegó durante el mes pasado? En el tema de los insumos necesitamos unos 45 días en los que se hará una revisión general de los precios de los fertilizantes y plaguicidas para ver cuánto van a disminuir esos costos para los campesinos. Hay otras decisiones de carácter inmediato, la no aplicación de la resolución del ICA que hacía referencia a las semillas certificadas, pero se aplicará únicamente a las importadas pero no en las nativas. A mediano plazo también está la revisión de los créditos del Banco Agrario. Las medidas de largo plazo que son la definición de esa política agraria, el cambio de las instituciones, la representatividad de los campesinos, todo esto es un proceso que duraría un año.Ministro de peso ¿Sí se cree usted un ministro de peso y que es el hombre nuevo del gobierno al que escucha el Presidente? Ni soy nuevo ni soy fuerte, vengo con el presidente Santos desde que inició el gobierno, trabajando como siempre me ha gustado con mucha humildad, serenidad, manteniendo un perfil bajo; lo único que me interesa es trabajar por la gente. ¿Por qué cree que no es fuerte si dicen que usted fue el que logró el timonazo en la crisis con los paros? He logrado resultados importantes gracias al trabajo, la fortaleza la da el trabajo, la constancia, la paciencia y más en estos temas en donde hay tanta candela como se dice. Me dicen el bombero, pero yo dije que ese fuego que derrite la grasa es el mismo fuego que templa el acero, entonces vamos a ver qué tan templado estoy y cuántos kilos estaré perdiendo, que además me sirven para la diabetes. ¿Será también templado en sus mensajes de Twitter, en especial a los sectores de la oposición? Sigo trabajando y comunicándome a través de Twitter; lo que no creo es que los temas se deban enfrentar destruyendo a los demás. No creo en los mensajes para generar más adeptos o comunicar en negativo, quiero mandar esos mensajes positivos al país. ¿Pero le responderá al expresidente Álvaro Uribe Vélez? Cuando toque, así lo haré.¿Sí hay voluntad real del Gobierno en sacar las leyes de salud y reforma al código penitenciario? Estas leyes las vamos a seguir tramitando con todo el vigor del caso. Lo que entendemos es que al proyecto de reformar a la salud se le quieren hacer algunos ajustes. Esperamos que en este semestre puedan salir aprobadas. Vamos a estar todos presentes en la aprobación de las mismas. ¿Se mantiene la idea de llevar al Congreso una ley sobre la reforma para la inversión en el campo? Uno de los temas que tiene relación con el campo es que se deben armonizar las acciones entre los campesinos y los industriales del campo. Ese es un tema específico que tendrá que ver con ese proceso que se viene adelantando en el gran acuerdo nacional para el campo de donde saldrá el texto para llevar como proyecto de ley. ¿Cómo va la redacción de la ley de justicia transicional? Ese tema depende básicamente del proceso de negociación que se adelanta en Cuba. Dependiendo de los acuerdos a los que se llegue ahí, de las limitaciones propias del tema jurídico, en donde han criticado al Gobierno Nacional porque habrá impunidad, lo cual no es cierto; ese mecanismo podrá medir hasta dónde va el tema de la aplicación plena de la justicia y hasta dónde va el tema de los acuerdos del proceso de paz. Este proceso no es gratis, todos tenemos que sacrificar algo para que la paz se dé. ¿Por qué confía el Gobierno Nacional en que se está viviendo ya la etapa del postconflicto? No es una confianza en que estamos viviendo un proceso de postconflicto, sino que es una realidad de tres partes. Seguimos atacando duramente en Colombia las acciones de la guerrilla a pesar de que estamos en diálogos, al mismo tiempo estamos tratando de acabar con el conflicto en los diálogos que se adelantan en Cuba y también hay algunas acciones que tienen que ver con el postconflicto con la aplicación de la Ley de Víctimas y Restitución de tierras. Estamos viviendo esas tres acciones que son difíciles de explicar y a la vez difíciles de entender. Desbogotanizar el Gobierno Tanto el presidente Santos como usted hablan de que se va a ‘desbogotanizar’ el Gobierno, pero ¿cómo pasar del dicho al hecho? Lo primero que yo quiero es que este sea un Ministerio para la gente, de todos los colombianos, por eso tenemos que viajar a las regiones y recibir a las regiones en Bogotá, para resolver los problemas que tienen allá. Los problemas son innumerables, pero con una gota de agua que uno le ponga a ese mar de inconvenientes pues le puede cambiar de vida a una persona. ¿Está quedado el Gobierno en aplicar varias leyes que benefician a las regiones, como el Código Municipal? Nosotros hemos logrado una cosa sin antecedentes en la historia colombiana que es la aprobación de más de 140 leyes, este maremágnum de leyes se destaca por su calidad y por los cambios que representaron, necesitan un tiempo para su implementación. Hay leyes que aún no se están viendo, la Ley de Juventud, la del Estatuto de la Discapacidad, la Ley de Víctimas que apenas que se está empezando a desarrollar de lleno. Eso requiere de una orientación del Gobierno Nacional y que la gente en las regiones, las autoridades locales y las ajusten para su plena aplicabilidad.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad