Tiroides: todo sobre las enfermedades que pueden afectar esta glándula

Tiroides: todo sobre las enfermedades que pueden afectar esta glándula

Mayo 25, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Lorena Rosero Suárez, reportera El País.
Tiroides: todo sobre las enfermedades que pueden afectar esta glándula

Evite tratamientos para adelgazar que usen compuestos con yodo, alterarán la función tiroidea a alguien que quizás no hubiera padecido la alteración.

Hoy se celebra el Día Mundial de la tiroides. Reconozca los tratamientos oportunos que pueden mejorar su calidad de vida.

Es como una mariposa. La glándula tiroides tiene la forma de una pequeña mariposa que se ubica en el cuello, justo encima de la tráquea.Su función es regular todas las actividades que componen el metabolismo del cuerpo. Ella produce hormonas que controlan la velocidad con la que se queman las calorías y el ritmo de latidos del corazón, es productora de proteínas y regula la sensibilidad del cuerpo a otras hormonas.Según la experta Luz Ángela Casas, presidenta de la Asociación Colombiana de Endocrinología y Jefe de la sección de endocrinología de la Fundación Clínica Valle del Lili, “la glándula tiroides produce las hormonas T4 y T3, que viajan por el torrente sanguíneo, contribuyendo al funcionamiento de todos los órganos del cuerpo humano, sin excepción. Esta glándula ayuda a mantener también un equilibrio a nivel de glucosa, grasa y calor corporal”.Existen dos grandes alteraciones funcionales en esta glándula: Hipotiroidismo e Hipertiroidismo.“En el primer caso, se trata de una pérdida de función de la glándula tiroidea ocasionada en la mayoría de los casos por anticuerpos que dañan las células productoras de hormonas. En el hipertiroidismo ocurre lo contrario, hay exceso de hormonas tiroideas”, explica Édgard Nessim Dayan, médico internista endocrinólogo del Centro Médico Imbanaco. Aunque estas alteraciones son frecuentes en adultos, algunos bebés pueden nacer con deficiencia de hormonas tiroideas. “Es muy importante que se detecte a tiempo la enfermedad, porque uno de cada 3000 niños nacidos vivos en Colombia pueden padecer hipotiroidismo congénito, lo que genera deficiencias que provocan un retardo en el crecimiento físico y mental del niño, impidiendo funciones básicas como levantar la cabeza, gatear, mover los brazos, hablar, etc.”, dice la doctora Casas. “De ahí la importancia de hacer el diagnóstico y tratamiento oportuno”, agrega la especialista.TSH, la claveEl diagnóstico se realiza cuantificando los niveles de TSH (una hormona producida por la hipófisis que se encarga de regular la producción hormonal de la glándula tiroidea). “Es importante anotar que no toda TSH elevada significa que debemos dar tratamiento inmediato. Existen situaciones transitorias que la pueden alterar como estados de enfermedad aguda, ánimo, trasnocho, medicamentos. Una evaluación por el endocrinólogo, aclara el diagnóstico”, afirma el doctor Nessim. Es importante resaltar que cada enfermedad tiroidea requiere un tratamiento específico. Para ello los especialistas deben realizar estudios extras, fuera de las pruebas de tiroides convencionales. A veces se requieren ecografías de la glándula, imágenes diagnósticas y otros análisis que determinen el tratamiento del paciente y la frecuencia de los controles médicos. Nódulos y tiroidectomía Las alteraciones anatómicas de la glándula tiroidea se refieren a su crecimiento, que puede ser parcial (nódulos) o general (bocio). Es muy común encontrar nódulos tiroideos, la mayoría son benignos y de causa desconocida. El doctor Nessim recomienda “realizar una ecografía tiroidea por un experto que logre diferenciar la verdadera naturaleza del nódulo y así evitar las biopsias y cirugías innecesarias”. Generalmente, se realiza una extracción de estos nódulos (tiroidectomía), cuando hay un diagnóstico de cáncer o una presencia altamente sospechosa.“También se requiere una cirugía cuando la glándula ha crecido mucho y comprime las estructuras del cuello o cuando los tratamientos orales y radiactivos no generan ningún efecto o mejoría en el paciente. Por ello el proceso debe ser acompañado de un especialista”, concluyó la doctora Casas.Hipotiroidismo“Mareo, voz ronca, pereza extrema, cansancio, agotamiento, insomnio, depresión, aumento de peso, fueron los síntomas de alerta para darme cuenta que padecía un descontrol en la glándula tiroidea. Hoy gracias a un tratamiento de 25 miligramos diarios de levotiroxina, puedo controlar la enfermedad y llevar una vida más estable”, afirmó Martha Liliana Espinosa, paciente diagnosticada con hipotiroidismo hace 16 años. Hipotiroidismo es la enfermedad más frecuente de la tiroides. Además de los síntomas nombrados, puede producir: piel seca, intolerancia al frío, caída de pelo, dificultad de concentración, mala memoria y estreñimiento. En algunos casos más severos puede determinar deterioro de la función de otros órganos como el corazón, riñones, hígado, etc. Es importante acudir al médico cuando se padecen algunos de estos síntomas.HipertiroidismoEl Hipertiroidismo es otra de las enfermedades de la tiroides que consiste en el exceso de hormonas tiroideas. Según su severidad se asocia con ‘acelere’, palpitaciones, ansiedad, pérdida de peso, insomnio, intolerancia al calor, entre otros. Las causas van desde un anticuerpo que revoluciona la glándula tiroidea, o nódulos tiroideos (benignos) que toman el comando de la glándula. Los especialistas indican que no existen formas de prevenir la aparición de estas enfermedades. Pero insisten en que se debe mantener una alimentación balanceada, con alimentos que contengan yodo en cantidad medida, debido a que la glándula de la tiroides necesita esta sustancia para producir las hormonas. Si la tiroides no tiene suficiente yodo para hacer su trabajo, el cuerpo responde haciendo que la tiroides tenga que trabajar más duro y es por eso que se presentan estas deficiencias que afectan las funciones del cuerpo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad