Salud: EPOC, más peligrosa que nunca

Salud: EPOC, más peligrosa que nunca

Agosto 24, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Johan Giraldo, especial para El País
Salud: EPOC, más peligrosa que nunca

La diferencia entre asma y Epoc es que la primera es más una enfermedad por susceptibilidad exagerada. Aparece en la infancia o la juventud y es más episódica. La Epoc aparece más tarde por exposición de varios años a sustancias irritantes.

La Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica se diagnostica en personas de edad madura o avanzada. Si usted fuma, ahora es el momento de abandonar el cigarrillo.

La Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica es una de las cinco primeras causas de muerte en el mundo y se estima que para el año 2030 será la tercera. La Epoc, como se le conoce por sus siglas en español, mata a una persona cada 10 segundos y se calcula que más de 3 millones de personas mueren cada año a causa de este enfermedad.Las enfermedades respiratorias van en aumento debido a la exposición de la población a contaminantes presentes en el aire que son inhalados de manera voluntaria o involuntaria. Los más comunes son el humo del tabaco (cigarrillo), combustibles de biomasa como el humo de leña, sustancias alergénicas y contaminantes del medio ambiente en distintos ámbitos, entre ellos, el laboral. La Epoc no es una simple tos del fumador, sino una enfermedad pulmonar potencialmente mortal que en muchos casos queda sin diagnosticar. La afección se caracteriza por la limitación constante del flujo de aire durante la respiración, que afecta de manera importante las actividades cotidianas (vestirse, caminar, etc.) y laborales. Una de esas razones es que los bronquios y los alvéolos pierden su elasticidad. También incide que las paredes que separan muchos de los alvéolos están destruidas, provocando que la cantidad de aire que se inhala y se exhala, disminuya.Entre los síntomas característicos de la Epoc se encuentran la disnea o el ahogo, la tos y expectoración persistente. Pero estos no vienen solos, también cuentan las agudizaciones de esta afección (episodios de deterioro de los síntomas cotidianos) que empeoran el pronóstico de los pacientes. El principal factor de riesgo para el desarrollo de esta enfermedad es la continua exposición de las personas al cigarrillo. De acuerdo con un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la Epidemia Mundial de Tabaquismo 2011, en Colombia la tasa de fumadores asciende al 19 % del total de la población. Por eso la Epoc aparece, en general, después de los 40 años y se manifiesta por tos y ahogo que son progresivos y no episódico como en el asma y, de la misma forma, la obstrucción no desaparece.Andrea Pino, médica especialista en Neumonología y Broncoscopía, explica que “la Epoc es una enfermedad discapacitante y afecta a mucha población activa y en un 30 % las personas deben dejar su actividad laboral”. En Latinoamérica, las ciudades con los mayores índices de prevalencia son Montevideo con 18 %, Santiago de Chile con 15 % y Sao Paulo con 14 %. Colombia tiene un promedio del 8.9 % y Medellín es la primera con cerca del 15 % de prevalencia de la enfermedad en adultos, seguida por Bogotá y Cali.Para el neumólogo Carlos Arturo Torres, director del Departamento de Investigación y Docencia de la Fundación Neumológica Colombiana, el hecho de que “la Epoc en Colombia esté en un punto intermedio con relación a otros países, no quiere decir que el problema no sea frecuente y grande”. El especialista añade que a corto plazo no se ve que la enfermedad vaya a disminuir porque el hábito de fumar no está descendiendo. Aunque los nuevos tratamientos, la rehabilitación pulmonar y los programas de atención integral de la Epoc mejoran la calidad de vida de los pacientes y determinan un mejor futuro para quienes ya están enfermos, “el paso real es reducir el riesgo de que los sanos lleguen a estar enfermos: el consumo de cigarrillo debería estar prohibido en toda sociedad civilizada”, concluye.DiagnósticoLa forma de confirmar si se tiene EPOC es con un examen sencillo y disponible ampliamente que se llama espirometría, el cual detecta la obstrucción de los bronquios. Aunque el examen es sencillo, debe ser realizado con los equipos adecuados, con personal entrenado y cumpliendo los mejores estándares de calidad.TratamientoEsteroides inhalados u orales para reducir la inflamación pulmonar.Antiinflamatorios para reducir la hinchazón en las vías respiratorias.En los casos graves se usanesteroides por vía oral o por vía intravenosa.Broncodilatadores a través de un nebulizador.Oxigenoterapia.Asistencia durante la respiración desde una máquina (a través de una sonda endotraqueal o BiPAP).Se ha ampliado el arsenal de esteroides inhalados para mejorar su potencia y duración de acción.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad