Pago de prima especial a los congresistas encendió debate

Pago de prima especial a los congresistas encendió debate

Octubre 09, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País, Bogotá y Colprensa
Pago de prima especial a los  congresistas encendió debate

Senadores y Representantes recibirán el pago de una prima especial cada mes. Eso le costará al Estado cerca de 2.070 millones de pesos mensuales.

Hasta en el interior del Legislativo hubo críticas a la decisión del Gobierno de pagar un beneficio de $7.898.445 a los parlamentarios. El Ejecutivo se defiende.

La decisión del Gobierno Nacional de reconocer una prima especial a los congresistas por $7.898.445 mensuales para nivelar sus salarios, generó un debate en el país que llegó ayer al propio Legislativo, donde hay opiniones divididas. La polémica también trascendió a las redes sociales, donde el rechazo al pago del beneficio fue mayoritario. La medida la tomó el Ejecutivo pese al fallo del Consejo de Estado que tumbó los beneficios de localización y salud que se les pagaban a los parlamentarios.Uno de los primeros en plantear su punto de vista fue el presidente del Senado, Juan Fernando Cristo, quien consideró válido abrir un debate sobre los sueldos que ganan todos los empleados del Estado. “Este debate debe servir para hacer un análisis mucho más general y no coyuntural de la estructura de la administración pública y salarial en Colombia”, indicó el senador.Según Cristo, se debe mirar si los salarios que hoy devengan los altos funcionarios del Estado son los adecuados o no para tener un buen nivel de administración pública, de justicia y de funcionamiento del Congreso.Cristo confirmó que a partir de este mes se dará la aplicación del decreto y dijo “es muy popular salir a señalar solo que se trata de una prima a los congresistas. Eso no es cierto, simplemente se mantiene el salario que se venía devengando y vale la pena hacer el debate”.Sobre esta propuesta, el ministro del Interior, Aurelio Iragorri, dijo que “sería importantísimo hacer ese debate, creo que hay un promedio en el sector privado de gente que gana muchísimo más de lo que ganan los funcionarios públicos”. Agregó que “ese debate debería ser abierto al pueblo y que nos digan si nos tienen o no que bajar el salario o si más bien estamos en el promedio mundial o por debajo a ver qué se puede hacer”.Entre tanto, el representante a la Cámara, Iván Cepeda, dijo que no aceptaba la prima y solicitó que no se le pagara. A Cepeda se sumaron los senadores Juan Lozano y Camilo Romero y la representante Ángela Robledo, quienes anunciaron que no recibirán el beneficio. El senador Lozano advirtió: “No, gracias. No recibiré la prima”, mientras que Romero dijo que se debe propender para que “la ciudadanía busque cómo derogar ese decreto”.A su turno, el senador Armando Benedetti aseguró que si se abre un debate de sueldos se deben mirar los que se pagan en Ecopetrol o el Banco de la República y las concesiones del Estado. Ante la decisión de los congresistas de no recibir la prima, el ministro Iragorri aseguró que “están en su derecho y tendrán sus razones”. Sin embargo, enfatizó que “este problema no lo creó el Gobierno y fue una decisión judicial de una sala del Consejo de Estado, que se respeta”.Iragorri aseguró que el fallo no afectaba únicamente a los congresistas, sino que tenía un efecto en cadena que terminaba lesionando a “1900 funcionarios de las cortes y organismos de control”, por lo que recordó que hay un principio sobre derechos adquiridos y que a ningún funcionario publico o privado se le puede reducir el salario.Justificó que lo que hizo el Gobierno fue corregir el error y evitar que cualquiera de los afectados demandara con altas posibilidades de triunfo, lo que habría “sido más oneroso para el Estado”.El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, también defendió la decisión de crear la prima especial a congresistas. Según el funcionario, el fallo del Consejo de Estado que tumbó las primas de salud y localización, que representaba una reducción de $7.898.445 en los ingresos de los congresistas, tenía implicaciones sobre los salarios de otros altos funcionarios, dado que la mayoría de los sueldos en el Estado están atados a lo que devengan los parlamentarios, lo que significa que ningún funcionario público puede ganar más que un senador o un representante a la Cámara.“Este es un juego de mermelada y tostada”: Iván Cepeda, representante a la Cámara por el Polo Usted tiene una posición muy crítica sobre el decreto del Gobierno Nacional para el pago de prima especial a los congresistas, ¿en qué basa sus cuestionamientos?Esta no es una situación que se presente con base en esta coyuntura. Yo le pedí hace meses al Ministro del Interior que hiciera un proyecto de ley y lo presentara a consideración del Congreso, en el que se produjera una disminución de salarios y otras primas y beneficios de los congresistas, e igualmente se desligara el régimen salarial de los parlamentario del de otros funcionarios del Estado para no generar un efecto en cadena. Creo que este episodio sobre la prima pone en evidencia que hay una relación de chantaje y soborno entre el Ejecutivo y el Legislativo y es necesario, por el bien del país, del Estado y de las instituciones, que se haga una discusión a fondo sobre esta materia.¿Lo que usted dice es que el Presidente de la República sigue entregando mermelada?Este es un juego de mermelada y tostada, aquí hay de todo, pero es necesario que si el país quiere tener un equilibrio de poderes independientes debe abordar estos temas.Es evidente que una persona no puede renunciar a un derecho adquirido, entonces ¿qué va a hacer usted?Donarlo, ese no es un mayor problema. El asunto es crear una supervisión que permita que la opinión pública tenga la certeza de que ese dinero no lo voy a recibir.¿Son exagerados los salarios de los congresistas?Creo que los funcionarios y servidores públicos elegidos por los ciudadanos deben tener una conducta y ser percibidos como servidores públicos, no como personas que gozan de un estatus superior al del resto de ciudadanos y, en ese sentido, si bien el congresista debe tener un salario decoroso, no debe tener un salario que esté en una situación de desproporción con el resto de los ciudadanos.¿Por qué el discurso del Gobierno cuando se discute el salario mínimo es que se afectan los recursos del Estado y en este caso concreto no?Porque en Colombia hay una orientación hacia los intereses plutocráticos, decir aquí siempre se trata de cómo se amplían los derechos y privilegios de los más poderosos y lamentablemente cuando se habla de los campesinos, de los sindicalistas, de los sectores necesitados hay una actitud displicente.“Estamos buscando el muerto río arriba”: Jorge Hernando Pedraza, senador conservador ¿Cómo ve usted el decreto que les reintegró a ustedes las primas de servicios que ahora se llama especial?Esto, lo de la prima, no es ninguna creación de ningún salario adicional, no hay una moneda de centavo adicional, es simplemente cambiarle el nombre a la prima que existía por la que nos llegó.Entonces, ¿los cuestionamientos son injustificados?No sé de cuáles ataques se refiere, ni de dónde provengan.Lo que dicen es que los congresistas están percibiendo demasiado salario por su labor…Es que no hay ningún aumento de salario. ¿Quién dijo eso?, quien diga eso le miente al país.¿Qué opina de quienes han renunciado a ese derecho o que, por lo menos no lo van a recibir ese pago?Eso es un acto populista, son los primeros que van a cobrar. Yo también estoy pensando en hacerlo, más aún yo no renuncio al derecho lo tomo y lo redistribuyo con la gente que me ayuda a mí en mi proceso político y hago actos de solidaridad personal, social.¿Usted cree que los salarios que tienen hoy los congresistas son demasiado altos?Depende de lo que haga y quién lo haga.¿Cómo así?¿Todos trabajamos igual?, ¿todos hacemos lo mismo?, ¿todos servimos para lo mismo? Ahora bien, creo que estamos buscando el muerto río arriba, y segundo, la calentura no está en las sábanas.Se habla de un debate para revisar estos salarios, ¿usted lo apoya?Claro que sí, revisemos todos los salarios del país. Lo que creo es que en Colombia hay que buscar es que los salarios de los maestros, las primas de vacaciones para un campesino existan, que los salarios suban, que haya una cantidad de funcionarios públicos o privados que tengan equidad, por eso en esa ruta hemos propuesto que para el tema del campesinado se apruebe las retenciones al sector financiero, esto es que los ricos del país, que son los bancos, le den a los pobres de Colombia que son el sector agropecuario y el 8% para que haya equidad social. En este tema toca hacer lo mismo hay que buscar el salario y no que se desmejore.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad