“No se advierten condiciones para diálogos con las Farc”, Juan Lozano

Agosto 27, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Fenner Ortíz | El País
“No se advierten condiciones para diálogos con las Farc”, Juan Lozano

Senador del partido de la U, Juan Lozano.

El presidente del Partido de la U, Juan Lozano, dice que mientras la guerrilla siga con la agresión a los colombianos, el Gobierno tiene que combatirlas con todo vigor.

El presidente del Partido de la U, Juan Lozano, quien ya se encuentra en la recta final de la dirección de la colectividad, es partidario que el primer mandatario, Juan Manuel Santos siga combatiendo a las Farc, ya que considera que en los actuales no se dan las condiciones de diálogo que permitan la búsqueda de un proceso de paz.Para el Senador es evidente que mientras la guerrilla no dé gestos de paz, la única manera de enfrentarlas es continuando con la política de seguridad que emprendió en la administración de Álvaro Uribe.Aseguró que no comparte el proyecto de Constituyente que propuso un sector de su colectividad y no cree que el expresidente Uribe tenga intenciones electorales con la creación del Puro Centro Democrático.¿Cómo ve usted que en los actuales momentos se diga que el Gobierno está adelantando acercamientos de paz con las Farc en el exterior?Todos anhelamos la paz, pero mientras las Farc persistan en la agresión contra los colombianos, en la toma de municipios, en la toma de secuestrados, en causar desolación, sangre y muertos no hay más camino que mantener a la Fuerza Pública enfrentándolos con todo vigor.Entonces, ¿esto significa que el presidente Juan Manuel Santos debe continuar con la política de Seguridad Democrática de su antecesor, antes que buscar unos diálogos? El presidente Santos debe mantener con toda firmeza la política de seguridad y es lo que ha dicho que hará. En estos momentos no se advierten condiciones para iniciar unos diálogos con las Farc, mientras persistan en la actitud y en el espiral criminal que han mantenido en los últimos tiempos.¿Será que el Gobierno busca acercamientos en el exterior para buscar activar el marco legal de paz que fue aprobado en el Congreso?Es claro que ese marco legal de paz no opera automáticamente, requiere de unos desarrollos y el Congreso tiene claro que esos desarrollos no empezarán a tramitarse hasta tanto hayan condiciones y hoy no se ven esas condiciones, ojalá algún día llegaran, pero mientras persista el accionar de las Farc, como lo están haciendo hoy, no hay espacio para los diálogos.Usted le envió un mensaje al Gobierno con el proyecto de ley que otorga facultades a las autoridades para atacar a las Bacrim, ¿es un mecanismo de presión?No, es un proyecto que hemos venido discutiendo con el Gobierno, hablado con el Gobierno en su esencia, lo hemos hecho con el Ministro de Defensa desde la legislatura pasada. El 14 de agosto en la bancada del Partido de la U se priorizó y el señor Presidente de la República expresó su voluntad de apoyo al proyecto y lo ha reiterado.¿Qué pretende esta iniciativa?Es un proyecto que busca aumentar la capacidad ofensiva del estado colombiano frente a organizaciones que hoy disponen de armas largas, que obran generando intimidación y muerte, que se financian de actividades ilegales y según los reportes del Ministerio de Defensa tienen en su arsenal fusiles AK 47, tienen ametralladoras, morteros, lanza granadas, armas largas que son propias de la Fuerza Pública. Entonces, cuando están en zonas rurales no podemos ser eficaces para desmantelarlas si las seguimos combatiendo con las mismas herramientas con las que se combaten los delincuentes de barrio.¿Hay debilidad del Estado para enfrentar a las Bacrim o es una fuerza que hasta el momento no se conoce bien?Es una fuerza muy grande, con un enorme poder criminal, hay unos logros de las autoridades, pero son insuficientes y por eso se requiere de un marco legal que habilite a la Fuerza Pública para que la combata con eficacia.¿Cómo evitar que le cuelguen un mico y que las Bacrim terminen con algún tipo de estatus?No lo pueden tener y a eso nos opondríamos categóricamente. Como se dice expresamente en la exposición de motivos, estas bandas que hoy tienen algunas denominaciones mañana pueden tener otras, simplemente son delincuencia común, no los anima un propósito político, un propósito ideológico, no hacen parte del conflicto armado y el tratamiento es de delincuentes comunes. Pero, habrá quienes digan que ese es el siguiente peldaño de las autodefensas...Ese de ninguna manera es el sentido de la ley y quien pretenda interpretarla así estaría violando su espíritu, es interpretación no procede. En estos días emprenden su trámite los proyectos de Constituyente en el Congreso, ¿cuál es la posición de la U?El Partido de la U en bancada ha pedido que se estudien y se analicen las distintas iniciativas para fijar una posición conjunta. Yo, en el pasado, cuando se propuso la convocatoria a la Constituyente expresé que no era este el momento para convocarla. ¿Por qué?Cuando expresé ese criterio dije que una Constituyente debe tener la vocación de garantizar transformaciones institucionales con las que se culminen procesos de entendimiento entre los colombianos, procesos de consolidación de la Fuerza Pública, procesos de consolidación en el control territorial y eso está en camino.¿Qué lectura le da a que el uribismo, en los últimos días, haya aumentado su accionar político?El Partido de la U es amplio, en donde existen diferentes matices y es natural que esos matices se expresen permanentemente como ha sucedido a lo largo de la historia del Partido Liberal y del Conservador. Como sucedió en Estados Unidos que tenían a Barack Obama y a Hillary Clinton como candidatos y una decisión democrática dirimió. Eso es natural en los partidos.¿Se ha vuelto incómodo el expresidente Álvaro Uribe para la U?Al expresidente Uribe le expresamos respeto, admiración y gratitud por los servicios que le prestó a Colombia.¿El Puro Centro Democrático podría llegar a dividir a la U?El expresidente Uribe ha dicho que el Puro Centro Democrático no es un nuevo partido político. En esa medida hay personas que profesarán una u otras simpatías dentro de la ideología y deliberación interna. Siempre he sostenido que el Partido de la U tiene la obligación y lo ilustro con el tema de la seguridad, de preservar el legado de seguridad del expresidente Uribe, pero tiene que velar porque el gobierno del presidente Juan Manuel Santos le pueda cumplir a los colombianos.Usted dice que el Puro Centro no es un partido político, pero, entonces, ¿por qué tienen un precandidato a la Presidencia que se llama Óscar Iván Zuluaga?Pero me remito a lo que ha sido la expresión del doctor Álvaro Uribe que ha dicho que el Puro Centro no es un partido.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad