Ministro de Salud desmiente denuncias por fallas en atención a menores

Octubre 13, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa.

El Ministro calificó de escándalos mediáticos las quejas de los usuarios ante los medios de comunicación y se refirió al caso puntual del niño de 2 años que no fue atendido por la EPS Sura, luego de llegar diez minutos tarde a la cita.

El ministro de Salud, Alejandro Gaviria, desmintió varias de las denuncias hechas por ciudadanos sobre aparentes fallas en el sistema nacional, y consideró que todo se trata de “amarillismo mediático”. Mediante su cuenta en Twitter, el ministro calificó de escándalos mediáticos las quejas de los usuarios ante los medios de comunicación y se refirió a casos puntuales, como el del niño de 2 años que no fue atendido por la EPS Sura. “La supuesta tardanza de un año y medio para conseguir la cita es falsa. La madre del niño recibió más de 20 autorizaciones”, dijo Gaviria en su red social, donde además refutó la queja de un niño indígena por quien reclamaban atención médica. “El niño estaba siendo atendido en el Hospital San Rafael de Bogotá. La familia no reportó ningún problema. Funcionarios del Ministerio de Salud hablaron con la madre varias veces”, trinó. 

Sin embargo, la madre del menor de 2 años insistió que nunca recibió las autorizaciones, y que solo tuvo una y la perdió luego de llegar diez minutos tarde a la cita. 

La EPS informó que actualmente investiga, en conjunto con la IPS correspondiente, la realidad de los tiempos transcurridos en la asignación de la última cita solicitada por la madre del niño. De otra parte, el ministro Gaviria desestimó la cifra de menores con cáncer que necesitan atención en el Hospital Universitario del Valle. “Tampoco existen 500 niños con cáncer sin atención por la crisis del Hospital Universitario del Valle. Todos los niños están siendo atendidos en otras instituciones”, puntualizó. Finalizó desvirtuando la labor de los medios de comunicación. “En fin, el amarillismo mediático ha llegado a límites de escándalo. No hay análisis, ni contexto. La búsqueda de titulares ruidosos e indignantes sustituyó la necesaria investigación y la imprescindible revisión de los hechos”, comentó.  

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad