Los consejos comunales, la mejor vitrina que tuvo Uribe

Julio 04, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa
Los consejos comunales, la mejor vitrina que tuvo Uribe

Para el presidente Uribe, los consejos comunales de gobierno garantizan el cumplimiento de los compromisos en la gestión pública y en la confianza de la ciudadanía.

Este fin de semana, los Consejos Comunales de Gobierno, considerados por algunos sectores como la estrategia de comunicación más eficiente de la administración de Uribe y por otros como la personalización del poder por parte del Jefe de Estado, pasan la barrera de los 300 eventos organizados.

Este fin de semana, los Consejos Comunales de Gobierno, considerados por algunos sectores como la estrategia de comunicación más eficiente de la administración de Uribe y por otros como la personalización del poder por parte del Jefe de Estado, pasan la barrera de los 300 eventos organizados.Aquel 10 de agosto del 2002, cuando el presidente Uribe realizó el primer consejo comunal en Pasto, Nariño, muy pocos pensaron que dicha actividad fuera a convertirse en una de las principales estrategias del gobierno, a tal punto que Juan Manuel Santos, no descarta la posibilidad de continuar realizándolos.Para el ex secretario de prensa de la Presidencia de la República, Ricardo Galán, quien colaboró en estos espacios desde sus inicios, “los consejos se convirtieron en una herramienta muy eficiente para la comunicación entre el Gobierno y la gente, puesto que gracias a su realización en los más variados lugares del país, se rompió la línea tradicional de intermediación, para crear una comunicación directa entre los ciudadanos y el Presidente”.Balance, más que positivoSegún Miguel Peñalosa, alto consejero presidencial para las regiones, en estos ocho años que llevan los consejos comunales, se han trazado alrededor de 5.400 proyectos para beneficiar a las regiones, de los cuales 4.700 se han ejecutado, lo que corresponde al 88% de esos acuerdos.“Lo importante es que el 100% de las tareas en los consejos comunales se atienden, no se deja ninguna pendiente. En cada encuentro se hace un acta de compromisos y ésta se envía a cada uno de los responsables, a quienes se les hace seguimiento para que rindan informe del proceso que realizan, para lograr sus objetivos”, señaló el Alto Consejero.De acuerdo con Peñalosa, a lo largo de los años “se ha notado el mejoramiento, porque con el pasar del tiempo las necesidades de las personas eran superiores: al principio la gente clamaba por seguridad; después comenzaron a pedir mejores carreteras y ahora piden que se cubran sus necesidades superiores, es decir, créditos para estudiar e incentivos para sus emprendimientos”.Una renovación culturalEl Alto Consejero Presidencial aseguró que “los consejos comunales han generado un cambio en la cultura de participación ciudadana, que hace que los gobernantes cada vez sean mucho más serios con las promesas de campaña, con las ejecutorias del Gobierno y con las asignaciones presupuestales”.Por su parte, Galán menciona que “cuando se inició con los consejos comunales descubrimos que en muchos casos no se les daban soluciones a los problemas de la comunidad por el simple hecho de que el Gobernador y el Alcalde no se hablaban porque eran de partidos políticos distintos. Pero cuando aparece un árbitro, como el presidente Uribe, las cosas comienzan a cambiar, los dirigentes terminan hablando sobre acuerdos y se solucionan los problemas, lo que, finalmente, beneficia a las personas”.La perspectiva de los altos funcionarios sobre las necesidades de las regiones alejadas también cambió gracias a estos espacios. “Normalmente los funcionarios de alto nivel, como los ministros, los jefes de departamentos o los directores de los institutos, toman decisiones desde Bogotá, con información en power point. Eso es muy distinto a ir a los sitios, hablar con la gente, mirar el problema, verles las caras y sufrir las carencias”, señaló el ex secretario de prensa de la Presidencia.“Ir a una ciudad con 40 grados de temperatura, donde no hay acueducto y quedarse una noche hace que el funcionario en Bogotá entienda que hay que ayudar a que ese sitio tenga su acueducto”, agregó Galán.Todos estos cambios -asegura Peñalosa- “han generado un gran sentido de pertenencia en el pueblo, al saber que tienen derecho para comunicarse permanentemente con los más altos poderes del Estado; al saber que pueden exigir, reclamar y denunciar”.También hubo lunaresPero durante todos estos años no todo ha sido positivo para los consejos comunales, puesto que en varias ocasiones estos encuentros han generado discusiones coyunturales, como la supuesta personalización del poder por parte del Jefe de Estado, quitándole así protagonismo a las autoridades locales y departamentales, o también la supuesta ‘vitrina’ en la que se convirtieron estos consejos para proyectos electorales.“El solo hecho de que termine siendo reemplazado el gobernante local por el nacional, es sumamente negativo, porque esto releva la responsabilidad del Alcalde o del Gobernador y es el Presidente quien termina asumiendo funciones que no le corresponden”, dijo hace unos meses el ex alcalde de Bogotá, Luis Eduardo Garzón, quien en ese momento también justificó que por esa razón, “jamás permitió que Uribe realizara consejos comunales en la capital”.Por el contrario, Eduardo Verano, mandatario del Atlántico, considera que son los propios mandatarios regionales quienes proponen e incluso orientan la agenda de esos espacios: “Son los gobernadores quienes conocen a fondo la problemática de su región y quienes orientan los consejos comunales para encontrar una solución conjunta”.El Gobernador de Cundinamarca, Andrés González, opina que “en esos espacios se suman autoridades, se suman voluntades. Es una oportunidad para unificar políticas del orden nacional con las del orden departamental y municipal”.Un segundo cuestionamiento sobre los consejos comunales tuvo que ver con la ‘vitrina’ que se daban personalidades políticas en estos actos públicos, sobre todo en épocas electorales. Tal fue el caso de la aparición en un consejo comunal del entonces precandidato conservador y ex ministro de Agricultura, Andrés Felipe Arias, lo que provocó una dura reacción del director del Partido Liberal, Rafael Pardo, quien en su momento también pidió que le permitieran participar.Sobre esto, Miguel Peñalosa afirma que “a los consejos comunales puede acceder cualquier persona que tenga cédula de ciudadanía y la palabra se le da a cualquier persona que la pida. Eso sí, el Presidente siempre ha sido especialmente cuidadoso de no incurrir en alguna inequidad en ese sentido”.Además, en enero de este año, cuando el país se encontraba en la incertidumbre por saber si el presidente Uribe podría convocar un referendo para la segunda reelección, el Primer Mandatario se vio obligado a suspender la transmisión televisada de los consejos comunales para acogerse -por petición de la Procuraduría- a la Ley de Garantías.De esta manera desde el sábado 23 de enero, cuando se celebró el consejo comunal número 263 en San José del Guaviare, Guaviare, los colombianos tuvieron que acostumbrarse a seguir estas reuniones a través de internet, hasta cuando se cayó el referendo reeleccionista.¿Qué viene ahora?¿Qué pasará con los consejos comunales en el nuevo Gobierno? La presencia de Miguel Peñalosa en la campaña de Santos y su reciente reubicación en el cargo de Alto Consejero Presidencial para las Regiones (del cual dependen los consejos comunales) parece indicar que estos escenarios seguirán vigentes.Según Peñalosa “no es seguro si se va a continuar con los consejos comunales tal y como los viene manejando el presidente Uribe”, aunque anticipó que “entre lo que ya se tiene claro, es que se va a hacer una estrategia que se llama Democracia 2.0: un consejo comunal virtual permanente en el que la gente ya no tiene que esperar a que el Presidente vaya a la región para hacer su queja, sino que permanentemente la va a poder hacer a través de la web, y en cada Ministerio deberá haber una oficina permanente para resolver estos temas”.Cronología de los Consejos10 de agosto de 2002: primer consejo comunal de Gobierno, en Pasto, Nariño.13 de diciembre de 2003: consejo comunal número 50, realizado en Manizales, Caldas.18 de junio de 2005: se celebra el consejo comunal número 100 en el municipio de Turbo, Antioquia.3 de febrero de 2007: consejo comunal número 150 en Tierradentro, Montelíbano (Córdoba) 31 de mayo de 2008: se realiza el consejo comunal número 200 en San Roque, departamento de Antioquia3 de octubre de 2009: consejo comunal de gobierno número 250, celebrado en Apartadó, Antioquia.23 de enero de 2010: El presidente anuncia la suspensión de la transmisión televisada de los consejos comunales a través de los canales institucionales, debido a que se acogió a la Ley de Garantías.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad