Líderes mundiales prometen a Haití más ayuda y menos soldados

Líderes mundiales prometen a Haití más ayuda y menos soldados

Abril 06, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co I AP

El plan actual de ayuda internacional a Haití no ha funcionado, denunció el miércoles ante la ONU el presidente colombiano Juan Manuel Santos, quien pidió un nuevo esquema de cooperación donde la prioridad sea el desarrollo social y económico del país.

Líderes mundiales se comprometieron el miércoles a enfocarse más en el desarrollo y reconstrucción de Haití y menos en el envío de fuerzas de seguridad, asegurando que la estrategia actual no está dando los resultados deseados.En una reunión en el Consejo de Seguridad de la ONU presidida por el presidente colombiano Juan Manuel Santos, los líderes hablaron de la necesidad de enviar ingenieros y reconstruir casas en el empobrecido país caribeño.El presidente haitiano René Preval criticó al organismo multinacional por ser demasiado lento en ordenarle a su misión que abandonara las operaciones militares para concentrarse en el desarrollo."Haití no está en guerra", dijo Preval. "Lo que necesitamos son más policías". A la reunión presidida por Santos acudieron los cancilleres de Perú, Chile, Argentina, Brasil, Uruguay, República Dominicana y Cuba, además del ex presidente estadounidense Bill Clinton, enviado especial de la ONU a Haití, y el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-Moon. Rogelio Granguillhome, dirigente de la unidad de Relaciones Económicas y Cooperación Internacional del Ministerio de Relaciones Exteriores de México, también estuvo presente.Ban dijo que una reforma de las leyes en Haití debe ser una prioridad para el próximo presidente. "Los haitianos esperan que el próximo gobierno y Parlamento entreguen soluciones. Como señal de su compromiso con el cambio, el próximo Parlamento debería completar el proceso de cambiar la constitución antes de la proclamación oficial del próximo presidente", dijo el secretario general.Se necesita un nuevo esquema de cooperaciónEl plan actual de ayuda internacional a Haití no ha funcionado, denunció el miércoles ante la ONU el presidente colombiano Juan Manuel Santos, quien pidió un nuevo esquema de cooperación donde la prioridad sea el desarrollo social y económico del país.Santos pidió en el Consejo de Seguridad que sean los haitianos quienes dirijan la reconstrucción de su país, ayudados por la comunidad internacional."No hemos logrado nuestros objetivos con el actual esquema de cooperación", dijo Santos en su discurso. "La paz no se construye aumentando la dependencia".A la reunión presidida por Santos acudieron también los cancilleres de Perú, Chile, Argentina, Brasil, Uruguay, República Dominicana y Cuba, además del ex presidente estadounidense Bill Clinton, enviado especial de la ONU a Haití, el presidente haitiano René Preval y el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-Moon.Haití sufrió un terremoto en enero del 2010 que mató a más de 250.000 personas y luego se vio afectado por un brote de cólera. Varias organizaciones de ayuda locales e internacionales han denunciado además un serio aumento de violaciones y episodios de violencia contra las mujeres.Santos propuso reforzar la misión de Naciones Unidas en Haití con más personal civil en lugar de militar. El presidente habló de enviar más ingenieros y de impulsar la recogida de escombros dejados por el terremoto para que los haitianos empiecen a recordar su país tal y como era antes del temblor."Si ya tenemos una misión de operaciones de la ONU en Haití, ¿por qué no usarla al servicio de las necesidades inmediatas?", preguntó Santos.El presidente colombiano destacó que los propios haitianos han de "priorizar los recursos" pero que la comunidad internacional colaborará en la reconstrucción de viviendas para "solucionar la situación de miles de personas que aún viven en tiendas de campaña".Santos dijo que un 60% de los jóvenes del país no pueden depender aún de ayudas esporádicas. "¿Que pasará con los niños haitianos cuando los donantes se vayan?", preguntó el presidente.Colombia asumió la presidencia rotativa del Consejo de Seguridad el viernes. El país ocupará uno de los 10 asientos de miembros no permanentes del Consejo durante un periodo de dos años. Los miembros permanentes y con derecho a veto son Estados Unidos, Rusia, Francia, Gran Bretaña y China.Clinton también destacó la recogida de escombros como una prioridad. "No podemos lograr la recuperación hasta que destrocemos todos esos escombros" , dijo Clinton. "Hay que empezar a construir nuevas casas. Eso revitalizará a la gente".El ex mandatario estadounidense insistió en la importancia de lograr un desarrollo a largo plazo en el país.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad