La segunda vuelta presidencial, en medio de la guerra y la paz

Mayo 28, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País, Bogotá

Analistas aseguran que el proceso de paz será clave en la campaña. Dicen que es lo que marca la diferencia entre Santos y Zuluaga.

El tema de la guerra y la paz ya comenzó a trazar la ruta de lo que será la campaña presidencial en esta segunda vuelta, el cual, de acuerdo con la visión de diferentes sectores de opinión estará enfocado, principalmente, en las toldas del presidente candidato Juan Manuel Santos.De hecho, el martes el mismo Jefe de Estado dio las pautas de lo que será su campaña de las próximas semanas.En este sentido, el Presidente candidato anunció que contempla la creación de dos grupos en la mesa de negociación para agilizar el proceso de paz que adelanta el Gobierno y las Farc en La Habana, y en ese sentido señaló que tanto en el proceso con la insurgencia como el que iniciaría con el ELN “no voy a ofrecerles ninguna curul gratis”. También explicó que no habrá paz con impunidad y que en la participación política “ninguna persona que haya cometido crímenes de lesa humanidad va a tener una posición en el Congreso”, dijo. Santos recordó los avances que ha tenido el proceso y aseguró que “no se puede cambiar al Presidente a puertas de firmar la paz”, incluso confesó que le han sugerido que utilice el símil “¿ustedes cambiarían a Pékerman en la puerta del mundial?”.Finalmente, dijo que el propósito del proceso es que las guerrillas se desarmen y continúen en su lucha pero con las banderas de la legalidad y la democracia y reafirmó su llamado a los otros partidos políticos a unirse en una ‘Unidad por la Paz’ que se manifiesten en las urnas en las elecciones del 15 de junio. Con base en este panorama, analistas coinciden en que el tema de la guerra y la paz será la constante, incluso no creen que la decisión de Santos de meterle el acelerador al proceso sea una estrategia de campaña.En este sentido, el experto en marketing político Camilo Granada descartó que lo anunciado por Santos se trate de un manejo político del proceso de paz. “Hoy no hay ronda alguna en La Habana y la verdad no creo que Santos sea capaz de sacar dos acuerdos tan clave como el de víctimas y justicia, y desmovilización en tres semanas”, acotó.Por ello, consideró que “no creo que corresponda a una movida electoral y creo que el único mensaje que se quiere enviar es que el proceso va a avanzar más rápido”.Por su parte, el exnegociador de Paz, Calor Ossa Escobar aseguró que “el Presidente es consciente de ese riesgo y la demora que iba a tener”. Sin embargo, llamó la atención sobre que al proceso le ha faltado mucha pedagogía “y lo ha dejado a su suerte y eso ha generado que la misma gente esté confundida con respecto a los diálogos de La Habana”.Por el contrario, el analista Fabio Sánchez manifestó que “es una estrategia válida pero por sí misma es un riesgo, porque no sé si tenga el tiempo para resolver temas tan clave” y añadió que “no es novedoso que se aceleren las negociaciones para evitar que estas terminen estancadas”.Pero el tema no se limita únicamente a lo manifestado ayer por el Jefe de Estado, en la medida en que los analistas coincidieron en que sin duda la paz y la guerra serán una estrategia en campaña.Sobre este aspecto, Camilo Granada anotó que “lo que va a hacer el presidente Santos es convertir del tema de los diálogos en un plebiscito ciudadano para garantizar la continuidad del proceso de paz”.Carlos Ossa, a su turno, aseguró que el Presidente sabía que las elecciones iban a coincidir con las elecciones, por lo cual “lo que está haciendo Santos es echar los restos en materia de paz”.Mientras tanto, Fabio Sánchez aclaró que “el tema de la paz es el único que diferencia a los dos candidatos de la segunda vuelta”, ya que cree que “en los demás temas hay coincidencias, pero el impacto ante la opinión pública se basa en la forma en la que Santos y Zuluaga se refieren al proceso y las reacciones que esto genera”. Vea aquí el Especial de Elecciones 2014

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad