La ola invernal ‘empapa’ de pesimismo a los colombianos

La ola invernal ‘empapa’ de pesimismo a los colombianos

Mayo 06, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
La ola invernal ‘empapa’ de pesimismo a los colombianos

Encuesta de Gallup reveló que más del 50% de los consultados cree que las cosas en el país empeoran. En seis puntos bajó en los últimos dos meses la imagen favorable que los colombianos tenían del presidente.

El pesimismo parece no abandonar a los colombianos, que sienten que el estado de las cosas en el país ha desmejorado. Eso es lo que refleja la encuesta bimestral de Invamer Gallup, en la que más del 50% de los consultados afirmó que las cosas en el país están empeorando frente a sólo 27% que piensa lo contrario. De hecho, el optimismo en el país llegó a su nivel más bajo en los últimos ocho años y en lo que va corrido del mandato del presidente Juan Manuel Santos. Sólo en abril del 2003, durante el primer gobierno de Álvaro Uribe se dio una cifra similar cuando el 29% opinó que la situación del país empeoraba.Para los analistas la percepción negativa que tienen hoy los habitantes de diversas regiones, entre ellas Cali, va ligada a la situación que los está afectando, como por ejemplo, el fuerte invierno, la corrupción y la sensación de que la seguridad ha decrecido. Eso explica, según ellos, que el ánimo de la gente haya decaído.“La sensación que tiene la gente es que las autoridades no están haciendo lo suficiente para atender las necesidades de los damnificados ni para prevenir nuevos daños en la tragedia invernal”, aseguró el politólogo Alfredo Rangel. A ello se suma, explicó el analista, la percepción de que estos daños van a ser fuertes y que el país sólo se recuperará en el mediano plazo, especialmente en lo que tiene que ver con las vías. En cuanto a la seguridad, Rangel sostuvo que hay una percepción de que ésta se ha deteriorado, sobre todo en áreas urbanas “hay un retroceso en muchos aspectos de la seguridad y eso también puede estar inclinando a la gente hacia una visión más pesimista que optimista sobre el país”.El también politólogo Ancízar Marroquín atribuye el hecho de que el optimismo esté de capa caída a la ola de casos de corrupción que se han destapado. “Eso merma la confianza de la gente, eso golpea el ánimo de la gente. Lo que pasó con los Nule, por ejemplo”. El experto coincide con Rangel en que la ola invernal ha incidido también en el ánimo de la gente.Pero Marroquín agregó un factor para explicar el fenómeno: la sensación que hay de que la economía no crece. “La gente siente que está como estancado todo, que los negocios no se ven. Por la misma ola invernal, la gente no va al comercio. Los comerciantes sienten que no hay ventas. Y eso incide en que se perciba que país la situación está peor”.La imagen El desánimo de la gente parece haber afectado la imagen del presidente Santos, ya que tuvo un descenso de seis puntos frente a la medición de dos meses atrás. Asimismo, la aprobación a su gestión también cayó cinco puntos.Al respecto Rangel argumenta que algunos sectores perciben que el Presidente gasta mucho tiempo en la agenda internacional, o sea, en viajes, en contactos en el extranjero, mientras los problemas en el país, sobre todo los del invierno y de seguridad, se están agravando. “Eso puede haber castigado un poco su imagen”, dijo el analista.Cali también se contagióLos caleños, que han sentido en carne propia los rigores del invierno y la inseguridad, también son hoy menos optimistas, según la encuesta de Gallup. La sensación de que las cosas empeoran a medida que pasan los días creció 9 puntos frente a hace dos meses y hoy menos del 50% cree que mejoran.El catedrático Óscar Duque da dos razones por las que en Cali ha crecido el pesimismo. La primera la atribuye al incremento de los niveles de violencia común y callejera, es decir, atracos, vandalismo, hurtos, homicidios.La segunda es la incapacidad del Gobierno para actuar. “En los últimos tres años nos hemos dado cuenta que el Gobierno que elegimos no ha sido capaz de hacer nada. No es capaz de controlar el tránsito, la seguridad, las obras y se percibe que Cali permanentemente es un caos y eso obviamente eso aumenta el nivel de incertidumbre de la gente”, dijo.Pero contrario a lo que ocurre con el presidente, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina sigue conservando una aprobación del 66% a su gestión, aunque la desaprobación creció tres puntos. Por su parte, la aprobación al desempeño del gobernador del Valle del Cauca, Francisco José Lourido, descendió dos puntos frente a la medición que se hizo en febrero. Ficha TécnicaLa encuesta fue realizada por la firma Gallup Colombia Ltda. Se aplicó a hombres y mujeres mayores de 18 años de todos los estratos socioeconómicos residentes en Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla y Bucaramanga.El marco muestral fue hogares con línea telefónica fija. Se hicieron 1.200 encuestas distribuidas así: Bogotá, 400; Medellín, Cali, Barranquilla y Bucaramanga, 200 cada una.La recolección de los datos se hizo del 25 de abril al 1 de mayo del 2011.Margen de error dentro de unos límites de confianza del 95% son: para el total de la muestra de las 5 ciudades +/-3%. Para Bogotá +/-5%, para Medellín, Cali, Barranquilla y Bucaramanga +/-7%.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad