La inequidad, eje central de la Cumbre Social que se llevó a cabo en Cartagena

Abril 13, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa

El mandatario nacional reconoció que siente vergüenza por la inequidad que hay, la cual afecta cada vez más a los pobres. Presidente de Bolivia expresa preocupación porque cada vez es más impagable la deuda de los países con menos recursos.

Un hecho sin precedentes marcó el cierre de la Cumbre Social, que se realizó durante la VI Cumbre de las Américas que se cumple en Cartagena. Se trató de la intervención de dos jefes de Estado quienes participaron en éste, un foro independiente a los trabajadores, los indígenas y los jóvenes: Juan Manuel Santos como anfitrión, y el mandatario de Bolivia, Evo Morales.El presidente de Colombia y anfitrión, Juan Manuel Santos, sostuvo que no vale la pena hacer cosas, si no se cuenta con la participación de los sectores sociales.El mandatario manifestó que así se lo planteó a los más de 600 empresarios reunidos de manera paralela a la cumbre en Cartagena, y a quienes les señaló que los compromisos y desarrollo de nuevos negocios siempre deberán ir de la mano para impulsar a los sectores sociales.“Siento vergüenza como dirigente de un país de la tremenda inequidad. Esa inequidad que no nos permite progresar. Nadie puede sentirse realmente rico si está rodeado de pobreza”, sostuvo el Jefe del Estado ante el auditorio que reunió a más de 500 participantes de los actores sociales este viernes.“Si no actuamos los gobernantes y empresarios con sentido social, teniendo lo social como objetivo fundamental, nada de lo que hagamos vale la pena”, insistió Santos. El presidente les comentó igualmente a los líderes americanos la forma en que su gobierno está tratando de romper esa brecha de la inequidad.Al respecto contó cómo se está desarrollando la ley de víctimas, de la cual explicó que es la forma como el Estado retribuye en algo el dolor a todas las personas que se han afectado de manera directa por las acciones violentas.Incluso, les manifestó a los asistentes que su gran sueño es poder llegar a ser como el expresidente de Brasil Luiz Inácio Lula Da Silva, quien logró bajar en millones los niveles de personas pobres en su país, “si así fuera, podría morir tranquilo”.A su turno el presidente de Bolivia, Evo Morales, declaró que los gobiernos americanos deben trabajar unidos para bajar el nivel de desigualdad, y recordó cómo desde su gobierno ha trabajado para que los recursos sean mas equitativos.Durante la clausura igualmente habló la Secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, quien manifestó que “la sociedad democrática está sustentada en tres pilares: el gobierno, la sociedad civil y el sector privado. Si uno de estos se queda corto, todo se derrumba”.Igualmente sostuvo: “me emociona ver el progreso que tenemos actualmente en el continente. Hace 18 años, cuando mi esposo (Bill Clinton) era presidente de Estados Unidos, fuimos anfitriones en Miami de la I Cumbre de las Américas. La situación era diferente en ese entonces. Hoy vemos el progreso y este foro rinde tributo a ello”.Y consideró además: “no nos podemos dormir en los laureles. Debe llegar en día en el cada uno de los niños nacidos en el continente, tenga la oportunidad de desarrollar su potencial y desarrollarse como persona”.Hablan los jóvenesAl inicio del evento, los jóvenes al entregar la conclusión del foro americano que realizaron le pidieron a los 34 gobiernos del continente que incorporen en sus constituciones el acceso a la tecnología como un derecho fundamental, para no quedar atrás del avance del mundo en ese sentido.Los voceros de los jóvenes americanos además indicaron de esta cumbre debe salir un compromiso de parte de los empresarios, el acompañar estas propuestas que son también avaladas por los gobiernos.Por su parte, el líder indígena colombiano Luis Evelis Andrade, en representación de las comunidades americanas asistentes, indicó que los nativos le piden a los gobiernos que entiendan que el uso de la hoja de coca en sus territorios lo hacen con carácter sagrado, más no como una muestra del negocio del narcotráfico.Igualmente, en la declaración que entregaron a la plenaria del evento, señalan que debe salir un compromiso de los gobiernos de velar porque no aumente la desigualdad y la inequidad con los indígenas americanos porque son los más relegados.Por su parte, el líder sindical hondureño Francisco Quijano, en nombre de los trabajadores, entregó las conclusiones del foro que desarrollaron en el marco de la Cumbre de las Américas. En el mismo, el eje central es el compromiso de los gobiernos americanos de velar porque no sigan los actos de violencia contra los cuadros laborales.Los trabajadores americanos igualmente concluyeron que debe haber más garantías de parte de los gobiernos para que se pueda hacer uso de los derechos sindicales, porque según indicaron, cada vez es más el nivel de desconocimiento de esos derechos.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad