La falta de liquidez está quebrando las EPS subsidiadas

Julio 11, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co | Colprensa
La falta de liquidez está quebrando las EPS subsidiadas

La crisis de la EPS en todo el país tiene en jaque al gobierno Nacional.

Además de los problemas de liquidez, también se requiere un ajuste y una nueva metodología para calcular la Unidad de Pago por Capitación (UPC).

El anuncio de la Secretaría de Salud de Bogotá sobre el retiro de las EPS del régimen subsidiado Colsubsidio y Ecoopsos, dejó en evidencia los problemas de liquidez que desde hace varios años presentan el sistema.Según el secretario Guillermo Alfonso Jaramillo, a las EPS del subsidiado les hace falta recursos que permitan compensar los servicios que ahora se prestan con la unificación del Plan Obligatorio de Salud (POS)."No se puede prestar un servicio igual al del régimen contributivo con una tarifa como la que le están pagando a las EPS del subsidiado que es inferior al que tiene el contributivo, usted no puede prestar el mismo servicio con menos plata. Esa situación es la que está obligando a Colsubsidio a retirarse, fuera de otros problemas que pudieron haberse presentado", explicó Jaramillo.El Secretario agregó que la preocupación del Distrito es que 13 del total de EPS que prestan su servicio en Bogotá, están intervenidas y dos más permanecen en vigilancia por las autoridades competentes. Además, con la unificación del POS la capacidad de las EPS subsidiadas podría desbordarse en cualquier momento.Elisa Torrenegra, presidenta de Gestarsalud, gremio que reúne a las EPS del régimen subsidiado, sostuvo que esta situación que enfrenta Bogotá, se da por un conjunto de hechos, pues "hay un problema histórico y es que hemos perdido liquidez tanto por lo POS como lo NO POS sin ninguna financiación; lo cual, agravado con una UPC deficitaria hace que estas circunstancias lleven a las EPS a un jaque y a una situación financiera delicada que va a ser difícil de resolver".Sin embargo, para Torrenegra este panorama no solo está afectando a Bogotá sino a todo el país, especialmente a aquellas ciudades que tiene una UPC especial como Medellín, Cartagena, Manizales, entre otras, en las cuales la Comisión de Regulación en Salud (Cres) debería revisar su monto, pues por la oferta de servicios generan un mayor uso por parte de los usuarios y hace que la actual UPC sea más insuficiente que en el resto del país."Es un tema de metodología y de cálculo que no debe medirse con base en lo que se gastó el año anterior sino con lo que se quiere garantizar durante este año, la metodología debe ser pensando en los esquemas y frecuencias de uso", dijo Torrenegra.Por su parte, el exministro de Salud, José Félix Patiño, señaló que el principal problema que tiene el sistema de salud es haber creado la intermediación con ánimo de lucro, pues es una actividad que le ha quitado una gran cantidad de dinero al sector."Más de la mitad de los recursos de la salud se quedan en la intermediación. Si se suprime la intermediación y también las EPS entonces habría suficientes recursos para atender el Plan Obligatorio de Salud unificado. Lo que realmente se requiere es un cambio estructural del sistema evitando la intermediación que es sumamente costosa", manifestó Patiño.El exministro agregó que el Gobierno debe continuar tomando medidas, pues aunque se está haciendo el giro directo en una parte del régimen subsidiado, principalmente a los hospitales pequeños, lo ideal sería que también "le gire directamente a todos los hospitales y eso le quita un costo tremendo a la intermediación en términos del lucro que ellos tienen y de los gastos administrativos. Lo que se debe hacer es que se le gire directamente a los hospitales o de lo contrario van a tener que cerrarse"."No hay argumentos para subir la UPC"El Ministerio de Salud aseguró que la UPC o pago que reciben las EPS del subsidiado por atender a sus afiliados es suficiente."En el caso de Bogotá, los afiliados al subsidiado tienen un tratamiento especial y reciben un pago que es 7,5% superior a lo que recibe el resto del país. Mientras al resto de Colombia se entrega un pago de 433 mil por usuario, Bogotá recibe 466 mil acorde con condiciones especiales de costos y demanda de servicios que se presentan en esta ciudad. De acuerdo con la información suministrada por las EPS no hay argumentos técnicos para justificar un pago aún mayor para la ciudad de Bogotá".

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad