Jenny, la colombiana asesinada en España, era una estilista no una prostituta

Junio 05, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Resumen de Agencias
Jenny, la colombiana asesinada en España, era una estilista no una prostituta

Janny Sofía Rebollo Tuiran, de 40 años, fue identificada hoy por la policía de Bilbao (norte de España) como la mujer asesinada presuntamente por el experto en artes marciales Juan Carlos Aguilar.

Según la hermana de Janny Rebollo Tuiran, la mujer había salido hacia España en el 2000 por la depresión que le causó un embarazo fallido.

Gina Rebollo Tuiran, hermana de Jenny Sofía Rebollo Tuiran, quien fue identificada por las autoridades españolas como la mujer asesinada por un español experto en artes marciales, explicó por teléfono desde la ciudad de Montería que su madre estaba preocupada "porque Jenny llamaba casi a diario y desde el jueves no lo hacía".Además, recordó que lo último que supieron era que "iba a trabajar en un spa. Quizás llegaría a este gimnasio también. Uno a veces tiene amigas que la convidan aquí y allá y así uno entra en cualquier sitio", manifestó.Según Gina, su hermana viajó desde Montería a ese país en el año 2000, impulsada por la fuerte depresión que le causó la pérdida accidental de un embarazo. Jenny era estilista, no una prostituta como los medios españoles afirmaron. En españa se casó y tuvo dos hijos. Para los días anteriores a su muerte, Jenny se encontraba en crisis con su esposo, en medio de una separación. Este jueves, depués de que su cadáver fuera hallado en un gimnasio en Bilbao, España, la familia de la colombiana de 40 años se enteró de su muerte, de su brutal asesinato: Jenny había sido descuartizada por Juan Carlos Aguilar, un supuesto instructor de gimnasio experto en artes marciales. Aguilar, de 47 años, fue detenido el pasado domingo por la policía regional vasca en Bilbao inicialmente por agredir de forma brutal a la mujer nigeriana Maureen Ada Otuya, de 29 años, quien falleció el jueves a consecuencia de la paliza que supuestamente le propinó el acusado.De Maureen Ada Otuya así como de Jenny Sofía Rebollo Tuiran se dijo que ejercían la prostitución. Sin embargo, el comandante de la Policía de Bilbao, Gervasio Gabirondo, aclaró a Blu Radio que Jenny no estaba dedicaba a estas actividades y que, por el contrario, su oficio era el de estilsita. Juan Carlos Aguilar, el presunto autor de los dos asesinatos, fue enviado a prisión el miércoles tras confirmarse el fallecimiento de la mujer de origen africano que estaba en coma desde hace tres días.Los hechos, que han conmocionado a España y que han devastado a la familia de Jenny, se remontan al pasado domingo. El acusado, un experto en kung-fu identificado como Juan Carlos Aguilar, fue visto por varios testigos mientras arrastraba por la fuerza a una mujer al interior de su gimnasio en el centro de Bilbao.Cuando llegaron los agentes, Aguilar había agredido a la mujer nigeriana. En los registros posteriores al arresto, la policía encontró restos óseos en el gimnasio y en su casa.Los análisis forenses determinaron que se trataba de restos humanos correspondientes a una sola persona, que había sido descuartizada. La víctima era una colombiana de 40 años. El fiscal superior del País Vasco, Juan Calparsoro, dijo que lo ocurrido es una "demostración más de la violencia machista" y sugirió que las penas de cárcel para el imputado podrían superar los 30 años.Y Aguilar se presentaba como divulgador del verdadero budismo y maestro de kung-fu. Años atrás, fue entrevistado en algunos programas de televisión en España sobre su conocimiento de las artes marciales. Aguilar, así como había engañado a España, engañó a dos mujeres y las asesinó.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad